<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

A todos les dieron: ya existen 30 partidos para repartir avales y pedir plata

El CNE le otorgó este miércoles personería jurídica a Independientes, de Daniel Quintero. También le dio a Nueva Fuerza Democrática, de Pastrana. ¿Más democracia?

  • Daniel Quintero, Juan Fernando Cristo y Andrés Pastrana ya tienen sus propios partidos avalados por el Consejo Nacional Electoral. FOTOS: El Colombiano y Colprensa
    Daniel Quintero, Juan Fernando Cristo y Andrés Pastrana ya tienen sus propios partidos avalados por el Consejo Nacional Electoral. FOTOS: El Colombiano y Colprensa
02 de marzo de 2023
bookmark

Colombia quedó este miércoles con 30 partidos políticos con personería jurídica vigente para repartir avales y, de paso, pedirle recursos al Estado de cara a las regionales de octubre próximo. Pero, si sigue así la máquina de producir colectividades que es en lo que parece se convirtió el Consejo Nacional Electoral (CNE), esa cifra podría aumentar con los 16 que están haciendo cola.

Sin ir más lejos, solo este miércoles la Sala Plena de esa entidad aprobó la personería jurídica de Nueva Fuerza Democrática del expresidente Andrés Pastrana, Independientes del alcalde de Medellín Daniel Quintero y el EPL, el que nació con la extinta guerrilla que llevaba esa misma chapa.

Del catálogo de solicitudes que estudió la plenaria apenas rechazó una, la del “partido político discapacidad y familia”, y está por citarse a otras salas para terminar el análisis de las solicitudes que están en el tintero, como la del propio Pacto Histórico de Gustavo Petro.

Con esa determinación, Quintero –cuya administración está salpicada por varios escándalos de posible corrupción– ya tiene partido propio para repartir avales a candidatos de las elecciones de este 2023. Y si bien algunos de sus alfiles se camuflan bajo el parapeto de las firmas, ya es un hecho que quiere tener casa aparte para buscar gobernaciones, alcaldías, asambleas departamentales, concejos y juntas de acción comunal.

Las cifras hablan por sí solas del auge que hay entre los políticos por tener su propio partido. Para 2018 había 13 colectividades que recibían fondos del CNE para gastos de funcionamiento y por reposición de votos, y ese número subió a 16 en 2019, en plena época de las elecciones regionales. Al cierre de 2022 se contaban 25 colectividades, que tuvieron su sello en los tarjetones de los comicios legislativos y para la contienda de este año serán al menos 30.

Fiesta de partidos

El boom de los partidos se destapó cuando el CNE le devolvió la personería jurídica al Nuevo Liberalismo de los hermanos Galán, Salvación Nacional, de Enrique Gómez, y Verde Oxígeno, de Íngrid Betancourt. El pretexto consistió en que esos grupos desaparecieron en el marco del conflicto o por el narcotráfico y no tuvieron garantías para mantenerse.

Los que han estado pidiendo pista tienen una amalgama de banderas que hasta chocan entre sí, y una fuente cercana a ese proceso le dijo a este diario que los magistrados –unos más godos y otros más progresistas– habían acordado aceptar casi todas las personerías jurídicas sin tener en cuenta sus diferencias ideológicas. Sin embargo, magistrados consultados por EL COLOMBIANO niegan que exista tal preacuerdo.

Para que se aprueben las ponencias se requieren mínimo 6 votos de 9 y las tres que se analizaron el miércoles (Nueva Fuerza Democrática, EPL e Independientes) consiguieron más de ese número de votos a favor: los del CNE están dándole el visto bueno a la fiesta de partidos.

A Independientes, de Quintero, le ayudó –con ponencia de César Lourduy (de Cambio Radical)– tener representatividad en el Congreso con el cuestionado senador Álex Flórez y el representante Alejandro Toro (sin embargo, llegaron por las listas cerradas del Pacto de Petro). Y en el caso del partido de Pastrana se tuvo en cuenta el contexto del conflicto en el que desapareció ese movimiento.

Más plata para la burocracia política

Con más partidos en el tablero, hará falta más plata para poder costear la burocracia que representan. El CNE aún no tiene el presupuesto para el funcionamiento de esos grupos en 2023, pero las millonarias cifras invertidas de 2022 dan luces sobre ese gasto electoral.

Solo el Liberal recibió $38.673 millones en 2022 por concepto de funcionamiento y reposición de votos, convirtiéndose en el que más fondos públicos obtuvo. Le siguió Colombia Humana –de Petro– que tuvo $37.984 millones, y el Conservador con $34.783 millones.

Y ahora que hay 30 partidos, y que podrían llegar otros 16, el CNE tendrá que buscar más plata para las burocracias internas. En todo caso, el monto que reciban estas agrupaciones en 2023 dependerá del número de votos que consigan en las elecciones de octubre en las que, si las cosas son como la cantidad de partidos lo pintan, el poder podría quedar más fracturado .

Juliana Gil Gutiérrez

Periodista egresada de la facultad de Comunicación Social - Periodismo de la Universidad Pontificia Bolivariana.

Hechos de talento
El empleo que busca en Antioquia está a un clic

Te puede interesar

Las más leídas

Te recomendamos

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*