<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Moda | PUBLICADO EL 12 septiembre 2022

La reina Isabel II: ¿ícono de la moda o dueña de su propio estilo?

Tras la muerte de la monarca inglesa se conocen detalles de cómo su atuendo, más que marcar tendencia, era pensado como un vestuario funcional y un “uniforme político”.

  • Sombro a tono y juego con sus abrigos y vestidos, así se veía Isabel II. FOTOS: GETTY, EFE y AFP
    Sombro a tono y juego con sus abrigos y vestidos, así se veía Isabel II. FOTOS: GETTY, EFE y AFP
  • Sombro a tono y juego con sus abrigos y vestidos, así se veía Isabel II. FOTOS: GETTY, EFE y AFP
    Sombro a tono y juego con sus abrigos y vestidos, así se veía Isabel II. FOTOS: GETTY, EFE y AFP
Por Claudia Arango Holguín

Muchos sastres, siempre coloridos y sombreros de todo tipo y estilo que hacían juego con el tono de sus abrigos eran las prendas más comunes con las que se veía a la reina Isabel II en sus actos públicos.

Siempre con trajes por debajo de la rodilla, la reina poseía un estilo tan propio que la revista Hola, de España, la denominó: “La reina de mil colores”, ya que fueron muchos los tonos que usó en actos públicos en el transcurso de sus 70 años de reinado. Se vistió de naranja, azul, verde lima, fucsia, rosado, azul pastel, amarillo intenso, amarillo pastel, púrpura y hasta tonos neones.

Puede leer: ¿Por qué el actor Timothée Chalamet desató locura en Venecia?

Dice la publicación que Isabel II de Inglaterra fue una mujer que apostaba por la sencillez y la sobriedad en sus estilismos, “incluso hasta en sus últimos días en el castillo de Balmoral en Escocia”.

Añadieron que “ella no seguía las modas que dictaban los diseñadores sobre la pasarela, más bien todos se inspiraban en su guardarropa”.

Contrario a esta idea, el profesor Diseño de Vestuario de la Universidad Pontificia Bolivariana, William Cruz Bermeo, piensa que si bien algunos diseñadores británicos, llegaron en algún momento a tomar como referencia atuendos vacacionales de la Reina, como los de Balmoral, “resultaría impreciso afirmar que Isabel II haya instalado algún estilo en particular cuyo impacto se viera en las masas”.

Le puede interesar: ¿Tenis en un evento diplomático? Ya se usan hasta en eventos de gala

Había accesorios que la reina siempre usó, como los zapatos de un par de centímetros de tacón de Anello & Davide: “¡llevó el mismo modelo durante años!”, dijo Hola y también el bolso negro de mano de la casa Launier, “con el que comunicaba a su equipo los movimientos que debían hacer”.

El tema de los movimientos es muy particular porque como detalla el profesor Cruz Bermeo, es algo que siempre se ha dicho, pero no se ha confirmado: “No sé de un portavoz Real que lo haya dicho. Yo tiendo a creer que sí; resulta lógico establecer unos códigos de comunicación no verbales para la seguridad y comodidad de una monarca de semejante alcance como lo fue Isabel II”, comentó.

Puede leer: Los diseños de Miguemo ahora en el metaverso

Un estilo propio

El de Isabel II era una especie de uniforme personal, los zapatos, el bolso y los sombreros a juego con el abrigo o el vestido de turno. Era muy ella, “pero enmarcado en la idea del vestirse para triunfar, de las mujeres dedicadas a la política. Varias mujeres con poder político, empezando por Nancy Reagan, acogieron la idea de un traje severo en el corte y colorido, tal como la Primera Ministra Tatcher”, explica el profesor.

Desde entonces la Reina llevó hasta sus últimos días esa especie de “uniforme político” y asociado a su imagen y silueta.

Vanessa Friedman de The New York Times, hizo un comparativo entre la silueta de Kim Kardashian y la de la reina como dos figuras identificables, así estén de espaldas o cubiertas completamente (como pasó con Kardashian en una de las galas del MET en la que estaba de negro de arriba a abajo, incluso con una máscara que no dejaba ver su rostro).

“Es que así como la silueta de Kim Kardashian se ha vuelto identificable, incluso apareciendo totalmente cubierta como en la gala del MET, así pasaba con la reina. Era la imagen de una mujer menuda pero poderosa y vistosa entre la muchedumbre por su color y silueta”, detalla Cruz Bermeo.

Ante la pregunta de si el vestuario de Isabel II era más funcional, el profesor considera que sí, que era un tipo de vestuario funcional a su rango, a su vida pública y a la “modestia” que se supone la caracterizaba.

Claudia Arango Holguín

Periodista, presentadora y locutora. Fui DJ de radio, reportera de televisión y ahora disfruto el ejercicio de escribir a diario. Melómana, cinéfila y seriéfila.

Si quiere más información:

.