<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Seguridad | PUBLICADO EL 13 enero 2022

Comerciante detenido asegura que lo confunden con extraditable

  • Así fue presentado Óscar Moreno por las autoridades, después de su captura en Medellín. FOTO: CORTESÍA DE LA FISCALÍA.
    Así fue presentado Óscar Moreno por las autoridades, después de su captura en Medellín. FOTO: CORTESÍA DE LA FISCALÍA.
  • En Acandí, Chocó, hubo una marcha a favor de la libertad del comerciante detenido con fines de extradición. FOTO: CORTESÍA.
    En Acandí, Chocó, hubo una marcha a favor de la libertad del comerciante detenido con fines de extradición. FOTO: CORTESÍA.
  • Así fue presentado Óscar Moreno por las autoridades, después de su captura en Medellín. FOTO: CORTESÍA DE LA FISCALÍA.
    Así fue presentado Óscar Moreno por las autoridades, después de su captura en Medellín. FOTO: CORTESÍA DE LA FISCALÍA.
  • En Acandí, Chocó, hubo una marcha a favor de la libertad del comerciante detenido con fines de extradición. FOTO: CORTESÍA.
    En Acandí, Chocó, hubo una marcha a favor de la libertad del comerciante detenido con fines de extradición. FOTO: CORTESÍA.
Por: Nelson Matta Colorado

A una posible confusión de las autoridades con un homónimo que tiene el mismo apodo, atribuye su defensa la captura de un comerciante chocoano que es señalado de ser el presunto “Rey de los semisumergibles”.

Se trata de Óscar Moreno Ricardo, de 50 años, quien fue detenido por el CTI de la Fiscalía el pasado 3 de enero, cuando paseaba con su esposa en un centro comercial de Medellín. En el operativo hubo participación de la Policía, el Ejército y la DEA.

Los agentes le notificaron que tenía una solicitud de extradición en su contra, emanada de la Corte del Distrito Oriental de Texas, EE.UU., por cargos de narcotráfico.

Moreno fue trasladado a Bogotá y recluido en una de las celdas transitorias del búnker de la Fiscalía.

El 8 de enero el director nacional del CTI, Alberto Acevedo Quintero, declaró que el procesado “sería uno de los mayores responsables de la salida de cocaína en semisumergibles por las costas del Pacífico colombiano”.

Indicó que era conocido por los alias de “Cachano”, “el Viejo” o “el Rey de los semisumergibles”, y que al parecer “comenzó su actuar criminal en 2005. Inicialmente, habría sido piloto de lanchas rápidas; luego obtuvo contactos con carteles mexicanos y grupos armados ilegales en Colombia, y asumió la logística y transporte marítimo de los cargamentos de cocaína al exterior”.

Dichas organizaciones criminales serían el Clan del Golfo, el Eln y el cartel mexicano Jalisco Nueva Generación, además de la red de un narco conocido como “Cero Seis”.

Según Acevedo, “hace cinco años, supuestamente, se vinculó a la construcción de semisumergibles y se convirtió en el principal articulador de esta actividad. Los elementos de prueba indican que, en estos artefactos artesanales, movía hasta cinco toneladas de cocaína hacia Centroamérica”.

El funcionario precisó que su supuesto centro de operaciones estaba en Acandí, Chocó, y que solo se desplazaba a otros ciudades para concretar negocios de narcotráfico.

La detención de Moreno generó una oleada de rechazos en su natal Acandí, donde decenas de personas realizaron una marcha con camisetas blancas y banderines, pidiendo su libertad.

El abogado Óscar Santamaría encabeza su defensa jurídica y señaló que el comerciante es inocente, que no tiene ningún antecedente penal y está siendo confundido con otra persona.

“A mi cliente en su pueblo le dicen ‘Cachano’, porque así apodan a los que se llaman Óscar allá; y las autoridades lo están confundiendo con otro ‘Cachano’ que delinque en Tumaco, Nariño, en el sur del país”, le contó Santamaría a EL COLOMBIANO.

Explicó que Moreno vive de varios negocios legales, como el comercio de abarrotes, una finca ganadera, la minería de barequeo y una embarcación para el transporte de ganado que alquila en Turbo, Antioquia; y reiteró que nunca ha viajado a Tumaco.

A pesar de esto, tendrán que pasar más de seis meses, según los tiempos normales del trámite, para que el detenido pueda ejercer su derecho a la defensa. Tras su captura, lo que sigue es que la Embajada de EE.UU. presente la solicitud formal de extradición a la Cancillería colombiana; de allí, el expediente es remitido al Ministerio de Justicia, donde se estructura el documento final que será presentado ante la Corte Suprema de Justicia.

Apenas la Corte se pronuncie sobre el caso, la defensa de Moreno podrá exponer sus alegatos. De momento, continuará detenido.

$!En Acandí, Chocó, hubo una marcha a favor de la libertad del comerciante detenido con fines de extradición. FOTO: CORTESÍA.
En Acandí, Chocó, hubo una marcha a favor de la libertad del comerciante detenido con fines de extradición. FOTO: CORTESÍA.

Egresado de la U.P.B. Periodista del Área de Investigaciones, especializado en temas de seguridad, crimen organizado y delincuencia local y transnacional.