<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Cine | PUBLICADO EL 28 enero 2022

Guillermo del Toro vuelve a dirigir, esto dice de su nueva película

El director mexicano Guillermo del Toro estrena El callejón de las almas perdidas, su nueva película tras haber ganado el Óscar en 2018 por La forma del agua.

  • Guillermo del Toro, a la izquierda. A la derecha Rooney Mara y Bradley Cooper en una escena de la película. FOTOS Cortesía
    Guillermo del Toro, a la izquierda. A la derecha Rooney Mara y Bradley Cooper en una escena de la película. FOTOS Cortesía
  • Guillermo del Toro, a la izquierda. A la derecha Rooney Mara y Bradley Cooper en una escena de la película. FOTOS Cortesía
    Guillermo del Toro, a la izquierda. A la derecha Rooney Mara y Bradley Cooper en una escena de la película. FOTOS Cortesía
Por Claudia Arango Holguín

Antes de cada película hay un cuaderno –o varios– en los que el director mexicano Guillermo del Toro escribe y dibuja sus ideas. Sí, las dibuja, con trazos muy precisos, ilustraciones de sus “monstruos” muy bien elaboradas, llenas de colores, como él se los sueña.

Es uno de tapa dura, hojas amarillas y sin líneas. Toda su imaginación, su idea de una fantasía macabra y siniestra, está plasmada allí. El cineasta escribe en español, en letra cursiva, si hace un dibujo en la mitad, el texto sigue la línea imaginaria para ir de lado a lado en el espacio que le quede, todo cabe en sus cuadernos.

Para su nueva película, El Callejón de las Almas Perdidas, también hizo uno: “Cada vez dibujo y escribo menos, porque tengo un grupo de colaboradores más frecuente, pero para esta cinta hice algunos. El del bebé con el ojo cíclope, por ejemplo, y sí anoté los principios interesantes de la película: el uso de un círculo como símbolo tanto de circularidad del filme como del pozo donde está el geek que va a perseguir a Stanton Carlisle (Bradley Cooper) toda la cinta”, cuenta en una conversación con EL COLOMBIANO. El bebé cíclope aparece en el filme.

Este nuevo proyecto

Han pasado tres años (2018) desde que Del Toro ganó el Óscar como Mejor director y Mejor película por La forma del agua, y ahora con El Callejón de las Almas Perdidas dice no sentir ansiedad del éxito previo. Él solo trabaja por hacer lo que quiere y esta vez quería dirigir, escribir y producir ese episodio de la novela negra (noir). La historia fue primero un libro –de William Lindsay Gresham– publicado en 1946 y del que se hizo una película al año siguiente.

Aclara que no es un remake (adaptación) del primer filme, “es una nueva versión de un libro. Hay un montón de vertientes que no se exploraron la primera vez y que yo quise trabajarlas”.

Su idea de lo monstruoso, encarnado en un personaje “atractivo visualmente” como Bradley Cooper, ha estado en sus películas desde el inicio de su carrera y “he sido fanático del cine negro siempre. Por fin después de décadas pude hacer este sueño realidad”.

El Callejón de las Almas perdidas ya está en las salas de cine, dura cerca de dos horas y media y narra la historia de un hombre que vende su alma al arte de la estafa (Bradley Cooper). La cinta pasa del círculo íntimo de una feria ambulante de la década de 1930 –de escándalos y maravillas– a los salones de riqueza y poder en los que imperan la seducción y el engaño.

“La película habla de la verdad y la mentira, que eso puede ser político, social, económico, pero es principalmente la relación más íntima con tu espíritu”, dice Del Toro para quien lo más importante será que cuando usted la vea pueda desaprobar o aprobar al personaje principal, “pero si tenemos la buena suerte de que haya sido bien contada, lo van a entender”, concluyó.

Contexto de la Noticia

En un minuto El tamaño de un filme es su ambición cinematográfica

Esta película llega a estrenarse a salas, pero hoy los estrenos están muy vinculados a las plataformas...

“Es una encrucijada, son dos caminos que se cruzan. Yo no puedo mentir, algunas de las películas que más me impactaron siendo niño las vi en televisión. La primera vez que vi Metrópolis de Fritz Lang fue en la tele. La primera vez que vi un Hitchcok fue en televisión, también los clásicos de cine mexicano. No creo que vayan a desaparecer las salas de cine, pero va a ser una experiencia más determinada para cierto tipo de película. Te puedo decir que todo viene con algo bueno y algo malo, es decir, la vida es un sánduche de mierda, tiene más pan o menos pan, pero siempre hay mierda. Las películas se van a hacer y se verán en cine o en plataformas.

Yo llevo cargando Pinocho cerca de 15 años, ningún estudio la quería hacer y Netflix me dijo, hagámosla, y yo estoy encantado de que se haga, creo que más allá de un titular interesante, el fenómeno merece el análisis y el tiempo de que respire. Estos cambios se van a llevar otros cinco años para definir dónde cae qué. Lo interesante es que podamos seguir contando historias, eso es lo más importante”.

Claudia Arango Holguín

Periodista, presentadora y locutora. Fui DJ de radio, reportera de televisión y ahora disfruto el ejercicio de escribir a diario. Melómana, cinéfila y seriéfila.

.