<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Mundo | PUBLICADO EL 01 mayo 2022

“Colombia subió a un nuevo status con EE. UU.”, dice embajador Goldberg

Philip Goldberg afirma que su país está dispuesto a seguir una buena relación con quien gane la Presidencia. Pero advierte que “habrá que verlo”, porque “para bailar se necesitan dos”.

  • El embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg, ha tenido tres encargos diplomáticos en el país. FOTOS Edwin bustamante
    El embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg, ha tenido tres encargos diplomáticos en el país. FOTOS Edwin bustamante
  • Embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE
    Embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE
  • El embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg, ha tenido tres encargos diplomáticos en el país. FOTOS Edwin bustamante
    El embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg, ha tenido tres encargos diplomáticos en el país. FOTOS Edwin bustamante
  • Embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE
    Embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE

Las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Colombia van a cumplir 200 años en medio de un muy tenso ambiente en la geopolítica de la región por cuenta del apoyo de algunos países a Rusia. Y el aniversario se cumple el próximo 19 de junio, justo el día en que se debe llevar a cabo la segunda vuelta de las elecciones a la Presidencia en Colombia.

El embajador Philip S. Goldberg, en diálogo exclusivo con EL COLOMBIANO, dice que las relaciones entre Colombia y Estados Unidos “están mejor que nunca” y que Colombia acaba de subir a un nuevo estatus en su relación con Estados Unidos.

Si bien afirma que su país está dispuesto a mantener la cercanía sin importar quién gane las elecciones, advierte que habrá que ver qué pasa y describe el futuro de esa alianza con una alegoría: “para bailar se necesitan dos”.

Goldberg es un gran conocedor de Colombia. Está vez es su tercera temporada en el país, la primera como embajador. Aunque muy pronto se irá a ocupar el cargo de embajador en Corea del Sur. La primera vez que vino en misión diplomática fue en plena época del narcotráfico y cuenta que no podían visitar a Medellín por cuestiones de seguridad. Ahora, 32 años después y con varias décadas de experiencia, llama la atención sobre los cambios que ha tenido la ciudad.

¿Embajador cómo lo recibió Medellín?

“Muy bien. La primera vez que vine a Colombia hace 32 años no pude viajar a Medellín por los carteles de narcotráfico. El embajador de Estados Unidos en ese entonces, MacNamara, vino para mostrar que Estados Unidos sí podía visitar Medellín. Pero esta ciudad y la región ha cambiado totalmente. Ha mejorado mucho”.

Usted ha estado en Colombia en tres momentos diferentes. ¿Cómo ha visto ese proceso en el país?

“Colombia ha progresado bastante y, a la vez, hay mucho que hacer todavía. Hay áreas del país, zonas rurales, que no han mejorado tanto cuando se comparan con las ciudades como Medellín.

Los presidentes Joe Biden e Iván Duque se reunieron hace poco en la Casa Blanca para conmemorar los 200 años de los vínculos diplomáticos y en este momento la relación está mejor que nunca, contamos con cooperación en todos los campos. Washington ve a Colombia como su buen amigo, hasta buen aliado ahora, no perteneciente a la Otan, pero un gran aliado porque compartimos valores como la democracia y la libertad de prensa”.

¿Ya se limaron las asperezas que se dieron cuando el entonces embajador Francisco Santos y el Centro Democrático apoyaron la candidatura de Donald Trump para la reelección?

“Como le dije, los dos presidentes estuvieron juntos en la Casa Blanca celebrando la relación entre ambos países. Entonces, estamos ante una de las mejores relaciones que hemos tenido. No hay ningún problema que venga de ese periodo”.

Ante la posibilidad de que llegue un presidente de izquierda, ¿seguirá ese buen momento en las relaciones o pueden darse cambios?

“Eso vamos a tener que verlo. Desde la perspectiva de los Estados Unidos queremos continuar una relación estratégica, muy estrecha, por eso estamos trabajando con el gobierno actual en campos como el militar, la aplicación de la ley, la asistencia con Usaid promoviendo el desarrollo económico, los esfuerzos contra el narcotráfico y el terrorismo.

Nosotros tenemos toda la intención de continuar una relación respetuosa y también cercana con Colombia, pero, como decimos en inglés, no sé si la usan en español: se requieren dos para bailar”.

Embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE
Embajador de Estados Unidos en Colombia, Philip S. Goldberg. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE

¿No sabemos si el otro va a estar disponible?

“Se requiere algo recíproco. Yo puedo hablar por mi gobierno, no por las campañas políticas de aquí”.

¿Qué significa que Colombia esté dentro de la Alianza Trasatlántica como un aliado estratégico no Otan?

“Estados Unidos confiere a Colombia una preferencia en términos de nuestra cooperación militar. Colombia queda en el frente de la fila para recibir cierta ayuda, equipo, entrenamiento.

¿De Estados Unidos no de la Otan?, ¿o de los dos?

“Colombia ya es socio global de la Otan pero esto significa que Colombia ha subido a un nuevo estatus con Estados Unidos, hablamos de una relación cercana, no Otan, con Colombia”.

¿Cuál es la diferencia entre lo que existe hoy, que Colombia es un aliado importante de Estados Unidos, y lo que usted está planteando?

“Hasta cierto punto es un reconocimiento formal de ese estatus. Ya tenemos una relación muy fluida y completa con Colombia en muchos campos. Es algo que técnicamente puede darle a Colombia una preferencia para acceder a más equipo, etcétera”.

¿Esto implica que ya se esté pensando en alguna entrega de equipos o de armas?

“Apoyamos ampliamente a Colombia en todo, pero eso no significa que haya un cambio o una promesa más. Por ejemplo, tenemos 470 millones de dólares en ayuda para el año que viene, un presupuesto que ya fue aprobado por nuestro Congreso. Queremos seguir trabajando, no importa el Gobierno; pero, como ya lo dije, no puedo hablar por otros, ellos tienen que hablar por sí mismos”.

¿Este acercamiento cada vez más próximo de Estados Unidos y Colombia tiene que ver con la influencia creciente de Rusia en Venezuela?

“Estamos ayudando a Colombia desde antes que Rusia estuviera presente en la frontera. Sin embargo, no es bueno que estén ahí porque sus objetivos no coinciden con la democracia: están apoyando la dictadura de Venezuela.

Desplegaron una invasión brutal en Ucrania en contra de la población civil, personas inocentes, y que va en contra de todos los principios del Derecho Internacional. Eso es lo que hace ahora Rusia en esta región apoyando a Maduro y a ese régimen dictador”.

Embajador, pero Estados Unidos ha tenido acercamientos con el régimen de Nicolás Maduro y se especula que se darán permisos a empresas privadas para que dialoguen con ese gobierno. ¿Eso significa que falló la estrategia que tenía la Casa Blanca de ignorar a Maduro?

“No es un acercamiento. Un grupo de nuestros diplomáticos fueron a Caracas para conseguir la liberación de tres ciudadanos norteamericanos que estaban secuestrados, presos injustamente. Ahora, creemos que ellos (el oficialismo) regresarán a México para hablar con el presidente Juan Guaidó y la oposición. Eso no quiere decir que hay un cambio, nosotros reconocemos que él (Nicolás Maduro) es un autoritario, que controla ciertas partes de Venezuela y les da refugio a los grupos narcoterroristas colombianos”.

Dijo usted “presidente Guaidó“. ¿Estados Unidos lo sigue reconociendo como mandatario?

Hasta este momento, sí. Él es el presidente constitucional y lo reconocemos como tal”.

¿Qué posición tomaría Estados Unidos si el próximo presidente de Colombia reconoce a Nicolás Maduro como presidente legítimo, y no a Juan Guaidó?

“Esa sería una decisión del presidente de Colombia. El presidente Iván Duque ha sido firme diciendo las verdades de lo que representa Maduro para la región. Como ya lo dije en otra ocasión, yo no controlo lo que puede decir o hacer un gobierno extranjero, yo hablo por el mío”.

¿Estados Unidos ve a Rusia como un peligro para Colombia?

“Sí. Como saben, en diciembre de 2020 dos diplomáticos rusos fueron expulsados por actividades fuera de sus funciones. Ellos también actúan en Venezuela apoyando a un régimen que ha producido dos millones de refugiados hacia Colombia, un país que permite a grupos narcoterroristas resguardarse allí. Yo pregunto: ¿Eso es un acto de amistad?”.

Hay muchos colombianos interesados en sacar su visa para viajar a Estados Unidos, pero poca disponibilidad de citas, incluso no hay agenda hasta 2024. ¿Hay algún plan de la Embajada para ampliar su capacidad de atención para hacer el trámite?

“Estamos intentando acelerar el proceso para recibir una visa, pero ese proceso fue víctima del periodo de covid, porque no pudimos hacer tantas entrevistas en debido a las medidas de bioseguridad. El proceso consular es autofinanciado y durante el periodo de pandemia no hubo pagos y por eso tuvimos que despedir a quienes hacían las entrevistas y no los hemos remplazado”.

¿Cuántas personas están esperando visa?

“No tengo la cifra exacta, pero es algo que me da tristeza porque queremos que los colombianos viajen a Estados Unidos. No obstante, es importante aclarar que las visas para los estudiantes y las de trabajo en ciertas categorías siguen priorizadas; las visas turísticas son las que están estancadas”.

Hay una alta demanda de cooperación internacional por la pandemia y la guerra. ¿Es posible que el dinero que requiere Ucrania por la invasión afecte la financiación futura de Colombia para otras cuestiones?

“Todo el mundo está sufriendo el costo económico de lo que ha hecho Rusia. La inflación está elevada, en parte por la pandemia, pero también por la escasez de alimentos en algunos lugares del mundo y por el estancamiento en la cadena de suministro por los contenedores que no llegan ni salen de los puertos.

Por eso es necesario que todos los países democráticos se unan para enfrentar esta situación, como ya lo han hecho Europa, Estados Unidos, y muchos latinoamericanos y de Asia que reconocen la gravedad de lo que está sucediendo en Ucrania. Hay otros que no, que prefieren evitar el tema o tratar de suavizar su política frente a Rusia. China, por ejemplo, no ha dicho nada en contra de lo que ha hecho Vladimir Putin contra los ucranianos”.

Su nombramiento como embajador de Estados Unidos ante Corea del Sur es un hecho, solo falta la aprobación del Congreso. ¿Cuándo se va de Colombia?

“El presidente me honró nombrándome como embajador en Corea del Sur, es un cargo muy importante para Estados Unidos, y ahora le queda al Senado aprobar la nominación. Es probable que pase por Washington para celebrar los 200 años de relaciones diplomáticas y luego me vaya”.

Juliana Gil Gutiérrez

Periodista egresada de la facultad de Comunicación Social - Periodismo de la Universidad Pontificia Bolivariana.

Luz María Sierra

Directora de EL COLOMBIANO.

.