tendencias | Publicado el

Una camioneta que se creció


FOTOS cortesía renault

Hace 10 años el mundo conocía la primera SUV firmada por Renault. Llevaba el nombre Koleos (“espada” en griego) y era un desarrollo de la filial del fabricante francés en Corea, Samsung Motors (sí, Samsung hace hasta carros). Allá se conocía como QM5.

A Colombia arribó en 2008, con una mecánica heredada en buena parte de la otra filial de la casa, Nissan, en sus motores a gasolina y cajas automáticas CVT. De hecho, una prima y competidora siempre ha sido la X-Trail, también comercializada en Colombia.

El Salón de Beijing de 2016 sería el escenario elegido para presentar la segunda generación de la Koleos, fabricada sobre la plataforma modular Common Module Family (CMF-CD), desarrollada conjuntamente por Renault y Nissan, y ya utilizada en vehículos similares a la tercera generación de la X-Trail y los Renault Kadjar y Espace, que no se ofrecen por esta zona.

Su apariencia es distinta y destacan las luces frontales en forma de C con iluminación diurna LED Pure Vision.

EL COLOMBIANO probó esta camioneta en diferentes terrenos y alturas. La versión proporcionada por Sofasa fue la Intens, la más equipada, que llega desde la planta de Busan, Corea del Sur, a un precio de $117.900.000 al momento de escribir esta nota y con un motor delantero transversal 2.5 litros de cuatro cilindros con 170 caballos y que no es nuevo, pues se venía utilizando en la anterior generación.

Detalles

Es de aspiración natural, no tiene la ayuda de un turbo como algunas de sus competidoras. La caja es automática de transmisión continua variable (CVT) con posibilidad de manejo secuencial de siete velocidades.

Tiene la opción de operar con dos ruedas motrices (4x2) o con tracción total (4x4) a voluntad del conductor y con el movimiento de un botón ubicado en el tablero de instrumentos. Esta versión tiene el sistema de infoentretenimiento R Link 2.0 mediante una pantalla táctil vertical de 8.7”, una de las más grandes del segmento, con variadas funciones y submenús.

En el apartado de seguridad, la Koleos presume de sus cinco estrellas EuroNCAP gracias a los variados sistemas que exhibe, comenzando por sus seis airbags de serie.

Mide 4,67 metros de largo. La acomodación está avalada para cinco pasajeros y el maletero acomoda 498 litros, no es precisamente el más grande de la categoría.

La camioneta es muy cómoda, su interior es amplio, las sillas acogen y hay muy buen espacio para la tripulación. Se mueve bien en terrenos planos y asfaltados, no tan interesantemente en ascensos pronunciados, y se comporta de manera eficaz y segura en pistas de tierra, donde tuvimos oportunidad de testearla.

La altura de la carrocería al piso es de 210 mm (más que muchas competidoras) y el consumo mixto fue de 33.3 kilómetros por galón, que no es malo si consideramos el tamaño y el peso del vehículo. Los rines son de 18 pulgadas, envueltos en cauchos 225/60 firmados por Nexen.

Adentro

La sensación de calidad interior es buena, con materiales blandos. El cuero de los asientos se intuye durable al paso del tiempo.

El equipamiento es abundante y esta es una de las diferencias con sus competidoras, pues prácticamente no se echa en falta nada en esta versión. Tal vez la imposibilidad de tener Mirror Link para Android en la pantalla. Destacamos el sistema de aparcamiento semiautónomo, que mueve el volante para estacionar en paralelo, en perpendicular y en las plazas tipo “espina de pescado”. También el audio, de origen Bose con 10 altavoces.

El acceso es fácil, hay múltiples espacios para descargar elementos como celulares, botellas, monedas y gafas y están bien tapizados. Hay varios tomas USB adelante y atrás. Una vez acomodada la posición de manejo, encontramos que la visual hacia adelante es buena pero no tanto en los ángulos laterales, pues el paral A es muy grueso y la caída afecta el ángulo de visión. Los espejos laterales son muy altos y tampoco dejan ver mucho hacia adelante, lo cual resulta algo incómodo en giros a la izquierda.

Los asientos delanteros tienen reglajes eléctricos y se ajustan en altura. Una persona de cualquier medida normal puede encontrar fácilmente su espacio y lo mismo ocurre con las plazas traseras, en donde podría ser posible que se acomoden tres personas en viajes no muy largos. El espacio para las piernas es destacado así como la altura al techo, que es de cristal con apertura eléctrica en esta versión. Estas sillas son abatibles mediante palancas laterales. Así el volumen de carga aumenta a 1.690 litros y el portón trasero puede abrirse desde el tablero, la llave o pasando el pie por debajo de la zona de carga.

El cuadro de instrumentos es de siete pulgadas, tiene varios modos de configuración (Eco, Sport, Confort y Neutral), intensidad de la iluminación y presentación de colores. La información es amplia y los mandos para operarlo son amigables.

En marcha

Pulsando un botón, la Koleos arranca sin afugias desde la inmovilidad y la marcha es muy agradable porque la entrega de potencia es lineal. En terreno plano basta con oprimir muy poco el acelerador para que se desplace a velocidad normal de tráfico. Es a bajas revoluciones y en tránsito citadino cuando la caja CVT tiene su mejor comportamiento, pues los cambios son casi imperceptibles y se siente muy aplomado el rodaje, aunque por el perfil de las llantas se notan bastante las imperfecciones típicas de nuestros caminos.

En autopista de doble calzada o en vías que lo permitan es fácil conseguir cruceros altos, por encima de los 140 km/h, con buenas impresiones de seguridad gracias a una suspensión firme, que controla bien el balanceo de la carrocería y que no sacrifica en ningún momento la comodidad de los ocupantes. En este apartado, la Koleos es muy buena para viajar en autopistas rectas y bien asfaltadas

En subidas pronunciadas esta caja de variador continuo no es tan eficaz y no se siente tan a gusto como en plano. Le cuesta encontrar el cambio adecuado y tiende a quedarse en marchas largas. El ruido que hace el motor no es directamente proporcional a la velocidad que se genera, lo cual puede resultar molesto para la calidad de vida a bordo. Lo más aconsejable es acudir al modo manual para lograr un buen empuje y no perder el ritmo en el ascenso.

La dirección tiene un comportamiento poco nervioso y se inclina más hacia los sistemas sobreasistidos. Da una sensación “flotante” aunque no compromete en gran medida el aplomo en las reacciones. Los frenos son algo blandos pero eficientes.

La tracción total es del tipo All Mode 4X4-i de origen Nissan y, como ya dijimos, puede operarse a voluntad. Incluso, elegirse el modo 4X4 Lock, que la deja permanentemente conectada a velocidades hasta de 40 km/h. No tuvimos oportunidad de probarla en condiciones complejas para evaluar su desempeño real.

En definitiva

La nueva generación de la Renault Koleos se comercializa en el país con un diseño totalmente renovado y creciendo en todas sus medidas. Es una buena rutera en terrenos planos y se muestra capaz en incursiones por vías sin asfaltar de mediana complejidad. La versión Intens está muy bien equipada en sistemas de seguridad activa y pasiva y tiene un motor de reconocida robustez mecánica. Si bien la caja CVT le resta un poco de brillo en ascensos pronunciados, para el día a día en ciudad no presenta mayores inconvenientes. Compite en un segmento superpoblado en el que prácticamente cada marca generalista tiene un producto de estas características, pero tiene méritos y aptitudes para llevarse la preferencia de quienes valoran las ventajas ya descritas.

Probamos la Koleos Intens, de Renault. La primera SUV de su tipo llegó al mercado colombiano en 2008, y se ha ido renovando. Una camioneta cómoda, para diferentes terrenos.

Contexto de la Noticia

· Nissan X-Trail Exclusive: Motor 2.5 litros, 170 caballos, caja automática CVT, tracción 4x4. Precio $112.990.000

· Volkswagen Tiguan AllSpace Comfortline: Motor TSI 2.0 litros turbo de 180 caballos, caja automática de siete velocidades y tracción 4x4. Precio $117.990.000

· Mazda CX-5 Grand Touring: Motor SKYACTIV 2.5 litros, 185 caballos, caja automática de seis velocidades, tracción 4x4. Precio $111.600.000

· Kia All New Sportage: Motor 2.0 litros, 153 caballos, caja automática de seis velocidades, tracción 4X4. Precio $118.900.000.

*Precios de referencia


Powered by