<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Deportes | PUBLICADO EL 16 mayo 2022

Iván Ramiro Sosa, la carta que le queda a Colombia en el Giro de Italia

Arranca la segunda semana del Giro de Italia, en la que Iván Ramiro Sosa espera mostrar sus dotes en la montaña.

  • Ante el retiro de Miguel Ángel “Supermán” López, la principal carta de Colombia en el Giro es Iván Sosa. FOTO GETTY
    Ante el retiro de Miguel Ángel “Supermán” López, la principal carta de Colombia en el Giro es Iván Sosa. FOTO GETTY
  • Ante el retiro de Miguel Ángel “Supermán” López, la principal carta de Colombia en el Giro es Iván Sosa. FOTO GETTY
    Ante el retiro de Miguel Ángel “Supermán” López, la principal carta de Colombia en el Giro es Iván Sosa. FOTO GETTY
Iván Ramiro Sosa, la carta que le queda a Colombia en el Giro de Italia
Clasificación general1. Juan P. López 37:52.012. Joao Almeida a 12 seg.3. Romain Bardet a 144. Richard Carapaz a 155. Jai Hindley a 206. Guillaume Martin a 287. Mikel Landa a 2919. Iván Sosa a 5:5331. Santi Buitrago a 16:0856. Harold Tejada a 46:5072. D. Camargo a 1:02:30134. F. Gaviria a 1:59:10

Para subir a Pasca, Cundinamarca, primero hay que pasar por la Avenida de Las Palmeras, en Fusagasugá, la tierra de Lucho Herrera. Son 11 kilómetros de puro ascenso, hasta los 2200 metros sobre el nivel del mar, y con rampas de hasta el 11 % de dificultad. Una vez allí, y si todavía queda oxígeno en los pulmones, puede contemplarse la majestuosidad cundiboyacense expresada en el valle de Tenza, Guatavita y todo ese territorio alguna vez gobernado por el pueblo Muisca.

En Pasca, el 31 de octubre de 1997, nació Iván Ramiro Sosa, el joven capitán del Movistar español, y que navega en el puesto 19 de la clasificación general del Giro de Italia. Sosa, dos veces campeón de la Vuelta a Burgos, ganador este año de la Vuelta a Asturias y quien también ostenta títulos en el Tour de Provence y en Sibiu, llegó a la Corsa Rosa con la clara expectativa de meterse al top 10, o al menos de disputar la casaca de la montaña. Hasta ahora, sin embargo, ha pasado desapercibido.

Para los escaladores, el Giro apenas comienza esta semana. Se viene lo más duro y, si se tienen buenas piernas, se puede subir en la general. Esto no está definido”, dice el joven cundinamarqués, quien aprendió a montar bicicleta a los 9 años de edad, en una pesada cross de llantas negras.

Entonces no tomaba tan en serio el ciclismo, y hasta prefería jugar fútbol con sus amigos de la vereda Gúchipas, donde creció ayudando a sus padres, Antonio y Telma, en las labores del campo.

“No era mucho lo que hacía en todo caso, porque ellos mismos me pedían que me concentrara en los estudios, aunque nunca fui el mejor de los estudiantes”, recuerda Sosa, 20 en la etapa del Blockhaus, el domingo.

Fue su tío Joaquín quien lo animó a ser ciclista y, a los 14 años, ya dueño de una GW de aluminio, muy bonita, comenzó a rodar con sus primos a lo largo de Cundinamarca y Boyacá.

“Al principio competía en circuitos, pero poco a poco empecé a ir a carreras más importantes. Estuve sin equipo como hasta los 15 o 16 años, y entonces, Fabio Chingaté me reclutó para el Canapro, equipo con el que pude ir a las carreras de la Federación Colombiana de Ciclismo”.

Al principio, la escuela le quedaba a 10 minutos y se iba caminando. Luego, cuando pasó al colegio, el Adolfo León Gómez, en honor al gran dramaturgo de Agua de Dios, tenía que andar hasta una hora. En bici llegaba más rápido, y siempre tenía compañía en la carretera. ’

“Sale mucha gente por las vías de Cundinamarca. Muchos campesinos, estudiantes, ruteros, turismeros. Siempre hay alguien con quien rodar”, afirma el hombre, quien tras su paso por Canapro fue a probar suerte a Italia, donde ganó carreras y alcanzó podios a nivel amateur, resultados que llamaron la atención de Gianni Savio, quien lo convocó a las filas del Androni, donde ya estaban Egan Bernal y Rodolfo Torrres.

Fue Andrea Bianco quien me recomendó en Europa y luego conocí a Gianni Savio. Al comienzo fue duro, por la barrera del idioma, pero Egan y Rodolfo me ayudaron mucho”, cuenta.

La carrera de Sosa ha ido de menos a más. Ya no es el joven ciclista de hace dos años, que apenas estaba formándose, aprendiendo. Hoy día es un “capo” respetado dentro del pelotón, y sus entrenadores ven en él al futuro campeón de una grande.

“Iván tiene mucho talento, y sube como los mejores. Todavía no ha sacado todo su potencial”, expresa Gianni Savio.

Vuelve la fiesta

El Giro se reanuda hoy con la etapa entre Pescara y Jesi, sobre 196 kilómetros, una verdadera tortura para las piernas en los últimos 100 kilómetros, con muros, subidas cortas y breves descensos. Una montaña rusa interminable. Luego vendrán dos etapas planas, Parma-Génova y el circuito obligado de Reggio Emilia, donde Fernando Gaviria ha ganado dos veces.

Finalmente, Cuneo, Turín y Cogni, el fin de semana, donde otra vez los grandes favoritos, incluido Sosa, se mostrarán los dientes antes de descansar para la tercera semana.

Les Fleurs, Verrogne y Cogne, el domingo, ya se le hacen agua a la boca al joven cundinamarqués, que no ve la hora de cruzar la meta de una gran vuelta, para seguir persiguiendo los pasos de su gran amigo, Egan Bernal.

Infográfico
.