colombia | Publicado el 5 de septiembre de 2018

Agitado debate en el Congreso por muerte de líderes sociales

FOTO COLPRENSA

COLPRENSA

Con una presencia amplia de más de 2000 personas en la Plaza de Bolívar y la asistencia de varias de las víctimas, la plenaria de la Cámara de Representantes realizó durante más de siete horas el debate de control político al gobierno sobre los crímenes y amenazas a líderes sociales y de derechos humanos.

La masiva presencia de ciudadanos y de líderes llevó a que en algún momento el debate se agitara ante las críticas de algunos representantes que pretendieron decir que no se quería dar voz a los líderes. Luego la discusión comenzó sin contratiempo.

El Gobierno Nacional, por intermedio de los ministros del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, y de Defensa, Guillermo Botero, defendieron la postura que sí se han hecho acciones para proteger a los líderes amenazados.

La ministra Gutiérrez sostuvo que se está mejorando una plataforma tecnológica que se tiene para trabajar de forma conjunta la estrategia de atención, la reestructuración de la Unidad Nacional de Protección (UNP), para que haya un trabajo más concreto para los protegidos. “La protección de líderes es de todos y la prioridad en la agenda del Gobierno Nacional”, dijo.

La representante a la Cámara Katherine Miranda, de la Alianza Verde, sostuvo que el Estado debe priorizar la protección de quienes sirven desinteresadamente en sus municipios, barrios y veredas, y garantizar el derecho a la vida.

Le puede interesar: Asesinan a líder social en Tarazá

Miranda indicó además que “el 37 % de los esquemas de protección está destinado para los servidores públicos ejecutando el 36 % del presupuesto de la Unidad Nacional de Protección, adicionalmente, 100 mil millones de pesos están comprometidos en convenios para la protección de esos mismos servidores públicos; hay que revisar y reformular los presupuestos a favor de los líderes sociales amenazados”.

Una de las citantes, la representante a la Cámara por los Decentes María José Pizarro, indicó que hay una nueva generación de líderes que está siendo víctima de exterminio en Colombia, “sin que el Estado haga absolutamente nada para prevenirlo y evitarlo, ni siquiera cuenta con un registro unificado sobre los casos”.

“No podemos quedarnos contando día a día la pérdida de hombres y mujeres que trabajan para hacer posible un mejor país. Eso es intolerable. El gobierno del presidente Duque está en la obligación de cumplir con los deberes constitucionales y con los compromisos internacionales para poner freno a esta nueva masacre de colombianos”, aseguró Pizarro

El senador del Polo Democrático Iván Cepeda, sostuvo que “hemos venido preguntando insistentemente quiénes son las Águilas Negras, no hemos visto bombardeos ni capturas a esta organización. Pedimos al Ministro de la Defensa aclarar la existencia de este grupo”, indicó.

La senadora Aida Avella declaró que se debe pasar de firmar papeles sobre compromisos a hechos concretos y medidas precisas para defender a los líderes sociales en el país y frenar sus asesinatos.

Otras Noticias