colombia | Publicado el

La balanza se inclina a favor de la prevención del VPH


Según Minsalud, el VPH es el responsable del 100% de los casos de cáncer de cérvix. FOTO Colprensa

La desinformación generada con argumentos en contra de la vacuna para prevenir el Virus del Papiloma Humano (VPH) ha conllevado a que algunos padres de familia lo piensen dos veces antes de aplicársela a sus hijos.

Los mitos relacionados con efectos secundarios, que abarcan enfermedades neurológicas, infertilidad, convulsiones, el síndrome de Guillain-Barré, incluso, la muerte, han hecho de esta una vacuna polémica, a pesar de los beneficios que representa, todos ellos comprobados por la ciencia.

Así lo plantea Andrés Yepes Pérez, médico internista y oncólogo clínico de la Clínica Vida, quien afirma que se trata de una vacuna aprobada por agencias encargadas de regular diferentes tipos de medicamentos, como la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) y el Comité sobre Enfermedades Infecciosas de la Academia Americana de Pediatría (AAP), a través de estudios serios y mucho tiempo de investigación.

“Es mayor el beneficio de la vacunación que los riesgos. El potencial para prevenir los cánceres de cérvix, vulva, vagina y ano, relacionados con la infección por el VPH, es cercano al 90%. Eso, hasta el momento, no se ha logrado con otro tipo de cáncer”, explica el oncólogo.

El riesgo

Se estima que el 80 por ciento de las personas en el mundo puede llegar, en algún momento de su vida, a tener infección por VPH, la cual es de transmisión sexual. Aunque la mayoría de estas afecciones no desencadenan cáncer, existen algunos tipos de papiloma que pueden ocasionarlo.

Jorge Alberto Madrid Vélez, profesor del Departamento de Cirugía de la Facultad de Medicina de la U. de A. y cirujano oncólogo de la Clínica Vida, coincide en que hablar de las causas del cáncer es referirse a varios factores que inciden en su aparición, pero cuando se alude al cáncer de cérvix, estos apuntan a fenómenos infecciosos, de los que el VPH es el más importante.

En sus palabras, siempre se ha pensado en un tratamiento para el cáncer, lo que no existe dada la multiplicidad de factores que lo ocasionan. Sin embargo, en el cáncer de cérvix, el uso de un tratamiento profiláctico es fundamental para prevenir la enfermedad y, aunque todavía no se tienen resultados, estos se empezarán a ver en pocos años, cuando inicie su descenso epidemiológico.

Por su parte, Andrés Yepes sostiene que el cáncer lo dan algunos de los serotipos del VPH, la gran mayoría de los cuales están cubiertos por las vacunas disponibles en la actualidad, con una prevención de cerca de 29 mil casos de cáncer por año.

“La conclusión de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su más reciente informe, de julio de este año, es que la vacunación es una estrategia que debe ser implementada en la población mundial. Esta tiene efectos secundarios leves comúnmente relacionados con dolor en el sitio de la aplicación, fiebre, mareos y náuseas”, aclara el especialista.

Cifras alarmantes

De acuerdo con Yepes Pérez, el cáncer de cérvix ocupa el séptimo lugar de incidencia mundial, con cerca de 530 mil casos nuevos detectados cada año, y el noveno lugar en mortalidad, con unos 270 mil pacientes muertos cada año.

En Colombia, el cáncer de cérvix ocupa la sexta posición en el total de cánceres que se presentan tanto en hombres como en mujeres, pero está dentro de los tres primeros tipos de cáncer para las mujeres, después del de mama, con cerca de cinco mil pacientes nuevas diagnosticadas por año. Se calcula que cerca de dos mil mujeres mueren cada año por esta causa.

“El cáncer de cérvix ha sido declarado como uno de los tipos de cáncer relacionados con infección, básicamente con el VPH, y uno de los pocos cánceres que pueden ser prevenibles con diferentes estrategias, una de ellas la tamización, que es la detección temprana de la enfermedad a través de citología cervical y pruebas para descubrir la infección por VPH”, indica el especialista.

Entre tanto, el Ministerio de Salud y Protección Social, informa que, en el país, 36,4 de cada 100 mil mujeres padecen de cáncer de cuello uterino, y 6.900 mujeres contraen esta enfermedad cada año. Esa cartera resalta que, en el país, la vacunación cuenta con el respaldo de las sociedades científicas de pediatras y ginecoobstetras.

La Sociedad Colombiana de Pediatría acompaña al Gobierno y, desde 2013, implementa en el territorio nacional un programa de educación dirigido a médicos y profesionales de la salud, acerca de la importancia de la vacunación para los niños en Colombia. Esta iniciativa busca, además, generar claridad a los padres frente a la información poco seria que puede llegarles de diversas fuentes.

Los más amplios estudios a nivel mundial han encontrado que es mayor el beneficio que el riesgo que representan las vacunas contra el VPH para prevenir el cáncer de cuello uterino.

Contexto de la Noticia

Según la OMS, en la actualidad se comercializan dos vacunas contra el VPH —una bivalente y una tetravalente—, cuya eficacia es alta en la prevención de la infección por los tipos 16 y 18 del virus, relacionados con cerca del 70% de los cánceres de cuello de útero a escala global. De otro lado, estas vacunas previenen lesiones precancerosas del cuello del útero por dichos tipos del virus, mientras que la tetravalente demostró ser altamente eficaz para prevenir verrugas anogenitales. “Aunque se han manifestado preocupaciones de seguridad sobre las vacunas contra el VPH, estás han sido investigadas de manera sistemática: a la fecha, el Comité Consultivo Mundial sobre Seguridad de las Vacunas no ha encontrado ningún problema de seguridad que pudiera alterar alguna de las actuales recomendaciones de uso de la vacuna”, sostiene el organismo.


Powered by