tecnología | Publicado el

¿Sangre joven para frenar el alzheimer?


Los ensayos con la transfusión de sangre apenas comienzan. En la imagen, no relacionada con la investigación, se observa un donante de sangre. FOTO US Air Force

Estudios con ratones mostraron que cuando reciben sangre de un donante joven, diversas funciones y tejidos rejuvenecen.

Esa es la idea con el primer ensayo clínico con humanos, controversial y a pequeña escala, que fue practicado en California, Estados Unidos: ver si es posible revertir el alzheimer en personas adultas o al menos aliviar sus síntomas.

La transfusión, que no requiere autorización de las autoridades sanitarias, supuso leves mejoras en la vida diaria de los pacientes a los que se les practicó.

Los investigadores advirtieron que es solo un ensayo con resultados de solo 18 personas, solo el primer paso en la exploración de este tipo de tratamientos, explicó una nota en Nature.

No se deben sobreinterpretar, según Tony Wyss-Coray, neurocientífico de la Universidad Stanford. La prueba se hizo con su empresa Alkahest, que está en San Carlos, y la condujo la neuróloga Sharon Sha.

El procedimiento es seguro según esos resultados y sugiere que podría mejorar la capacidad de las personas con demencia para sus necesidades diarias como comprar o preparar una comida.

Ese avance fue revelado la semana pasada en la conferencia sobre ensayos clínicos del alzheimer, realizada en Boston.

El grupo de investigadores ensayó con personas entre 54 y 86 años de edad con alzheimer moderado a severo. A los 18 pacientes les suministró infusiones semanales durante cuatro semanas. Recibieron un placebo salino o plasma (sangre de la cual se remueven las células rojas) de donantes entre 18 y 30 años.

Se monitoreó las habilidades cognitivas, el estado de ánimo y sus capacidades generales para manejar sus vidas de modo independiente.

No se encontró un efecto significativo sobre la capacidad cognitiva, pero dos test evaluando las actividades diarias revelaron que hubo una buena mejoría.

Parabiosis

Este experimento se basa en el desarrollo de la parabiosis, que es cuando el sistema sanguíneo de dos ratones se juntan quirúrgicamente para ver qué sucede.

En 2005 un estudio de Irina Conboy y colegas publicado en Nature mostró evidencias de rejuvenecimiento en tejido de ratones mayores cuando intercambiaba el fluido con uno joven.

No se sabe qué causa eso. Y la posibilidad de que se diera un rejuvenecimiento cerebral, examinada en 2016, no arrojó resultado positivo: debe haber algo en la sangre vieja que lo evita, por lo que primero hay que hallar ese factor con miras a revertir el envejecimiento cerebral.

La intención de Alkahest es conducir un segundo ensayo más grande con plasma al cual se le removerán varias proteínas y moléculas para ver los efectos en los pacientes con alzheimer.

El reto continúa, también para identificar las moléculas en el plasma que conduzcan al efecto deseado.

4

semanas duró el ensayo para ver si la sangre joven mejoraba la calidad de vida de personas con alzheimer.

Contexto de la Noticia

Los estudios para rejuvenecer la sangre y con ello incidir en diferentes condiciones de salud se realizan con distintos enfoques.

En febrero pasado, en Nature Communications, investigadores de Lund University en Suecia informaron haber tenido éxito en el rejuvenecimiento de las células madre sanguíneas en ratones viejos.

Esas células madre generan alrededor de un billón de nuevas células rojas cada día, pero esa capacidad cambia con el envejecimiento, lo que hace a los adultos mayores más susceptibles a la anemia y a una inmunidad reducida.


Powered by