<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

El tejemaneje detrás del revolcón en el Ministerio del Interior

El ministro Luis Fernando Velasco le madrugó al Congreso y, en un aparente intento por sumar contratos y presupuesto, les pidió la renuncia a ocho altos directivos.

  • Velasco es uno de los ministros que hoy aparece en capilla para dejar su cargo. De allí que muchos vean las maniobras internas como una intentona por retrasar la decisión y poder seguir en el cargo. Bajo su batuta se aprobó la reforma a la salud en la Cámara. FOTO ColprensA
    Velasco es uno de los ministros que hoy aparece en capilla para dejar su cargo. De allí que muchos vean las maniobras internas como una intentona por retrasar la decisión y poder seguir en el cargo. Bajo su batuta se aprobó la reforma a la salud en la Cámara. FOTO ColprensA
  • Arriba, izquierda: Juan Fernando Cristo. Arriba, derecha: Carlos Ramón González. Abajo, izquierda: César Augusto Manrique. Abajo, derecha: Armando Benedetti. FOTO: ARCHIVO PARTICULAR
    Arriba, izquierda: Juan Fernando Cristo. Arriba, derecha: Carlos Ramón González. Abajo, izquierda: César Augusto Manrique. Abajo, derecha: Armando Benedetti. FOTO: ARCHIVO PARTICULAR
01 de febrero de 2024
bookmark

En los pasillos de La Giralda, la sede del Ministerio del Interior que queda a solo pasos de la Casa de Nariño, prima la incertidumbre y la zozobra. A los decibeles cada vez más ruidosos sobre la cantada salida del ministro Luis Fernando Velasco –así como de otros miembros del gabinete–, esta semana se sumó un inesperado revolcón interno: les pidieron la renuncia a ocho altos directivos de la entidad.

No es un asunto menor. Primero, porque restan apenas 15 días para que el Congreso reanude sesiones y continúe el trámite de las ambiciosas reformas del Gobierno que –ahora, más que nunca–, necesitan un empujón. Segundo, porque desde las direcciones que quedan acéfalas se maneja el presupuesto y la contratación, asuntos clave para cortejar y aceitar congresistas. Solo este año el Ministerio cuenta para funcionamiento con un presupuesto de $858.000 millones.

Un tercer aspecto que entra en la ecuación es la ejecución presupuestal durante 2023, un asunto en el que varias carteras se rajaron y que llevó a Petro a pedir cabezas. De aquí no sale bien librado el ministro Velasco y, por ende, sus directivos. El Ministerio cerró el año pasado con una ejecución presupuestal del 68,6 %. Ello en plata blanca significa que quedaron sin ejecutar $146.525 millones.

De allí que las hipótesis del revolcón, según fuentes consultadas por este diario, sean dos: que Velasco, convencido de que seguirá en el cargo, desde ya estaría calentando motores para “no perder el tiempo en el Congreso y aceitar con puestos a senadores y representantes”, declaró una persona cercana al despacho. O que, en un intento por congraciarse con Petro y mostrar resultados, decidió hacer una purga interna para acelerar la ejecución.

Los afectados fueron Franklin Javid Castañeda, director de Derechos Humanos; Amelia Rocío Cotes, de Asuntos Religiosos; Germán Carlosama, de Asuntos Indígenas, ROM y Minorías; Víctor Hugo Moreno, de Asuntos para Comunidades Negras, Afrocolombianas, Raizales y Palenqueras; y Álvaro Echeverry Londoño, de la dirección de la Autoridad de Consulta Previa. Todos están bajo la batuta de la viceministra Lilia Clemencia Solano, cercana a la Alianza Verde.

Los otros directivos a quienes les pidieron la renuncia fueron Kevin Henao, director de Asuntos Legislativos; Alejandro Ramírez Roa, director para la Democracia, Participación Ciudadana y Acción Comunal, y Yuly Paola Manosalva, de la dirección de Seguridad, Convivencia Ciudadana y Gobierno. Los tres están bajo la sombrilla del viceministro Gustavo García Figueroa, también afín a los verdes.

Los ocho directivos, así como otra decena de altos funcionarios, fueron citados a una reunión privada el pasado lunes en La Giralda. Quien les pidió su dimisión fue la mano derecha de Velasco: José Jairo Jaramillo, jefe de Coordinación y Gabinete del despacho. “No dejaron entrar celulares. Solo dijeron que se venían ajustes. Hasta hoy no sabemos nada”, dijo uno de los asistentes.

“Fueron renuncias protocolarias en el marco de una reunión de seguimiento. Es normal en los procesos administrativos. El propósito es revisar metas cumplidas y ejecución de cada Dirección. Es decir, un corte a inicio de año (...) No se sabe si tienen pensado aceptar alguna renuncia”, declararon desde el Ministerio.

El propio ministro Velasco le salió al paso al ruido y reconoció que se trató de una reunión de revisión para evaluar metas, así como la ejecución. Aunque no vaticinó “mayores cambios”, le contestó a la Revista Semana que quería revisar resultados. “Muy seguramente todos seguirán si los resultados salen como lo esperábamos”.

Por ahora, en el Ministerio persiste la incertidumbre y nadie da nada por hecho. Incluso, algunos contratistas admitieron que “reina el miedo” y que es usual que en enero se demoren los contratos.

En lo que sí coinciden algunos es que el Gobierno, con Velasco a bordo o no, está enfocado en sacar adelante sus reformas y no perder más tiempo. “Perdieron la luna de miel del primer año y en 2025, ad portas de elecciones, no le van a sacar nada. Solo tenemos 2024”, declaró un funcionario del despacho.

Los que suenan en el tintero para reemplazar a Luis Fernando Velasco

Arriba, izquierda: Juan Fernando Cristo. Arriba, derecha: Carlos Ramón González. Abajo, izquierda: César Augusto Manrique. Abajo, derecha: Armando Benedetti. FOTO: ARCHIVO PARTICULAR
Arriba, izquierda: Juan Fernando Cristo. Arriba, derecha: Carlos Ramón González. Abajo, izquierda: César Augusto Manrique. Abajo, derecha: Armando Benedetti. FOTO: ARCHIVO PARTICULAR

Juan Fernando Cristo/Exministro del Interior Liberal

Es una de las cartas más fuertes para aterrizar en el gabinete. No solo cuenta con experiencia en el despacho, sino que le serviría a Petro para convencer a los otros liberales que se necesitan para tramitar sus reformas.

Carlos Ramón González/Actual director del Dapre

Dada su cercanía con los verdes, partido que copresidió, contribuiría a hacerle frente a los vientos de independencia. Conoce a Petro desde el M-19 y, además, le abriría campo en el Dapre a Laura Sarabia, hoy en Prosperidad Social.

César Augusto Manrique/Actual director de Función Pública

Es uno de los funcionarios más cercanos a Petro. Su relación data desde la Alcaldía de Bogotá en 2013. Llegaría al Ministerio dada su relación con varios congresistas y su eficiencia en materia de ejecución presupuestal.

Armando Benedetti/Exsenador y exembajador en Venezuela

Si bien sería un controvertido nombramiento, dada su salida del Gobierno en medio de sendas acusaciones y reparos, la llegada de Benedetti serviría para sacar adelante las reformas, dada su experiencia y manejo estratégico del Congreso.

El empleo que busca está a un clic

Te puede interesar

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD