<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Economía | PUBLICADO EL 19 noviembre 2022

Le dijeron “no” al jeque: ¿por qué fracasó la octava OPA por el GEA?

Esta vez el intento fue del jeque árabe Tahnoun bin Zayed, por Nutresa, quien no alcanzó su objetivo. La OPA quedó desierta.

  • Tahnoon bin Zayed Al Nahyan - Jaime Gilinski - Carlos Ignacio Gallego - Jorge Mario Velásquez - Gonzalo Pérez. FOTO ARCHIVO
    Tahnoon bin Zayed Al Nahyan - Jaime Gilinski - Carlos Ignacio Gallego - Jorge Mario Velásquez - Gonzalo Pérez. FOTO ARCHIVO
  • Tahnoon bin Zayed Al Nahyan - Jaime Gilinski - Carlos Ignacio Gallego - Jorge Mario Velásquez - Gonzalo Pérez. FOTO ARCHIVO
    Tahnoon bin Zayed Al Nahyan - Jaime Gilinski - Carlos Ignacio Gallego - Jorge Mario Velásquez - Gonzalo Pérez. FOTO ARCHIVO
Le dijeron “no” al jeque: ¿por qué fracasó la octava OPA por el GEA?
DIEGO VARGAS RIAÑO

Los accionistas del Grupo Nutresa no le siguieron la cuerda a Tahnoun bin Zayed. A través de su conglomerado IHC Capital Holding, el jeque árabe quería quedarse con entre el 25% y el 31,25% de los títulos de la multilatina de alimentos, pero apenas logró el 7,71%. Como no accedió a tomar esta porción, entonces la Oferta Pública de Adquisición (OPA) quedó desierta.

Ayer, al final del período para que los accionistas manifestaran su intención de venderle, se confirmó que el banquero Jaime Gilinski habría accedido a ceder el 5% de los títulos de Nutresa –es dueño del el 31,09%–, pero esto no bastó para darle un empujón a su socio árabe.

Con esta jugada Gilinski apostaba por obtener recursos del orden de US$343 millones que le servirían para rebajar la deuda que adquirió con entidades como First Abu Dhabi Bank, la cual expidió las garantías en las OPA que formuló por Nutresa y Sura.

Puede leer: ¿Funcionarán? Las seis medidas con las que el Gobierno busca enfrentar el encarecimiento de precios

No obstante, quedarse con la tercera parte de Nutresa le resultó un “camello” al jeque y en ese sentido la composición accionaria de la empresa paisa se mantiene tal cual: Grupo Sura sigue como principal inversionista con el 35,23% de los títulos, y le suceden Nugil (de Gilinski), con el 31,09%, y Grupo Argos, con 9,95% (ver Gráfico).

Se trata del octavo embate en 12 meses por el denominado Grupo Empresarial Antioqueño (GEA). Nutresa ha sido el objetivo cuatro veces; en tres ocasiones lo fue Grupo Sura; y una vez lo fue Grupo Argos.

Tres por una

¿Pero por qué fracasó esta última oferta en la que se ponían sobre la mesa 15 dólares por acción? En análisis de Sebastián Toro, fundador de Arena Alfa, el mensaje del GEA a Gilinski es que si quiere el control de Nutresa, Argos o Sura debe pagar por ellas independientemente.

Es que si la OPA por Nutresa hubiese tenido éxito, la participación accionaria del jeque en esa empresa aunada a la de Gilinski les habría dado potestad para lograr una cuarta silla en la junta directiva de Grupo Sura, y en un “efecto dominó” terminarían quedándose con las tres empresas del denominado GEA, y con la joya de la corona Bancolombia.

Podría interesarle: Cerca de 209.000 colombianos verán el Mundial de Qatar mientras teletrabajan

Como quien dice, así el dólar esté hoy a $4.994,61 y la oferta del jeque equivaliera a $74.919 por acción de Nutresa, esto sería un precio bajo considerando todo lo que hubiese podido ganar en el trasfondo.

Artillería legal

Aunque esta OPA pasó sin pena ni gloria, dejó muchos cruces en el camino que incluso involucran acciones legales. Para muchos este era un punto al que se llegaría tarde o temprano, tomando como referencia las viejas rencillas entre Gilinski y el GEA.

Solamente esta semana se conoció que la justicia admitió una acción popular en contra de Andrés Bernal, Ángela Tafur y María Ximena Lombana, fichas de Gilinski en la junta de Grupo Sura; además, un juez ordenó a los representantes legales de esa compañía no atender instrucciones provenientes del órgano directivo, con menos de cuatro miembros.

Así las cosas, más que cerrarse un capítulo en esta novela que empezó hace un año, parece todo lo contrario. Por lo pronto se espera por la asamblea extraordinaria de accionistas que el próximo martes adelantará Grupo Sura para recomponer su junta directiva.

Infográfico
Diego Andrés Vargas Riaño

En mis bolsillos hay una grabadora y unos audífonos; en mi mente, amor por el periodismo.

Si quiere más información:

.