<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Fútbol | PUBLICADO EL 24 noviembre 2020

Ídolos históricos aconsejan cómo levantar la cabeza

  • David Ospina y Jeison Murillo, hombres que le han brindado cosas positivas a Colombia, dolidos por la situación. FOTO Juan A. Sánchez
    David Ospina y Jeison Murillo, hombres que le han brindado cosas positivas a Colombia, dolidos por la situación. FOTO Juan A. Sánchez
  • David Ospina y Jeison Murillo, hombres que le han brindado cosas positivas a Colombia, dolidos por la situación. FOTO Juan A. Sánchez
    David Ospina y Jeison Murillo, hombres que le han brindado cosas positivas a Colombia, dolidos por la situación. FOTO Juan A. Sánchez
Por John Eric Gómez marín

Cuatro referentes de Selección recuerdan cómo salieron de momentos difíciles como el que se atraviesa hoy.

Todo parece que a los actuales integrantes de la Selección Colombia se les olvidó el compromiso que sellaron en marzo pasado cuando recién comenzaba la cuarentena mundial por el efecto covid.

En esa ocasión, y a través de una reunión por zoom, tres de sus capitanes (Falcao García, David Ospina y James Rodríguez) plantearon escenarios motivacionales e hicieron promesas para encarar de la mejor forma posible la Eliminatoria Suramericana rumbo al Mundial de Catar-2022.

“Son tiempos difíciles, complicados, que seguramente van a sacar lo mejor de nosotros. También como equipo y grupo, nos va a fortalecer porque estamos constantemente preocupados de cómo está cada uno, nos estaremos escribiendo, teniendo contacto con la mayoría”, manifestó Radamel Falcao García, la ausencia más notable en las duras derrotas ante Uruguay (0-3) y Ecuador (6-1).

“Estos momentos han sido muy difíciles, pero a la vez nos dejan muchas enseñanzas. Siempre hemos reiterado, esta Selección se ha convertido en una familia y sabemos que lo importante es estar en familia”, apuntó Ospina.

Y agregó unas palabras que hoy toman mayor relevancia: “Nos vamos a encontrar con muchos momentos de esos complicados en los campeonatos y las eliminatorias en que estemos. Y en esos momentos uno se tiene que fortalecer”.

Sin embargo, el más emocional durante ese encuentro virtual fue James Rodríguez. El volante cucuteño invitó a sus compañeros a pensar en grande. “Espero que nos veamos pronto, que todo salga bien y que cuando estemos juntos otra vez, podamos conseguir cosas grandes, que es lo que todos queremos, títulos. Al final eso es lo que queda. Acuérdense de eso, es lo que siempre va a quedar”.

Hoy, tras los encuentros de la Eliminatoria, esas palabras quedaron en el aire, y las aparentes discordias y el desconcertante escenario de las derrotas impulsaron un ambiente totalmente opuesto a los propósitos.

No obstante, y desde la barrera, quienes ya pasaron por situaciones similares y hoy gozan del retiro como futbolistas y exintegrantes de selecciones nacionales tienen algo que aportar para salir del atasco que originó la crisis al punto de que ya se habla de cambio del timonel portugués Carlos Queiroz.

Exreferentes de la Selección consultados por EL COLOMBIANO toman la batuta para recordarle a esta generación que ellos también sufrieron fracasos, pero salieron fortalecidos. ¿Cómo lo hicieron?

Contexto de la Noticia

Freddy Rincón dice que se necesita liderazgo

“En esta Selección se nota la ausencia de liderazgo. Nadie habla y el que lo hace lo tildan de crear mal ambiente. En la época de nosotros todos hablábamos: “El Pibe”, Chicho Serna, Leonel, Bermúdez, Faustino y yo. Nos hacíamos oír y así despertábamos a los demás. Si a estos muchachos no les dan a entender lo que significa la responsabilidad de portar la camiseta de la Selección va a ser muy difícil que las cosas cambien. Tienen que aprovechar que en los clubes en los que juegan hay grandes figuras y deben tener humildad para escucharlas. Yo, por ejemplo, cuando estuve en Palmeiras, tenía de compañeros a Evair, Roberto Carlos, Antonio Carlos, Edmundo, Edilson, era prácticamente una Selección, y en momentos difíciles hablaba con todos, les pedía consejo. Nosotros conjugamos un proceso con calidad futbolística y el deseo de poner a Colombia en lo más alto. Ese mismo pensamiento lo deben tener los jugadores actuales y más después de que ya estuvieron en dos mundiales y ganaron un prestigio. Mejor dicho, el deseo de hacer historia nunca se puede perder y así fue como le jugó Ecuador a Colombia, de eso hay que aprender tal como le pasó a Argentina cuando perdió 5-0 con nosotros. Además, teníamos un técnico como Pacho Maturana que nos dejó muchas enseñanzas y en todos los puestos jugadores referentes. Todo ello se compactó para que, después de tantos años de trabajo, hiciéramos buenas eliminatorias. Ellos tienen la experiencia de lo que nos pasó a nosotros en el 94, donde nos faltó privacidad, el hotel era una locura y teníamos muchas distracciones. Deberían aprender de ese pasado”.

Anthony de Ávila apunta al crecimiento tras duras derrotas

“Creo que la Selección va a clasificar, tiene todos los atributos porque antes de estos dos partidos, que lógicamente les debieron tocar las fibras, venía haciendo las cosas bien. Quedan muchas fechas por delante. Hay que mentalizarse en que tenemos muy buenos jugadores. La baja de Falcao en estos dos partidos fue fundamental, pues así no juegue inspira liderazgo y respeto entre sus compañeros. Seguro que los jugadores que llamen en marzo van a querer reventarse por la Selección. A mi me tocó perder 4 finales de Copa Libertadores con el América, y el fracaso del Mundial del 94, y echamos para adelante. Es normal que en las familias se pelee y haya diferencias, lo importante es sanar las heridas y continuar. Creo que hablar sobre lo que sucede en un camerino no está bien por parte de la prensa, porque es un lugar muy íntimo para los jugadores y el cuerpo técnico, en cualquier vestuario del mundo existen diferencias. Al profe Maturana lo criticaron mucho cuando dijo que “perder es ganar un poco” y tiene toda la razón, porque estas derrotas son las que le sirven a uno para ser un mejor profesional, para corregir lo que se venía haciendo mal, demostrarse a sí mismo que cuando la vida te da batallas puedes lucharlas sin desfallecer. Estos muchachos han llevado alto a la Selección y eso no se olvida de un momento a otro. Las derrotas y las goleadas son parte del fútbol, a los mejores los han goleado y siguen siendo líderes. Así que hay que mirar lo que se viene sin olvidar estos tropiezos, porque los ayudarán a ser mejores”.

Víctor Pacheco alienta a recuperar el hambre de gloria

“Recuerdo lo que nos pasó en los Juegos Olímpicos de Barcelona-92 y después en el Mundial de Estados Unidos-94. Fueron golpes durísimos por la calidad de jugadores que teníamos. A Barcelona llegamos creyendo que todo el mundo nos conocía a nivel internacional porque en el medio local jugábamos en América, Nacional, Junior, los grandes del momento en el país. A esos Olímpicos llegamos como candidatos por encima de Brasil, Argentina y Uruguay, que quedaron afuera y los vencimos en el Suramericano. Le ganamos a Brasil que contaba con estrellas como Roberto Carlos, a Uruguay con Marcelo Tejera y a Argentina con jugadores con gran recorrido. Eso nos hizo pensar más en lo que hacíamos que en los rivales que íbamos a enfrentar. Llegamos a la Villa Olímpica, pero no era un sitio adecuado para pelear esos Juegos, y algo similar sucedió en el Mundial. Por eso estos muchachos deben volver a las bases, recordar qué fue lo que los hizo grandes en este proceso que ya acumula dos mundiales, recuperar el hambre de gloria que ellos mismos tenían años atrás, porque acá nadie está dudando de sus condiciones. Incluso, pese a las dos goleadas, todos sabemos de las capacidades que tienen porque los vemos cada ocho días jugando en Europa y siendo figuras. Para mí estas dos derrotas pueden ayudar a recomponer el camino y qué bueno que sucedieron en las primeras fechas, porque queda mucho tiempo para buscar el objetivo. Esta generación tiene la ventaja de jugar después de habernos tenido de ejemplo a todos nosotros y no pueden volver a cometer esos errores que tuvimos en el pasado”.

El Pibe indica que hay que decirse las cosas a la cara

“Lo primero que debe tener claro el grupo es que si queremos ir al Mundial hay que hacerle un buen partido a Brasil y ganarle a Paraguay, ellos tienen que entender que dependen de sí. No podemos esperar y reaccionar al final de la Eliminatoria ni seguir dando papaya. Estas clasificatorias son duras y desde un principio el único clasificado es Brasil. Ganando se borra todo lo malo. Tenemos que enfrentar la situación, con pena y vergüenza, pero esto continúa y hay que seguir para adelante. Nosotros también pasamos por este tipo de situaciones y hacen parte del fútbol. Hoy, más que nunca, hay que unirse y el objetivo está vivo que es la clasificación al Mundial. Ya los muchachos deben dejar de pensar en lo que pasó con Uruguay y Ecuador, el fútbol da revanchas. En mi época si uno se quedaba pensando en lo que hizo mal, no corregía y le iba peor en los siguientes partidos. Está bien que entre ellos se reclamen y que unos se enfrenten a otros, a mi nunca me tembló la voz para cantarle las verdades a los jugadores que yo veía que no se entregaban por la camiseta. Es necesario hacer esa catarsis y decirse las cosas a la cara por más que duelan. Así era como nosotros solucionábamos los problemas, hablamos los líderes y después resolvíamos en la cancha las cosas. Están armando un escándalo porque hubo discusiones en el camerino, peor hubiera sido que no sintieran nada después de esas dos derrotas tan dolorosas. El que no se entregue por el equipo pues que no vaya a la Selección, es así de sencillo. Todos deben estar empujando para el mismo lado, directivos, cuerpo técnico, jugadores y afición”.

John Eric Gómez

Comunicador Social-Periodista bilingüe, amante de los deportes. He trabajado en Radio Bolivariana, RCN y Telemundo. Actualmente hago parte de El Colombiano.

.