<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Internacional | PUBLICADO EL 28 julio 2021

El camino de las Coreas para volver a dialogar

  • Los gobernantes de Corea del Sur, Moon Jae-in, y del Norte, Kim Joung-un (derecha), buscan puentes para reanudar acercamientos. Duraron 13 meses sin si quiera contacto diplomático. FOTO Getty
    Los gobernantes de Corea del Sur, Moon Jae-in, y del Norte, Kim Joung-un (derecha), buscan puentes para reanudar acercamientos. Duraron 13 meses sin si quiera contacto diplomático. FOTO Getty
  • Los gobernantes de Corea del Sur, Moon Jae-in, y del Norte, Kim Joung-un (derecha), buscan puentes para reanudar acercamientos. Duraron 13 meses sin si quiera contacto diplomático. FOTO Getty
    Los gobernantes de Corea del Sur, Moon Jae-in, y del Norte, Kim Joung-un (derecha), buscan puentes para reanudar acercamientos. Duraron 13 meses sin si quiera contacto diplomático. FOTO Getty
Por redacción y agencias

Líderes del Sur y del Norte se comunicarán dos veces al día. Pyongyang, con apoyo de Seúl, se acerca a EE.UU. ¿Qué sigue?

Corea del Norte y del Sur acordaron restaurar sus comunicaciones rotas desde hace más de un año, después de que desde la ciudad de Pyongyang –capital del norte– se suspendieran todos los contactos entre los dos países vecinos.

El hecho que detonó el rompimiento de las comunicaciones ocurrió en junio del año pasado, tras amenazas de varios grupos de activistas de enviar panfletos y notas contra Pyongyang, al otro lado de la frontera.

Poco después, Pionyang destruyó el edificio de la oficina de enlance intercoreano en su territorio, endureció su lenguaje y dejó en punto muerto el diálogo entre los dos países, el cual había reiniciado en 2018, menos de un año después de llegar a la presidencia del Sur el liberal Moon Jae-in.

No obstante, los gobernantes de las dos Coreas, la del Norte con Kim Jong-un al frente, y la del Sur, bajo el mando de Moon Jae-in, ya habían allanado parte del camino para restablecer una comunicación oficial: en abril, ambos mandatarios se enviaron cartas en las que acordaron restaurar las líneas de emergencia, según confirmó la presidencia surcoreana en un comunicado.

“Según el acuerdo entre los gobernantes, el Norte y el Sur tomaron la medida de volver a operar todas las líneas de comunicación intercoreanas”, a partir de este martes, informó la agencia noticiosa oficial norcoreana KCNA.

Agregó que “también acordaron restaurar la confianza mutua entre las dos Coreas lo antes posible y avanzar nuevamente con la relación”, por esta razón, se realizarán dos llamadas diarias entre representantes de ambos países.

En medio de esta noticia de acercamientos, el presidente surcoreano fue señalado como el artífice de la primera cumbre entre Corea del Norte y un presidente estadounidense, en junio de 2018 en Singapur; pero Pyongyang cortó gran parte del contacto con Seúl –capital del sur– tras el colapso de una segunda cumbre entre Kim Jong un y el entonces presidente estadounidense Donald Trump, en Hanói, que dejó paralizadas las conversaciones nucleares.

Acercamientos en otra vía

Los lazos para tener un nuevo acercamiento con EE. UU. también tuvieron ayer un avance importante. Kim Jong-un dijo en junio que Pyongyang se debe preparar para “diálogo y confrontación” con Washington, con especial énfasis en el segundo punto.

La Casa Blanca prometió “un abordaje práctico, calibrado”, en una reciente revisión de su estrategia por persuadir al empobrecido Norte de desistir de sus programas de armas nucleares y balísticas.

Sung Kim, principal diplomático estadounidense a cargo de Corea del Norte, dijo que Washington está listo para reunirse con Pyongyang “donde sea, cuando sea, sin precondiciones”.

Yang Moo-jin, profesor de la U. de Estudios Norcoreanos, comentó a AFP que la reanudación de las líneas de emergencia intercoreanas son una respuesta inicial a la oferta de diálogo de Washington: “Parece que él decidió que restaurar las relaciones intercoreanas es beneficioso para las políticas internas y externas del Norte”

13
meses estuvieron congelados los diálogos entre Corea del Sur y Corea del Norte.

Contexto de la Noticia

radiografía una relación fría y distante

La relación entre ambas Coreas tuvo su más álgido momento después de la fracasad cumbre sobre desnuclearización entre Corea del Norte y EE.UU., la cual se desarrolló en Hanói, en febrero de 2019 y de la cual Corea del Sur hizo el papel de mediador entre Corea del Norte y el gobierno estadounidense. El reinicio de los contactos mediantes las epístolas y llamadas diarias en la península, podría generar un buen clima de acercamientos que conllevar al relanzamiento de las conversaciones sobre desarme nuclear de las grandes potencias en el mundo. Desde inicio de este 2020, el presidente surcoreano hizo “guiños” a su homólogo del Norte para reanudar la comunicación.

.