<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Colombia | PUBLICADO EL 30 junio 2022

Cuerpo de Gilberto Rodríguez Orejuela llegó a Cali y será cremado este viernes

El capo del Cartel de Cali falleció en Estados Unidos el pasado 1 de junio, al parecer a causa de un cáncer de cerebro.

  • Rodríguez Orejuela estaba recluido en la cárcel federal de Butner, Carolina del Norte (EE. UU.), desde 2004. FOTO: COLPRENSA
    Rodríguez Orejuela estaba recluido en la cárcel federal de Butner, Carolina del Norte (EE. UU.), desde 2004. FOTO: COLPRENSA
  • Rodríguez Orejuela estaba recluido en la cárcel federal de Butner, Carolina del Norte (EE. UU.), desde 2004. FOTO: COLPRENSA
    Rodríguez Orejuela estaba recluido en la cárcel federal de Butner, Carolina del Norte (EE. UU.), desde 2004. FOTO: COLPRENSA
COLPRENSA

El cuerpo de Gilberto Rodríguez Orejuela, fundador y capo del Cartel de Cali, llegó a la capital vallecaucana para ser cremado este viernes, según le contó al diario El País una fuente cercana a la familia del narcotraficante.

Rodríguez Orejuela, quien se encontraba recluido desde el año 2004 en la cárcel federal de Butner, en Carolina del Norte, falleció el pasado 1 de junio, al parecer, a causa de un cáncer de cerebro.

Sin embargo, en años anteriores, Rodríguez Orejuela ya había tenido otras complicaciones de salud como gota, hipertensión, depresión y cáncer de próstata.

Pese a que su condena por narcotráfico era de 30 años, sus familiares intentaron en varias oportunidades pedir su libertad por compasión, pero esta solicitud fue negada.

Rodríguez fue uno de los capos más peligrosos del narcotráfico en la década de los 80 y 90. Su poderío y su disputa con Pablo Escobar, jefe del Cartel de Medellín, por las zonas donde distribuían la cocaína, generó una gran cantidad de muertes en Colombia durante esos años.

El capo del cartel de Cali fue capturado el 9 de junio de 1995 dentro de una caleta ubicada en una lujosa residencia del barrio Santa Mónica, al norte de la capital del Valle.

Aunque en el 2002 recobró su libertad, meses después fue capturado de nuevo hasta que en 2004 se dio su extradición a Estados Unidos, donde lo condenaron a 30 años de cárcel.

Sus familiares intentaron visitarlo en ese lapso, pero la justicia norteamericana tampoco lo permitió.

Además del narcotráfico, Rodríguez Orejuela es recordado por haber participado con dinero en la campaña del expresidente Ernesto Samper, y por haber sido el máximo accionista del América de Cali, que brilló en las décadas de los 80 y los 90 con algunos de los mejores futbolistas colombianos y del continente.

El capo murió en Estados Unidos en total soledad, y este viernes sus familiares podrán despedirlo.

.