<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Antioquia | PUBLICADO EL 02 octubre 2021

Quintero y Gaviria, opuestos por Hidroituango en instalación de sesiones ordinarias

Aníbal Gaviria celebró el pago de pólizas en la Asamblea; Daniel Quintero se adjudicó todos los avances del megaproyecto.

  • El concejal Jaime Cuartas aplaudió la labor de Quintero.
    El concejal Jaime Cuartas aplaudió la labor de Quintero.
  • Gaviria, junto al diputado Jaime Cano. FOTOS donaldo zuluaga
    Gaviria, junto al diputado Jaime Cano. FOTOS donaldo zuluaga
  • El concejal Jaime Cuartas aplaudió la labor de Quintero.
    El concejal Jaime Cuartas aplaudió la labor de Quintero.
  • Gaviria, junto al diputado Jaime Cano. FOTOS donaldo zuluaga
    Gaviria, junto al diputado Jaime Cano. FOTOS donaldo zuluaga
Por El colombiano

Mientras en la Asamblea departamental los diputados le ofrecían un caluroso recibimiento al gobernador Aníbal Gaviria en su regreso a la Duma departamental tras la libertad concedida por la Corte Suprema de Justicia, en el edificio de enfrente, el alcalde Daniel Quintero buscaba con su discurso tocar las fibras de los concejales apelando, una vez más, a su historia personal.

De esta forma se instaló en Asamblea y Concejo el último periodo de sesiones ordinarias que irá hasta noviembre y en el que se discutirán temas claves como la elección de los contralores de Antioquia y Medellín, los presupuestos generales de la Gobernación y la Alcaldía y el debate sobre la venta de acciones que EPM tiene en UNE e Inversiones Telco.

Como era previsible, el tema de Hidroituango hizo parte de ambos discursos. Sin embargo, las palabras de Quintero y Gaviria ante los corporados fueron dispares.

El alcalde señaló que gracias a los esfuerzos realizados bajo la actual administración, el proyecto avanza en un 85 %, pero que continúa con una situación delicada con sobrecostos que ascienden a $10 billones por la crisis que lo puso en vilo.

Aníbal, por su parte, subió el tono de su voz para insistir en que van a sacar adelante a Hidroituango, reprochar que haya quienes desean ver fracasar el proyecto y quisieran, de paso, crear confusión aun cuando “la ruta está completamente clara”. “Que sigan pagando”, fue el mensaje que repitió varias veces hacia las aseguradoras, las cuales, recordó, han cancelado hasta ahora US$350 millones, gracias a que las pólizas que fueron contratadas inteligentemente desde el comienzo”.

En cambio sí hubo coincidencia entre ambos en el buen semblante de la reactivación económica y recuperación de empleo, uno de los puntos que Quintero atribuyó a su gestión, y que Gaviria anunció que alcanzaría en el departamento niveles prepandémicos antes de acabar el año. Por lo demás, plantearon proyectos ambiciosos y reiteraron su llamado a la unión. Por lo percibido en ambos recintos, parece que esto es un hecho en la Asamblea y algo difícil de alcanzar en el Concejo

QUINTERO PIDIÓ UNIÓN EN EL CONCEJO Y VOTAR A CONCIENCIA
Daniel Quintero apeló a su historia personal para ilustrarles a los concejales por qué considera vital para la ciudad que aprueben la venta de las acciones que EPM tiene en UNE e Inversiones Telco.

El mandatario hizo un recuento de su infancia, la muerte de su madre dos años después de regalarle el computador que le cambió la vida y los trabajos informales a los que tuvo que dedicarse para construir un proyecto de vida. Relató cómo su llegada a la alcaldía estuvo marcada por el sueño de que ningún niño o joven se tuviera que retirar de la educación y por el compromiso de defender lo público, y que justamente para proteger el patrimonio público es preciso vender las acciones de UNE. Recordó, además, el endeudamiento de EPM, en gran parte por los sobrecostos de la recuperación de Hidroituango, y dijo que los recursos obtenidos de la enajenación serán fundamentales para el plan de inversiones de la empresa.

Les pidió a los concejales, además, votar el debate de UNE con la conciencia de que es lo más importante para los intereses colectivos y no basado en intereses políticos o peleas que “no son productivas para la ciudad”.

No obstante, de acuerdo a los concejales consultados, por ahora no hay ambiente favorable para votar positivamente a la venta de acciones.

Declarada la instalación de las sesiones, la bancada del Centro Democrático solicitó 20 minutos de réplica al discurso del alcalde, con vocería de Gabriel Dib, quien renunció a su curul y espera despedirse el lunes 4 de octubre.

Dib recalcó las palabras expresadas en el pasado y le manifestó al alcalde que “su ego” no le permite aceptar las contradicciones ni una oposición seria y responsable. En el tiempo que el concejal habló, Quintero mantuvo la mirada baja, sin voltear a verlo y, en varios momentos, conversó con Jaime Cuartas, presidente del Concejo.

El corporado del CD sostuvo que sigue siendo impresentable que en las entidades del Conglomerado Público haya tantas cuotas políticas.

Entre los anuncios que hizo Quintero anticipó que la Alcaldía creará dos nodos de innovación: uno de seguridad y otro de movilidad. Ambos contarán con el liderazgo de las secretarías encargadas de cada tema, con apoyo de Ruta N y expertos en la materia. El nodo de seguridad busca fortalecer las acciones que hay en la ciudad con el sistema de cámaras, los escuadrones antifleteo y antiextorsión, así como la labor de la Policía.

Respecto a la movilidad, se busca aumentar acciones como las implementadas para evitar los daños a la red semafórica, que incluyen la evaluación del pico y placa y medidas que impacten de forma positiva en la congestión. Pidió a los concejales fortalecer con propuestas ambas estrategias.

GAVIRIA FUE ACLAMADO Y REITERÓ LAS PRIORIDADES DE SU GOBIERNO
Tan emocionado estaba el gobernador Aníbal Gaviria que se le iba olvidando un pequeño detalle: instalar las sesiones ordinarias al final de su discurso.

En su reencuentro ante los diputados, el mandatario ponderó dos hechos con los que reanudó formalmente sus funciones: la ratificación de la capitalización de Savia Salud por $100.000 millones y la firma de la documentación para ser el primer departamento que logra cerrar el Acuerdo de Punto Final que significará $467.000 millones de inyección al sistema de salud de Antioquia.

Pero no ocultó deudas de su administración como el incremento general del 6,6 % de homicidios en Antioquia.

Gaviria recordó a los corporados cuáles son sus proyectos prioritarios: la pavimentación de cabeceras municipales (que varios alcaldes reclaman que presenta rezagos importantes), las autopistas 4G, el túnel Guillermo Gaviria, la segunda pista del José María Córdova y el Tren del Río, del cual hizo una vehemente defensa como ejemplo de las soluciones de movilidad que solo puede ofrecer el transporte público.

Sacar adelante el Tren del Río y conectarlo con los proyectos multimodales de transporte en el Valle de San Nicolás es el camino, dijo, para enfrentar la congestión en Medellín y el Valle de Aburrá que es “cada vez más insoportable para la calidad de vida”.

Por supuesto, Hidroituango tuvo particular protagonismo en la intervención del mandatario. Recalcó que aunque no es defensor de oficio de nadie confía en la idoneidad de cada una de las personas que intervinieron en el proyecto desde su concepción, y que si las aseguradoras están pagando es porque se entiende que no hubo dolo.

El miércoles de la próxima semana la Secretaría de Hacienda radicará en la Asamblea el presupuesto departamental 2022, un documento que incluye ingresos corrientes por $3,98 billones y recursos de capital por $516.000 millones.

Al final de su discurso, el mandatario sacó varios minutos para elogiar a Andrés Guerra, su excontendor en elecciones, de quien resaltó la “lealtad por las instituciones”. La única voz disonante contra el mandatario fue la del diputado Luis Peláez, quien señaló un doble discurso de Gaviria, al hablar de defensa del medio ambiente mientras enfila toda la institucionalidad en favor de Quebradona. Pero aún, en medio de sus críticas, Peláez celebró el tono de Gaviria frente a temas como Hidroituango, que le devuelve peso al Departamento ante la posición de la Alcaldía de Medellín.

.