<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Dio la cara Andrés Arango, el creador de contenido que subió a Facebook el video del falso “niño calculadora”

El video se hizo tan popular que incluso políticos como el gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria, se dedicaron a buscar al menor para ofrecerle becas de estudio.

  • EL menor que protagonizó el video se llama Juan José, tiene 11 años y vive en el municipio de Cartago, al norte del Valle del Cauca. FOTO: CAPTURA DE PANTALLA
    EL menor que protagonizó el video se llama Juan José, tiene 11 años y vive en el municipio de Cartago, al norte del Valle del Cauca. FOTO: CAPTURA DE PANTALLA

El video en el que un “niño calculadora” muestras sus habilidades matemáticas que se viralizó en redes sociales y conmocionó al país terminó siendo actuado. Esa noticia desató una polémica en torno a las personas que lo habían publicado, porque se presumía que habían ganado dinero con el clip.

El nombre de los creadores de contenidos que publicaron el video inicialmente era desconocido, hasta que se supo que fue Andrés Arango la persona que lo subió inicialmente a su cuenta de Facebook, que, según dijo, está recién creada, por lo que no tiene una alta cantidad de seguidores y no había generado ningún ingreso económico.

Arango también agregó que luego, cuando el clip tomó fuerza en la red social, otros influenciadores lo tomaron para que se viralizara en plataformas como Instagram o TikTok, por lo que ellos, con el alcance que tenían, sí habían recibido dinero por la difusión del clip.

En la mañana de este martes, Arango habló con Blu Radio y dijo de entrada que todo lo que se ve en el video fue planificado, que él y su equipo hicieron un guión que le pasaron al niño para que dijera en el video.

Según manifestó, ellos le pasaron al menor un listado con los nombres de los presidentes y antes de que grabaran cada escena relacionada con matemáticas le daban la respuesta.

“Nosotros le decíamos al niño las preguntas y luego él se aprendió las respuestas de memoria. Yo se las iba diciendo en el transcurso que avanzaba el video. El joven es muy inteligente y el año pasado se ganó su primer puesto en el colegio y juega fútbol en Cartago”, dijo.

Arango, un poco enredado cuando daba sus declaraciones, dijo primero que su intención era hacer un llamado a todos los jóvenes del país para que valoraran la importancia de estudiar. Después dijo que su verdadero objetivo era generar una reflexión a los papás para que metieran a sus hijos a los colegios.

“La verdad, mi intención del video no era engañar al país. Las personas obviamente se van a sentir engañadas. Si yo hago un video en que solo le dijera a la gente que estudien y ya no iba a lograr mi objetivo, no iba a tener tanto eco”, comentó.

Este discurso de viralizar un video en redes sociales y después salir a decir que lo hicieron para generar una reflexión en la sociedad se ha convertido, en los últimos meses, en paisaje para los creadores de contenido. Pasó cuando el antioqueño Mike Jambs se “tatuó” Messi en la frente. También fue la excusa con la que los hombres que hicieron una broma en el metro se excusaron.

En medio de ese discurso, Arango dijo que se iba a hacer cargo, junto con su equipo de trabajo, de los gastos del estudio de Juan José, el menor que protagonizó el video. “Yo me voy a hacer cargo de los estudios de Juan José, aunque el estudio es gratis, mi equipo y yo vamos a darle los útiles escolares”.

¿Cómo fue que el niño de once años terminó participando en el video?

Según la explicación que dio Arango, ellos no contactaron al niño para que participara del video, sino que fue el mismo Juan José quien les pidió que lo tuvieran en cuenta para la grabación de uno de los clips.

Fue en ese momento, según la versión de Arango, que a su equipo se le ocurrió la idea de crear un contenido con la temática del regreso a los colegios por parte de los niños. Ahí fue cuando Juan José se ofreció para ser el protagonista del clip.

“Nosotros le dijimos que no lo podía hacer sin permiso de la mamá. Entonces ella se acercó a mi y me dijo que si el niño quería salir entonces que ella le daba el permiso”, comentó.

Arango conocía a la mamá del niño porque ella trabaja en un restaurante en el centro de Cartago, Valle del Cauca, al que él suele ir a almorzar. Fue en ese lugar donde les dio autorización para que el menor saliera en el video.

“Yo le dije que a la mamá del niño que en ese video le iban a resultar becas que no se debían aceptar porque eso era estafar a la gente”, agregó el influenciador, que luego agregó que les faltó decir desde un primer momento, de manera pública, que todo lo que se veía en el video era ficción y de esta manera se hubieran evitado los problemas de reputación que están teniendo en el momento.

Lo cierto es que el video se viralizó y en las últimas horas ha generado desconsuelo en el país saber que, en medio de todo lo que circula por redes sociales, se utilizó a un niño para generar lástima y que al final todo resultara siendo actuado. Mucha gente siente que lo que hicieron estos creadores de contenido fue un engaño.

Brandon Martínez González

Estudiante de periodismo de la Universidad de Antioquia. Interesado en el periodismo narrativo y los deportes.

Te puede interesar