<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Economía | PUBLICADO EL 05 enero 2022

¿Arrancó 2022 buscando trabajo? Consejos para armar la hoja de vida

  • En noviembre de 2021 hubo 2,6 millones de colombianos en desocupación FOTO: Q’HUBO
    En noviembre de 2021 hubo 2,6 millones de colombianos en desocupación FOTO: Q’HUBO
  • En noviembre de 2021 hubo 2,6 millones de colombianos en desocupación FOTO: Q’HUBO
    En noviembre de 2021 hubo 2,6 millones de colombianos en desocupación FOTO: Q’HUBO
DIEGO VARGAS RIAÑO

El inicio de un nuevo año es la ocasión perfecta para que muchos se tracen metas: dietas, ahorro o viajes son algunas de ellas; pero también están las laborales, ya sea cambiar de trabajo, obtener el primer empleo o reengancharse en el mercado. Solo en noviembre de 2021 el Dane reportó 2,65 millones de desempleados en Colombia, poco más que toda la población registrada en Medellín en el censo de 2018.

En tal sentido, la hoja de vida es el primer paso para acercarse a esa oportunidad laboral. Más que un simple documento con datos personales, es una carta de presentación de la mayor importancia. “Solo basta con 9 segundos para impresionar a la persona que lee la hoja de vida, es por esto que la información que allí reposa debe ser concreta”, explica la Broadway International University (BIU).

Por ello, desde la caja de compensación Comfama se asegura que hay cuatro “infaltables” a la hora de realizar ese documento. Lo primero es tener un encabezado con datos actualizados como celular y correo electrónico. Puede parecer algo básico, pero según Comfama un dolor de cabeza frecuente es la dificultad de las empresas para contactar con los aspirantes debido a información desactualizada en el currículum.

Los otros ítems que no pueden faltar son el perfil profesional, que le da una visión global a recursos humanos sobre la capacidad del candidato y qué le aportaría a la empresa; la formación académica, sobre todo destacando aquellos estudios relevantes para el cargo al cual se aspira; y las experiencias laborales, describiendo los roles en cargos previos y evitando incluir certificados –a menos que la empresa los requiera–, recomienda Comfama (ver Para Saber Más).

Una pregunta que surge es, ¿y si no tengo experiencia, qué? Pues bien, en ese caso es valioso destacar logros académicos. Por ejemplo: haber participado en grupos de investigación, servicio social, actividades extracurriculares o haber logrado una beca, entre otras. The Bonding, plataforma de reclutamiento de personal, asegura que aunque no parezca relevante esto puede darle pistas a un ojeador sobre características y destrezas que se necesitan para cierta vacante.

Lo más importante es no olvidar que “existen técnicas que permiten desarrollar una buena hoja de vida, como por ejemplo, utilizar lenguaje sencillo y frases cortas”, afirma María José Gómez, directora de la Fundación Forge para Colombia y Perú.

Si usted está entre quienes el 31 de diciembre a la medianoche se comió una de las doce uvas deseando un empleo este año, o cambiar el que tiene, estos consejos para armar su hoja de vida podrían ser de utilidad (ver Módulos)

2,6
millones de desempleados en Colombia reportó el Dane, para noviembre de 2021.

Contexto de la Noticia

PARA SABER MÁS ¿y si llego a la entrevista?

Desde Manpower Group se describió que en el momento de una entrevista de trabajo lo más relevante es escuchar atentamente al entrevistador para responder correctamente, y no evadirse en los pensamientos propios, anticipándose a las preguntas; además, mostrar una “actitud vitalista” en todo momento; no interrumpir en ningún momento al reclutador, y, de ser virtual, acoplar un lugar silencioso y con excelente internet.

1 que sean máximo dos páginas

La universidad BIU referencia estudios de LinkedIn según los cuales los reclutadores dedican, máximo, un par de minutos a revisar la hoja de vida de los candidatos. Por eso, el ideal es que ese documento tenga una o máximo dos páginas. Una estrategia efectiva para resaltar los logros es describirlos a través de tres etapas: una en la que se cuente el problema encontrado en anteriores trabajos o experiencias académicas; la gestión o solución que se les dio, y su impacto.

2 ¿DEBO O NO USAR UNA PLANTILLA?

La respuesta es sí. Un diseño que sea llamativo, sobrio y funcional a la vez puede llamar la atención de los reclutadores, teniendo en cuenta que usualmente tienen que revisar varias hojas de vida al mismo tiempo. Según la universidad BIU, la cuestión es elegir la plantilla que mejor refleje la personalidad de cada quien, usar diseños limpios, con pocos colores y tipografías elegantes “aunque si aspira a un cargo creativo puede tomarse mayores libertades”.

3 entre más enfocada al puesto, mejor

La cuestión no solo es que la hoja de vida sea concisa y destaque sus logros. Hay algo todavía más importante: que la información esté enfocada en el puesto al que aspira. Idiomas, seminarios, habilidades, programas que sepa manejar relacionados, todo ello cuenta. Como plus, vale usar palabras que la empresa haya citado en la vacante: “ordenado” o “puntual”, por ejemplo. El consejo es ajustar el documento para cada postulación.

4 orden, mucho orden

No basta con tener una buena experiencia relacionada al cargo, también hay que saberla organizar y contar. En tal sentido expertos recomiendan incluirla en orden cronológico, desde el puesto de trabajo más reciente hasta el más antiguo. Nombre y sector de la empresa, cuánto tiempo trabajó, funciones y logros allí, personas que tuvo a cargo (si aplica) y cifras que ejemplifiquen su impacto en esas anteriores experiencias le dan un plus al documento. Esto le facilitará la vida tanto a usted como al reclutador.

5 ¿puedo incluir más documentos?

Como es usual, muchas veces la hoja de vida no alcanza para contar todo lo que un aspirante quisiera. Por esa razón no hay que descartar adjuntar un documento con el portafolio personal o incluso apelar a un QR en la hoja de vida que conduzca al sitio web donde se alojen trabajos que se quieran compartir. Esto, claramente, es una opción que para profesionales de diseño o marketing es determinante, pero replicable en otras profesiones. También se puede considerar incluir una carta de presentación y referenciarla en el cuerpo del correo que se envía a la empresa.

Diego Andrés Vargas Riaño

En mis bolsillos hay una grabadora y unos audífonos; en mi mente, amor por el periodismo.

.