<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x

una de las primeras instituciones que adoptó el bilingüismo en la ciudad cumplió siete décadas de enseñanza, graduando más de 2.800 mujeres en el mismo lapso. el aniversario será celebrado en una serie de eventos, entre ellos un foro educativo.

con una eucaristía en la catedral metropolitana de la ciudad, comenzó la celebración de los 70 años de historia del colegio marymount, ubicado en la comuna de el poblado, en medellín.

el centro educativo fue fundado en 1954, cuando las religiosas del sagrado corazón de maría trajeron por primera vez una oferta educativa bilingüe femenina a la ciudad de medellín.

su historia como uno de los primeros colegios privados de la ciudad, relata también la transformación colombiana. “cuando comienza el colegio en los años 50, se buscaba educar a las mujeres con herramientas que les permitiera ser líderes en la sociedad y contar con el manejo de una segunda lengua que era el inglés. se funda el colegio, y a finales de los años 50 y 60 viene todo este auge de las mujeres, de la libertad, del liderazgo, del empoderamiento, es por esto que creemos que nuestras religiosas fueron muy vanguardistas”, comentó catalina guzmán urrea, rectora del marymount.

por sus aulas han pasado medallistas olímpicas, campeonas mundiales deportivas, importantes investigadoras científicas internacionales, médicas reconocidas a nivel mundial, directoras de fundaciones y ong, empresarias, directoras de teatro y líderes culturales, actrices, gerentes de empresas, periodistas destacadas y un incontable número de mujeres que se han dedicado a dejar huella, un legado en la sociedad.

“tenemos claro el contexto de estas estudiantes, que vienen de unas familias donde sus papás son líderes empresariales, en salud, financieros, en fin, dentro del sector productivo tienen un liderazgo, vienen con ese adn. entonces, como las estudiantes traen desde casa esas herramientas, buscamos formar buenos seres humanos que, con todo lo que tienen, puedan realmente impactar la sociedad; es esa ética de cómo me relaciono con el otro, qué hago por el otro, es mi bienestar, pero también es el bienestar del otro”, comentó guzmán.

según las directivas de la institución, esta fue pionera en adaptar los cambios tecnológicos que experimentaba el mundo perder su filosofía. de las máquinas de escribir pasaron rápidamente a los computadores y al uso de internet y la adopción de nuevas metodologías. en pandemia tuvieron un modelo exitoso de educación virtual y luego fue uno de los primeros colegios privados en abrir sus puertas tras la cuarentena.

“siempre ha dado respuesta a lo que ha pasado en lo social en ese momento, entonces ahora la pregunta es ¿qué vamos a hacer con todo este tema de inteligencia artificial, con la tecnología, las redes sociales? ¿cómo formamos estudiantes para que tengan esas herramientas, pero también pensando en cómo van a impactar en lo social? esto nos hace unos abanderados en esa educación pertinente, pero que también es de vanguardia”, explicó la directiva.

uno de los giros trascendentales que ha tomado la institución recientemente es la inclusión en sus aulas de niños, convirtiendo al marymount en una institución de educación de calidad ahora mixta. hasta la fecha se han matriculado 21 niños para la vigencia 2024.

además, su énfasis actual es la inteligencia emocional. “a la par del currículo académico tenemos el currículo socio emocional, es la posibilidad de que los niños y los padres de familia vean ese seguimiento de ese ser humano, que no solamente da cuenta del rendimiento académico, sino de cómo vas como persona, qué hábitos has desarrollado, desde tu proceso evolutivo, cómo va esa relación con el otro y contigo mismo”, relató la rectora.

el marymount medellín tiene doble acreditación internacional proporcionada por las agencias cis y neasc, proceso que se realiza cada cinco años. este año se acreditará bajo una nueva ruta que les permitirá documentar sus cuatro nuevos proyectos: espacios de aprendizaje siglo xxi, educación mixta

un cambio de mentalidad, sistema institucional de evaluación y el currículo internacional en preescolar, basado en el juego.

según indicaron desde el marymount, este es el segundo mejor colegio de la ciudad y ocupa el lugar 15 en el país, según el ranking col sapiens 2023

2024.

la celebración por los 70 años también acogerá el foro “educación pertinente para un mundo cambiante” que se llevará a cabo en el auditorio del colegio el próximo 6 de marzo, desde las 8:00 a.m. y contará con 300 invitados presenciales en el auditorio y transmisión en streaming por el canal de youtube del colegio para toda la comunidad que quiera conectarse.

language COL arrow_drop_down

El Gobierno quiere legalizar la cocaína para cobrar impuestos

La discusión la revivió el director de la Dian con anuencia del Presidente. El Congreso ya se mueve.

  • Los cultivos de coca se concentran en el Pacífico Sur, Catatumbo y Antioquia. FOTO EL COLOMBIANO
    Los cultivos de coca se concentran en el Pacífico Sur, Catatumbo y Antioquia. FOTO EL COLOMBIANO
El Gobierno quiere legalizar la cocaína para cobrar impuestos
15 de octubre de 2022
bookmark

La propuesta de descriminalizar la cocaína volvió a ser puesta sobre la mesa por el Gobierno y, de inmediato, levantó polvareda. Ahora fue el director de la Dian, Luis Carlos Reyes, quien escribió en Twitter: “Hay que legalizar (y gravar) la cocaína”.

El funcionario publicó esta frase acompañada de un trino de su jefe, el presidente Gustavo Petro, quien compartió con sus seguidores un editorial de The Economist, en el que el medio de comunicación se refirió al fracaso de la llamada “guerra contra las drogas” y se mostró a favor de un nuevo enfoque al tratamiento que el Gobierno de Estados Unidos les da a sustancias como la marihuana y la cocaína.

Reyes añadió: “Y hay que penalizar a los evasores VIP, que año a año le cuestan al Estado entre 40 y 80 billones de pesos que deberían irse a educación, salud, infraestructura y bienes públicos. Como están las cosas, en Colombia no habríamos cogido a Al Capone ni por traqueto ni por evasor”.

Esta narrativa no es aislada. En el Legislativo, el senador Gustavo Bolívar, del Pacto Histórico, ya impulsa una reforma para legalizar el alcaloide. “En 2018 radiqué 2 proyectos para legalizar la marihuana y pocos creían. Hoy que la marihuana legal es un hecho, sigo en campaña por la regulación de la cocaína, la única salida a la guerra. Cada año de prohibicionismo nos cuesta miles de muertos”, enfatizó.

El senador Iván Marulanda, del partido Alianza Verde, también puso a rodar un proyecto de ley en 2021, buscando regular la producción y el consumo de cocaína, el cual pasó el primer debate en la Comisión Primera del Senado.

Sobre este tema, el presidente Petro expuso su visión el pasado 19 de agosto, durante la transmisión de mando en la Dirección de la Policía.

Ante los altos mandos de la institución, la cúpula militar e invitados de embajadas y agencias de seguridad internacionales, dijo: “La Policía no está para perseguir jovencitos en los parques, ni para tumbarle la carreta a un vendedor ambulante, ni para llevar a la cárcel a familias campesinas que cultivan coca porque no tienen más que cultivar”.

El debate sobre la legalización de la cocaína revivió a raíz de un viraje en la política federal de EE.UU. respecto al cannabis. La semana pasada, el presidente Joe Biden declaró que “nadie debería estar en la cárcel solo por usar o poseer marihuana. Estoy tomando medidas para poner fin a nuestro enfoque fallido”. La primera consecuencia sería la excarcelación de 6.500 presos.

Negocio multimillonario

La actividad económica que pretende gravar el director de la Dian es una de las más lucrativas del planeta. Según el último Reporte Mundial de Drogas de la ONU (World Drugs Report 2022), en 2020 se detectaron 234.200 hectáreas cultivadas, que equivalen a 328.000 canchas de fútbol.

La producción global fue calculada en 1.982 toneladas de cocaína pura, para una demanda de 21 millones de consumidores.

Infográfico

Colombia sigue siendo el principal productor, después de Perú, Bolivia, Ecuador y Venezuela. De hecho, el 90% de la cocaína que ingresa a EE.UU. proviene de nuestra nación.

En el país hay 143.000 hta, según la ONU, con potencial de producción de 1.228 ton.

En el mercado colombiano, un kilo de cocaína se comercializa por $4’000.000 a $6’000.000, según la plaza; el mismo kilo en EE.UU. puede costar $94 millones y en Oceanía $940 millones.

En esto radica uno de los principales retos de la legalización: que el mercado más rentable para la cocaína está en el extranjero, donde es ilegal, por lo que Colombia tendría que convencer a varias naciones de suavizar las normas, si es que pretende sacarle el máximo provecho al negocio.

Aún así, anuncios como el realizado por el Gobierno podrían generar un incremento en los sembradíos a mediano plazo. En 2012, durante los diálogos de paz con las Farc, circuló entre los campesinos la noticia de que el Estado iba a despenalizar los cultivos. El número de hectáreas subió de 49.000 a 171.000 en 2017.

Al final no hubo tal despenalización y solo las mafias se beneficiaron, dejando al cultivador con un pequeño margen de ganancias

El empleo que busca está a un clic

Te puede interesar

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*