<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Colombia | PUBLICADO EL 14 febrero 2021

Contraloría revisará avance en reconstrucción de Mocoa

  • La avalancha registrada en 2017 dejó más de 300 personas fallecidas. FOTO: COLPRENSA
    La avalancha registrada en 2017 dejó más de 300 personas fallecidas. FOTO: COLPRENSA
  • La avalancha registrada en 2017 dejó más de 300 personas fallecidas. FOTO: COLPRENSA
    La avalancha registrada en 2017 dejó más de 300 personas fallecidas. FOTO: COLPRENSA
COLPRENSA-Juan Quiceno Ramírez

La misma entidad ya ha alertado en otras oportunidades por la falta de avance en el proceso.

Una comisión de la Contraloría General de la República visitará este lunes 15 de febrero el municipio de Mocoa, Putumayo, con el fin de revisar el avance de los proyectos de reconstrucción tras la avalancha del 31 de marzo del 2017 en la que fallecieron más de 300 personas.

La comisión estará encabezada por el contralor delegado para el Sector Vivienda y Saneamiento Básico, Javier Reyes Bustamante, y el contralor delegado para el Sector Infraestructura, Gabriel Adolfo Jurado.

Este lunes, el recorrido incluirá visitas al hospital, el megacolegio y los proyectos de vivienda tras la destrucción total por la emergencia. De hecho, la Contraloría ya ha alertado en varias ocasiones sobre la falta de avances en la construcción de las viviendas urbanas prometidas tras la emergencia ocurrida en 2017. Además la Plaza de Mercado y el Centro Penitenciario de Mocoa.

La comisión de la Contraloría permanecerá en Mocoa hasta el martes 16 de febrero, día en que también se hará un recorrido por el Acueducto y cinco puntos de las obras de mitigación.

Este 2021 se cumplirán cuatro años de la avalancha de lodo y piedras causada por el desbordamiento de las quebradas Taruca, Taruquita, La Misión, Ríos Mulato y Sangoyaco, el 31 de marzo de 2017.

El hecho causó la destrucción total de las redes eléctricas, la caída de muros, la destrucción total de las casas, el colapso de la red de acueducto, alcantarillado y gas y la afectación de puentes, colegios y hospitales en Mocoa.

Luis Carlos Villegas, quien fuera ministro de Defensa para la época del desastre y nombrado gerente para esta reconstrucción había dicho a EL COLOMBIANO en noviembre que, al dejar su cargo en agosto de 2018, quedó aprobado el documento Conpes por 1,2 billones de pesos destinados a la recuperación de Mocoa y a las obras de mitigación encaminadas a amortizar y prevenir futuras emergencias.

A pesar de que en la actualidad no está al tanto de la reconstrucción –según comentó en aquel momento– le habían informado que del monto apropiado solo se habían ejecutado 600.000 millones de pesos, es decir, la mitad de los recursos.

Nosotros entregamos 300 casas de las 900 prometidas y me dicen que después de esas tampoco se han entregado más (...) creo que ahí hubo una demora en la conciencia del nuevo Gobierno sobre la importancia que tenía esa reconstrucción”, afirmó Villegas.

En el caso de Mocoa, desde su punto de vista, sin duda hubo un vacío de voluntad, a pesar de que a los damnificados poco les importa el tinte político de la administración de turno y esperan una solución. Aunque allí, según apostilló, “todavía hay tiempo de hacer lo que dejamos previsto”.

.