<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Mundo | PUBLICADO EL 28 junio 2022

La OTAN se expande para frenar a la Rusia invasora de Putin

Mientras Moscú aseguró que la guerra en Ucrania se acaba si Kiev se rinde, Estados Unidos apoya ingreso de Finlandia y Suecia a la alianza.

  • Los presidentes Joe Biden, de EE.UU., y Emmanuel Macron, de Francia, y la primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, en Madrid en la cita de la OTAN. gETTY
    Los presidentes Joe Biden, de EE.UU., y Emmanuel Macron, de Francia, y la primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, en Madrid en la cita de la OTAN. gETTY
  • Los presidentes Joe Biden, de EE.UU., y Emmanuel Macron, de Francia, y la primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, en Madrid en la cita de la OTAN. gETTY
    Los presidentes Joe Biden, de EE.UU., y Emmanuel Macron, de Francia, y la primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, en Madrid en la cita de la OTAN. gETTY
Por AFP y redacción

La OTAN admitió este martes las candidaturas de Suecia y Finlandia con la mirada puesta en frenar a Rusia, que exigió la rendición de Ucrania tras cuatro meses de conflicto y justo cuando es acusada de “crímenes de guerra” por el bombardeo de un centro comercial que mató a 18 personas.

“Me complace anunciar que tenemos ya un acuerdo que allana el camino para que Finlandia y Suecia se unan a la OTAN”, anunció el secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte, Jens Stoltenberg, al inaugurar este martes en Madrid la cumbre del organismo.

Los dos países nórdicos, tradicionalmente no alineados militarmente, cambiaron de postura después de que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, invadiera a Ucrania el pasado 24 de febrero.

Rusia, incluso, intensificó en las últimas semanas su ofensiva en el este y este martes descartó cualquier otra solución del conflicto fuera de la rendición de Ucrania.

“La parte ucraniana puede poner fin (a la guerra) en el día de hoy. Hay que ordenar a las unidades nacionalistas que depongan las armas, hay que ordenar a los soldados ucranianos que depongan las armas y hay que aplicar todas las condiciones fijadas por Rusia”, afirmó Dmitri Peskov, portavoz de Putin. Y precisó: “Así, todo termina en un día”.

Pero el bombardeo ruso que mató el lunes a por lo menos 18 personas en un centro comercial en Kremenchuk (centro) pareció avivar la determinación ucraniana.

Es “uno de los actos terroristas más descarados de la historia europea”, denunció el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski.

Rusia desmintió los hechos y aseguró que el lugar, en desuso, se incendió tras haber bombardeado un depósito de armas cercano.

En todo caso, Zelenski pidió una investigación de la ONU sobre el caso, para “recoger información de forma independiente y ver que esto realmente fue un ataque con misiles rusos” (ver Paréntesis).

“Los ataques indiscriminados contra civiles inocentes constituyen un crimen de guerra”, advirtieron los mandatarios del G7, el grupo de las principales economías occidentales, reunidos hasta el martes en Alemania.

De hecho, el G7 acordó estrechar el cerco sobre Moscú apuntando a la industria militar y prohibiendo las importaciones de oro de ese país.

El objetivo es “aumentar” el costo de la guerra para Moscú, resumió el jefe de gobierno alemán, Olaf Scholz. Dijo que Ucrania está sufriendo “una brutalidad nunca vista en Europa desde la Segunda Guerra Mundial”. Por ello, “es importante que sigamos dispuestos a proporcionar ayuda”, añadió.

Además, Estados Unidos anunciará este miércoles refuerzos adicionales “a largo plazo” en Europa, mayoritariamente concentrados en el flanco este, fronterizo con Rusia, según dijo el asesor de Seguridad Nacional, Jake Sullivan. Y el presidente Joe Biden, por su parte, respaldó la ampliación de la OTAN y ratificó su respaldo a Ucrania.

Contexto de la Noticia

Paréntesis Piden apoyo a Naciones Unidas

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, pidió a la ONU que visite el centro comercial que fue objeto de un ataque con misiles en la ciudad Kremenchuk, donde murieron 18 personas. El mandatario lo hizo en una videoconferencia con el Consejo de Seguridad. También les pidió a los miembros del Consejo, incluido Rusia, guardar un minuto de silencio por los muertos en la guerra. “Sugiero que envíen a un representante especial, o al secretario general, para que la ONU pueda recoger información (...) y ver que esto realmente fue un ataque con misiles rusos”, dijo.

.