<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Otros Deportes | PUBLICADO EL 07 octubre 2021

Sebastián David Moreno se abre camino en el boxeo

  • Sebastián David Moreno, otro púgil forjado en la zona de Urabá. Prepara los Juegos Panamericanos juveniles. FOTO Mindeportes
    Sebastián David Moreno, otro púgil forjado en la zona de Urabá. Prepara los Juegos Panamericanos juveniles. FOTO Mindeportes
  • Sebastián David Moreno, otro púgil forjado en la zona de Urabá. Prepara los Juegos Panamericanos juveniles. FOTO Mindeportes
    Sebastián David Moreno, otro púgil forjado en la zona de Urabá. Prepara los Juegos Panamericanos juveniles. FOTO Mindeportes

Este boxeador también quiere ser veterinario. En su natal Apartadó
se la rebusca los fines de semana.

El antioqueño Sebastián David Moreno Mena tiene una combinación bastante exótica, su potencia física contrasta con su nobleza y tranquilidad fuera del ring.

Este joven, nacido en Apartadó hace 18 años y amante de los animales, sueña con ser veterinario y medallista olímpico. Por eso, pese a las dificultades, no ha tirado la toalla y sigue firme en sus entrenamientos, “comiendo golpes”, mientras adquiere la destreza y la técnica que este deporte le exige para derrumbar rivales.

Inquieto por el deporte, lo ve como una opción para alcanzar metas. Comenzó en el atletismo con las pruebas de lanzamiento de jabalina y bala, luego se pasó unos meses al rugby (por pura curiosidad), pero finalmente se inclinó por el boxeo, inspirado por su hermano mayor.

“En la casa mi hermano me decía que el boxeo no era para mí, además cuando uno empieza recibe muchos golpes porque no sabe nada de defensa, de cómo ubicarse y cómo esquivarlos. A
pesar de eso me gustó y empecé a entrenar”, menciona mientras continúa con
sus trabajos con la Selección Colombia que está concentrada en Bogotá.

El frío de la capital le ha pegado duro, pero no se desanima. Todos los días se levanta dándose ánimos, sabe que su perseverancia lo puede llevar lejos y llega al cuadrilátero a dar lo mejor.

Los Juegos Intercolegiados Súperate fueron su plataforma de lanzamiento y estuvo en dos ediciones. Aunque en la primera fueron más los golpes que recibió que lo que pudo demostrar, perseveró y repitió participación. En la división de los 75 kilogramos fue campeón nacional en 2019, así empezó a abrir puertas.

Gracias a ese título fue llamado a la selección nacional, en la que arrancó un proceso nada fácil, pero que lo tiene ilusionado por sus vivencias: salir de Apartadó, conocer otras ciudades, países, culturas y lugares en los que jamás pensó estar.

Academia, de la mano

Actualmente cursa el grado noveno en el colegio San Pedro Claver de Apartadó. Le toca combinar estudio con viajes, concentraciones y competencias, pero no desiste, pues su meta es terminar el colegio, ser campeón en boxeo y obtener una beca para estudiar Veterinaria, otra de sus pasiones.

Sebastián ama las aves y por eso en casa lo esperan sus pericos australianos, a los que cuida con devoción. “Tenía cuatro y con tantos viajes no he podido estar pendiente, y dos se fueron, solo me quedaron un macho y una hembra; espero que pronto se reproduzcan”.

El púgil tiene claros sus objetivos. Mientras logra el apoyo económico por su desempeño deportivo, se rebusca la vida. Cuando está en Apartadó, además de estudiar y ayudar en casa, los fines de semana trabaja como ayudante de construcción o lavando carros.

“Ya uno con 18 años debe empezar a aportar a la casa o rebuscarse, por eso busco qué hacer, a veces me resultan carros o motos para lavar, en otras me toca ir a cargar bultos, cemento y todo lo que me pongan a hacer, es duro, pero así me levanto mi plata para mis cosas”.

Concepto valioso

El técnico Rafael Iznaga, responsable de la Selección Colombia que entrena en Bogotá, resalta el potencial de Sebastián David: “Es un deportista muy bien dotado físicamente, al que se le está enfatizando en la parte táctica y técnica, ya que ha demostrado condiciones para llegar lejos. Le estamos haciendo un trabajo fuerte para potenciarlo”.

Al igual que le pasó en Polonia en el Campeonato Mundial, en Bogotá el frío le está “pegando duro”, pero continúa animado, así como lo han hecho sus ídolos Eléider Álvarez, Yuberjen Martínez y Jorge Luis Vivas, quienes son sus referentes.

“Soy muy afortunado porque en las concentraciones con la Selección he podido compartir con Yuber y Vivas, son excelentes personas y nos enseñan mucho. Ellos me han ayudado a comprender que el deporte me puede llevar a lograr muchas cosas, quiero ser medallista olímpico”.

Su hermana menor, Beatriz Elena, también se inclina por el boxeo, pero en casa prefieren que se dedique a otro deporte.

Sebastián, por su parte, está enfocado en sus puños, en darles mayor movilidad a sus pies en el cuadrilátero y en mantener su potencia para enviar rivales a la lona.

En la concentración es el único antioqueño en la categoría juvenil, sus compañeros de equipo son de Arauca (4), Valle (4), Tolima (2), Córdoba (1) y Bolívar (1).

Son 13 juveniles que se preparan para los Juegos Panamericanos júnior y para un cuadrangular internacional en Cali a final de mes.

Desde ya Sebastián David está enfocado en llegar a los Juegos en un gran nivel para buscar la medalla de oro

Contexto de la Noticia

ANTECEDENTES concentración en Bogotá

Bajo las órdenes del técnico Rafael Iznaga, la Selección Colombia entrena en Bogotá con el objetivo de prepararse para los eventos internacionales que tiene la Federación.

En total son 13 juveniles y 10 élites, entre los que se cuentan los antioqueños Yuberjen Martínez, Cristian Camilo Salcedo, Juan Ramón Corrales y Jonathan Arboleda.

Luz Élida Molina Marín

Periodista de la Universidad del Quindío. Cuyabra hasta los huesos y mamá de un milagro llamado Mariana, amante de la salsa y apasionada por el deporte.

.