opinión | Publicado el

La mesa de conversaciones no debe condicionarse


Realizamos la liberación unilateral ya que, para el gobierno, sus soldados y policías no ameritan ni siquiera la firma de un protocolo que garantice una acción humanitaria. Cinco semanas de retraso injustificado, causado por el gobierno. (...) Demostramos con esta acción humanitaria unilateral, que la Mesa de Diálogos es una de las actividades que desarrolla el Eln, pero continuamos nuestra propia agenda político militar y ejerciendo el derecho a la rebeldía.

Además, fue el establecimiento el que decidió que las conversaciones se dieran en medio de la confrontación. A diferencia del gobierno, tenemos claro que la dinámica de la Mesa no debe condicionarse ni forzarse con “chantajesliberacion”; en ningún momento las privaciones de la libertad las hemos considerado para tal fin; ya que el gobierno de turno tenga el compromiso de seguir un guión guerrerista y pretenda justificarse con el Eln, es otra cosa.

Los elenos no nos cansaremos de seguir buscando la paz, la vida digna, la justicia social, la inclusión y la democratización de nuestro país. Invitamos a los colombianos y colombianas, a luchar por estas transformaciones, bien sea desde las filas del Eln o desde otros espacios; lo importante es que cada compatriota entienda que los cambios favorables a las mayorías, no llegarán solos, debemos construirlos día a día.


Powered by