<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Ministro de Transporte, Guillermo Reyes, viajó siete veces en avión de contratista de Invías

La aeronave es propiedad de Pedro Contecha, quien tiene contratos por 60.000 millones con Invías.

  • El ministro Guillemo Reyes al llegar a Cauca por la emergencia en la vía Panamericana en febrero pasado. Al fondo el avión de Cotecha FOTO: tomada de twitter
    El ministro Guillemo Reyes al llegar a Cauca por la emergencia en la vía Panamericana en febrero pasado. Al fondo el avión de Cotecha FOTO: tomada de twitter
24 de abril de 2023
bookmark

Viajar en un avión Súper King C-90 se le volvió tan cómodo o una salida de emergencia para cumplir sus tareas al actual ministro de Transporte, Guillermo Reyes, que decidió hacerlo no una ni dos ni tres, sino hasta siete veces.

El uso de esta aeronave, que no es de su propiedad, pero tampoco del Estado, levantó ampolla en Colombia, y no porque el ministro Reyes no pueda viajar como un rockstar en un avión que en el mercado de usados puede costar US$ 3’927.000 (17.577.252.000 pesos colombianos a tasa de cambio de ayer), sino porque el dueño de la mencionada aeronave es un reconocido contratista de Invías, entidad en la que el ministro Reyes preside el Consejo Directivo.

Todo comenzó, según adelantó La Silla Vacía, desde el pasado mes de febrero cuando el ministro Reyes mostró en sus redes sociales que, como parte de su gestión, viajó a Rosas (Cauca) a atender la emergencia que dejó incomunicado al sur del país con el centro por un derrumbe en la Vía Panamericana.

En Twitter, Reyes sacó pecho al afirmar que llegó a Popayán “junto al Gobernador del Cauca y el director del Invías. Recorreremos las vías alternas que servirán para revivir la conectividad con el departamento de Nariño, tras el derrumbe que se presentó en Rosas, Cauca”.

Mientras caminaba por la pista, en las fotos se ve el avión usado por Reyes, que según trascendió, es de propiedad de Pedro Contecha, el dueño de la firma Ingeniería de Vías a quien, paradójicamente, Invías le adjudicó el contrato para atender la emergencia en Cauca, cuyo valor de contrato ascendería a los 60.000 millones de pesos.

EL COLOMBIANO intentó por todos los medios buscar la versión del ministro Reyes, pero no obtuvo respuesta; sin embargo, Guillermo Reyes, en entrevista radial con La W, aseveró que él conoció a Contecha en septiembre de 2022 cuando asistió a Popayán en funciones propias de su cargo, pero que antes de esa fecha no sabía quien era el dueño de la empresa contratista.

“El avión lo usé en siete ocasiones; una, cuando fui al Cauca para ver cómo avanzaban las obras en un contrato que no celebré yo. En estos vuelos fueron ocasiones para revisar las obras y en el caso del Cauca, no había como viajar en Avianca y él me ofreció el avión porque estaba disponible y yo le dije que yo pagaba la gasolina pagándole tres millones de pesos por vuelo”.

Reyes agregó que Contecha no tenía que decirle a él que le prestaba el avión para que lo favoreciera en los temas de contratación porque, según el ministro, él no tiene injerencia en los temas de contratación. Señaló también que no ha actuado de mala fe o en contravía de la norma. “Si me quedo todo el día esperando los vuelos comerciales a ciertos sitios pierdo mucho tiempo. Incluso se han ahorrado recursos públicos”, enfatizó Reyes.

No obstante, la norma del Código Disciplinario Único les prohibe a los integrantes del Consejo Directivo del Invías, presidido por Reyes, “solicitar, directa o indirectamente, dádivas, agasajos, regalos, favores o cualquier otra clase de beneficios”. Aún así, el ministro Reyes insistió en que su actuar no fue de mala fe o tiene algo de corrupción.

El otro implicado

Del otro lado de la polémica está el contratista Pedro Contecha, un empresario tolimense que ha amasado una fortuna al frente de la firma Ingeniería de Vías S.A., y que, como lo dice en su página web, esta empresa “se ha destacado por participar en los principales proyectos impulsados por el Gobierno Nacional en los últimos 10 años”.

Pero lo que más ha llamado la atención es que si bien el ministro Reyes indica que no es amigo de Contecha (pese a que ha viajado siete veces es en su avión), otro personaje que sí sería muy cercano al empresario tolimense es el actual director del Invías, Juan Alfonso Latorre. Así quedó plasmado en una grabación de una ceremonia en la que se le entregó un reconocimiento en Villavicencio y en cuyo audio se escucha como reconoce a Contecha como cercano.

Entre los proyectos que desarrolla la empresa de Contecha con el Estado se destacan “los corredores integrales de mantenimiento en el año 2002; la participación en los llamados corredores de Mantenimiento Integral del año 2004 y su actual participación en los contratos de Corredores para la Prosperidad producto de resultados satisfactorios en el concurso y adjudicación de estos proyectos”.

Otra de las obras actuales de Ingeniería de Vías S.A. es la pavimentación del aeropuerto de la base de la Fuerza Aérea Colombiana Germán Olano de Puerto Salgar - Cundinamarca, uno de los aeropuertos más largos y anchos del país.

El contrato más reciente de esta empresa de Cotecha fue firmado en enero de este año por un valor de 60.377’861.822 de pesos para atender la emergencia en la vía Mojarras - Popayán, en Cauca.

Con este dinero, Cotecha podría comprarse tres aviones de los mismos en los que se ha movilizado el ministro Reyes, solo que, como él mismo lo dice, fue un acto de buena fe “excento de cualquier acto de corrupción”.

Los otros escándalos

Los viajes en el avión privado de Cotecha no son el único escándalo al que se ha visto sometido el ministro Reyes. El año pasado, el jefe de la cartera de transporte fue acusado copiar para su trabajo de grado varias citas cuando cursaba el programa de derecho en la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid (UCM).

Reyes, la cuota conservadora en el Gobierno de Petro, tuvo que sortear los señalamientos de haber puesto en el año 2014 varias citas y autores en su trabaja titulado como ‘El voto electrónico y por internet como refuerzo de la confiabilidad de los sistemas electorales’.

Pero, al parecer, esta no serían las única veces que Reyes realizó copias sin citar a los autores y atribuyéndose su originalidad. La Silla Vacía registra en sus artículos que el ministro plagió en dos artículos escritos en 2004 y en el 2007. y uso textos de del ex magistrado auxiliar de la Corte Constitucional y fundador de Dejusticia, Juan Fernando Jaramillo, en los textos citados para esos años.

Tras su nombramiento en el gabinete de Petro, una misiva llegó al gobierno para rechazar el nombramiento de una persona señalada de plagiar los textos: “Nos preocupa, insistimos, el nombramiento de un ministro que en su vida profesional ha violado las reglas más elementales de la autoría intelectual. Pedimos entonces que se garantice la designación de personas con las virtudes éticas suficientes para promover el cambio prometido, una de cuyas manifestaciones es la tan anhelada sociedad del conocimiento”, decía la carta firmada por 300 académicos, investigadores y periodistas.

Ya en las últimas semanas, y antes de ese nuevo escándalo, Reyes estuvo en el foco de la polémica nacional por cuenta de sus declaraciones frente a la crisis vivida en cuánto al tema de Avianca y su posible fusión con Viva, (que nunca se dio y terminó con la declaración en quiebra de esta última, afectando a miles de pasajeros) y las otras aerolíneas.

Estas últimas semanas Reyes no la ha tenido fácil. De este último escándalo se defendió al afirmar que no se usaron recursos para gastar en el alquiler del avión privado y fueron recursos de su bolsillo, sin embargo, no descartó que volvería a usar el avión de Cotecha, aunque en ese caso no lo acompañen los buenos vientos.

El empleo que busca está a un clic

Te puede interesar

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD