<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Síguenos en:
Antioquia | PUBLICADO EL 24 mayo 2022

¿Cuánto le puede estar costando el viaje a Washington a Quintero y su comitiva?

El suspendido alcalde de Medellín viajó a Estados Unidos para pedir medidas cautelares a la CIDH.

  • Quintero viajó con Diana Osorio, Esteban Restrepo, Alejandro Toro, Albert Corredor y su esposa, y el equipo jurídico. FOTO: CORTESÍA
    Quintero viajó con Diana Osorio, Esteban Restrepo, Alejandro Toro, Albert Corredor y su esposa, y el equipo jurídico. FOTO: CORTESÍA
  • Quintero viajó con Diana Osorio, Esteban Restrepo, Alejandro Toro, Albert Corredor y su esposa, y el equipo jurídico. FOTO: CORTESÍA
    Quintero viajó con Diana Osorio, Esteban Restrepo, Alejandro Toro, Albert Corredor y su esposa, y el equipo jurídico. FOTO: CORTESÍA
EL COLOMBIANO

Nueve personas acompañaron a Daniel Quintero en su viaje a Washington. Una extensa comitiva, si se considera que el suspendido alcalde de Medellín iba tan solo a reunirse con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para denunciar lo que él ha señalado como una violación a sus derechos políticos, producto de la suspensión de su cargo por parte de la Procuraduría. Una denuncia que, valga la claridad, podía hacer por Internet.

Sin embargo, en una imagen compartida en sus redes sociales, se le ve no solo acompañado de su esposa, Diana Osorio, y de su equipo jurídico, sino del electo representante a la Cámara y ficha de Quintero en el Pacto Histórico, Alejandro Toro; el exsecretario de Gobierno Esteban Restrepo, que renunció al gabinete para hacerle campaña a la coalición de Gustavo Petro; y por el concejal del Centro Democrático, Albert Corredor y su esposa, Daniela Jaramillo.

“Un gasto excesivo e innecesario para la parte peticionaria o para las presuntas víctimas”, como lo dice la misma CIDH en su folleto informativo del Sistema de Peticiones y Casos, en el que argumenta que el hacer la denuncia presencial “no produce ningún impacto en la tramitación de la petición”. Pese a esto, Quintero no solo se dirigió a la capital estadounidense, sino que se fue con nueve personas.

Entonces, ¿cuánto podría estar costando el viaje a Washington, donde aún permanecen Quintero y su comitiva y que se pudo haber ahorrado? Este sería un aproximado.

Un vuelo a Washington con la aerolínea Copa Airlines, que, según se conoció en redes sociales, fue la que transportó al menos a Quintero y Osorio, estaría costando, bajita la mano, 530 dólares. Esto en pesos colombianos serían 2’200.000 si se considera que el dólar está alrededor de $4.000 lo que, multiplicado por las diez personas, sería 22 millones solo en el vuelo de ida.

Ahora bien, la noche en un hotel tres estrellas podría costar entre 130 y 150 dólares, que se traduciría en 520 a 600 mil pesos. Una sola noche para la extensa comitiva estaría a $2’400.000 y como la de este martes será la tercera, el gasto solo en hospedaje ascendería a $7’200.000 para las diez personas.

Aunque calcular la alimentación completa del comité de apoyo puede ser un poco más impreciso, se podría considerar que Washington es un estado costoso, donde los platos baratos, en promedio, cuestan entre 25 y 50 dólares. Esto, multiplicado por las tres comidas diarias, sería alrededor de 150 dólares, es decir, $600.000, lo que al finalizar este martes se traduciría en 6 millones de pesos.

Finalmente, considerando que eligieran transportarse en una camioneta Ford similar a la que usó Quintero para grabar el video de “el cambio en primera” –que le costó la suspensión–, el alquiler, por un día, cuesta alrededor de 150 dólares. Es decir, estarían pagando $600.000 desde el domingo, lo que ascendería a $1’800.000 que multiplicado por dos vehículos considerando que son 10 personas estaría ya en $3’600.000.

Pese a que aún se desconoce el monto total que terminarán gastando, puesto que aún no se sabe cuántos días más permanecerán en Estados Unidos, es claro que hasta este martes habrían gastado, por lo menos, 40 millones de pesos. Y si a esto se le suman los tiquetes de regreso, ya estaría pasando los 60 millones de pesos.

Es decir, en solo tres días y teniendo en cuenta los pasajes ida y vuelta, se gastaron lo que sería cerca de la tercera parte de la “vaca” que estaba recogiendo Quintero para pagar su defensa, un derroche innecesario si es que de verdad necesita el dinero.

.