opinión | Publicado el

¿Cuánto carbono generan los distintos tipos de vehículo?


La bicicleta emite poco dióxido de carbono. La mayor parte de esa generación proviene de la alimentación del ciclista. Un medio sano de movilidad. FOTO Julio César Herrera

Pareciera obvio decir cuál modo de transporte urbano emite menos carbono, pero el tema tiene muchas aristas para considerar.

A vuelo de pájaro se diría que caminar y andar en bicicleta son más amigables con el ambiente, y sí, así es, pero la respuesta no es tan simple.

Hace unos años, ambientalistas dijeron que era más sano andar en auto, afirmando que la alimentación que ingiere una persona tiene una huella de carbono más alta.

Pero caminar es un acto natural y para ello no se requiere alimentación extra, siendo entonces la forma de movilidad urbana que menos huella genera.

Para andar en bicicleta sí se requiere más esfuerzo y por eso algunos cálculos sugieren que se liberan 16 gramos de carbono por kilómetro recorrido, provenientes de la alimentación ingerida.

Es mayor la emisión si el ciclista se alimenta con base en carne de res que si lo hace con verduras y frutas.

En esta y otras comparaciones, valga anotar, existen variaciones en la cantidad de emisiones según la fuente del estudio, aunque la tendencia sí es general.

La fabricación de la bicicleta adiciona otros 5 gramos de carbono por kilómetro. Son así 21 gramos emitidos.

Cuando un automóvil quema un galón de gasolina genera alrededor de 20 libras de CO2, para 6 a 9 toneladas por año (según el kilometraje), cifra que depende de la tecnología del vehículo, de la calidad del combustible, del mantenimiento y de la forma como se conduce. Pero da una idea aproximada.

Un conductor que recorra solo en un auto grande un trayecto de unos 1.000 kilómetros, puede emitir hasta 250 kilos de dióxido de carbono.

Ese recorrido en un vehículo pequeño con tres pasajeros, emite 50 kilos por cabeza.

La Oficina de Eficiencia Energética y Energía Renovable de la agencia ambiental de Estados Unidos muestra que la conducción agresiva, es decir alta velocidad, aceleración rápida y frenado desperdicia combustible.

La velocidad

Estudios recientes, afirma, indican que el consumo de gasolina aumenta al sobrepasar los 80 kilómetros por hora: por cada 8 kilómetros que exceda ese límite es como gastar el equivalente a unos $1.700 en más gasolina. Claro, las emisiones aumentan.

Otro dato indica que un auto emite 271 gramos de CO2 por pasajero por kilómetro, una cantidad alta.

Mantener el vehículo en buen estado aumenta el rendimiento de gasolina en un 4 %.

La Agencia Europea del Medio Ambiente indica que un bus con 13 pasajeros emite 68 gramos de CO2 por kilómetro, mientras en Londres se considera que son unos 93.

Los camiones generan más, cerca de 158 gramos, contando una media de 1,5 pasajeros según la agencia europea.

Dentro de la ciudad no se puede movilizar una persona en avión, pero es tal vez el medio que más emite: 285 gramos por pasajero por kilómetro y ya se sabe que por lo general viajan con más de 100.

El tren es de pocas emisiones, pero en nuestro medio no se tiene, aunque está el metro, que al ser eléctrico genera poco carbono: el año pasado evitó la emisión de 483.393 toneladas de carbono a la atmósfera.

Es un sistema limpio por la energía y por la cantidad de pasajeros que mueve al día: 1.100.000 en promedio el año pasado.

Transporte que ensucia

Fuera de caminar y de andar en cicla, como se vio, los diferentes medios de movilidad son una preocupación para la salud del planeta.

En el mundo, 14 % de las emisiones provienen del sector transporte. No está muy lejos de lo que sucede en Colombia: representan 11 % de la generación de carbono de acuerdo con la Tercera Comunicación Nacional sobre el Cambio Climático.

Y en el Valle de Aburrá el sector genera cerca de 3 millones de toneladas de CO2 al año, cifra que tiende al alza.

Es esta una pequeña muestra de la importancia de considerar la generación de carbono en el momento de escoger el medio para la movilidad urbana, elección que incide no solo en la calidad del aire metropolitano sino en la aparición o no de varias enfermedades respiratorias y otras afecciones.

Contexto de la Noticia

El crecimiento exponencial del parque automotor, el aumento de los tiempos de desplazamiento y la alta concentración de material particulado obligan a los gobiernos a buscar alternativas. Para ello, un grupo de expertos nacionales se dará cita en el foro “Ecomovilidad, un cuento bien pedaleado”, que en su segunda edición realizará EL COLOMBIANO este 19 de septiembre, de 8:00 a.m. a 1:00 p.m., en el Museo de Arte Moderno de Medellín. Con la conducción de Carlos Cadena Gaitán, PhD de la Universidad de Maastrich, Holanda, los ponentes hablarán de avances en el tema. Los interesados puede seguir el foro en www.elcolombiano.com y hacer preguntas en tiempo real usando #Ecomovilidad y

#ForosElColombiano.


Powered by