<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Antioquia | PUBLICADO EL 25 junio 2022

Deslizamiento desvela a los vecinos de la Loma del Indio

El mal manejo de aguas de una urbanización sería causante de los movimientos en masa que preocupan a este sector.

  • Deslizamiento desvela a los vecinos de la Loma del Indio
  • Deslizamiento desvela a los vecinos de la Loma del Indio
Deslizamiento desvela a los vecinos de la Loma del Indio

Residentes en la Loma del Indio solicitaron la semana pasada la presencia del Dagrd para atender un movimiento en masa que taponó parte de la vía. La Secretaría de Infraestructura removió la tierra y la movilidad quedó restablecida. Se trataría solo de una contingencia más en medio de la temporada de lluvias que ha azotado al Aburrá en los últimos meses si no fuera porque es el segundo campanazo de alerta que se presenta en ese punto y porque deja en evidencia, nuevamente, los riesgos geológicos que se presentan en este sector.

En el lugar específico del deslizamiento está ubicada la Urbanización Guayacanes de San Diego, una unidad residencial que hace algunos meses culminó una nueva etapa y cuya construcción empezó a causar ruido desde el inicio pues en 2016 se supo que detrás del proyecto estaba la Constructora Guasandi S.A.S., controlada por Calamar Constructora de Obras (CDO).

En octubre de 2016, los residentes de Guayacanes se llevaron un susto por un deslizamiento causado por las lluvias que produjo el colapso de los postes de energía y telefonía que dejaron sin fluido eléctrico y comunicación a los habitantes del sector.

Ya desde antes de este hecho, la administración de la urbanización Baluarte de San Diego, que queda al frente de Guayacanes, venía advirtiendo a la Alcaldía mediante oficios y derechos de petición que desde que se empezó a construir dicha unidad los habitantes del sector comenzaron a evidenciar flujos abundantes de agua y lodo hacia la vía, afectando particularmente a Baluarte, por lo que solicitaron realizar inspecciones para determinar inconsistencias en dicho terreno.

El Dagrd está al tanto

El Dagrd descartó en ese momento riesgos para los habitantes de Guayacanes y determinó que había desgarres superficiales que no revestían gravedad pero que requerían una solución inmediata.

Sin embargo, Jimmy Arango, administrador de Baluarte, señala que nada se ha solucionado. “Ellos dicen que efectivamente realizaron unos estudios para corregir esos riesgos pero cada vez que llueve vemos que los problemas del terreno empeoran”, sostiene.

Esto lo corrobora el mismo Dagrd al indicar que el inadecuado manejo de agua lluvias y agua escorrentía de la construcción en la parte superior, que corresponde a la etapa 3 de Guayacanes de San Diego, es una de las posibles causas del movimiento en masa.

En la inspección de la entidad se observó una grieta de tracción la cual, dice el Dagrd, está siendo sellada por la constructora.

La dependencia indica que le hizo una serie de recomendaciones a la constructora para hacer un adecuado manejo de aguas lluvias y escorrentía en el lugar. También aclaró que no evidenciaron afectaciones de relevancia.

Este medio consultó con dicho proyecto inmobiliario cómo está subsanando este problema, pero no fue posible ubicar al ingeniero responsable, ni a la administración. Estas páginas quedan abiertas para conocer su versión.

Los vecinos de las urbanizaciones aledañas manifiestan inquietud pues en la edificación tiene actualmente vigas expuestas por lo que presumen que tienen en sus planes una nueva etapa que quedaría justo debajo del terreno en el que se produjeron los dos movimientos en masa.

Una amenaza silenciosa

Las preocupaciones en la Loma del Indio no son exclusivas de los vecinos de Guayacanes de San Diego. Según Juan Manuel Delgado, geólogo de la facultad de Minas de la Universidad Nacional, varios ingredientes en esta zona de la ciudad confluyen para crear un escenario de riesgo latente.

Por un lado, el material rocoso de este sector tiene una superficie arenosa lo que facilita la posibilidad de desprendimiento en avenidas torrenciales. De otra parte, la cantidad de construcciones sumado a una lenta y vetusta red de alcantarillado en la zona empobreció la capacidad de drenaje de aguas facilitando la saturación de los suelos y ampliando la probabilidad de movimientos en masa que puede causar, según el experto, una emergencia de grandes dimensiones en la Loma del Indio poniendo en riesgo edificaciones enteras y la malla vial de toda la zona.

Según el experto, a pesar de la presión urbanística a la que ha sido sometida, el sector ha mostrado una resiliencia tremenda. Sin embargo, con el paso de los años sin soluciones de fondo y el intenso régimen de lluvias de los últimos meses a esta altura vecinos y autoridades conviven con un altísimo riesgo.

Pese a este escenario, el experto dice que es posible solucionarlo si se le hace una inversión importante para renovar la red de drenaje. La otra gran tarea, apunta, es poner en cintura la expansión inmobiliaria.

Infográfico

Contexto de la Noticia

¿qué sigue? están mapeando las palmas

Mientras realizan obras de sellado en la capa asfáltica sobre los 130 metros que presentan agrietamientos, el Dagrd y la Secretaría de Infraestructura continúan con el mapeo del sector que arrojará los análisis concluyentes de los impactos causados por las intervenciones urbanísticas y de las medidas geotécnicas que determinarán cómo se está comportando la falla geológica. Hasta ahora, el estudio topográfico muestra que en la zona se mantiene un movimiento en masa muy lento, que en el momento no reviste gravedad. Para este análisis el Siata está empleando tecnología LiDar, que permite determinar la distancia desde un emisor láser a un objeto o superficie utilizando un láser pulsado.

Juan Felipe Zuleta Valencia

Soy periodista porque es la forma que encontré para enseñarle a mi hija que todos los días hay historias que valen la pena escuchar y contar.

.