editorial | Publicado el

Taller de Opinión


Buenaventura de la experiencia posible a lo noumenico

Por Andrés Castillo Gamboa
Universidad del Valle
Facultad de Trabajo Social, 4° semestre
andrescastillogamboa88@gmail.com

Buenaventura, la isla anclada en lo recóndito del Pacífico Sur de Colombia, recibe muy bien la tesis del gran filósofo del siglo XVIII Emmanuel Kant, que concibe a lo noumenico como un mundo fuera del alcance del sujeto, un mundo inhóspito, utópico. Y la experiencia posible como “el mundo que el sujeto conoce, es el mundo que el sujeto construye”, esta ciudad ha vivido la trágica suerte de ser desangrada por sus últimos mandatarios elegidos por voto popular, su corrupción ha permeado de manera significativa, afectando de lleno a la población, ya que estos sátrapas han jugado con los recursos de la educación, la salud, la vivienda.

Y el agua potable ha sido privatizada en un negocio redondo y jugoso lleno de artimañas, privando a esta población del vital líquido.

Algo irónico, ya que este puerto posee varias fuentes hídricas, estos gamonales de la corrupción en su percepción política nunca han visto en la historia de esta ciudad una buena administración municipal, por eso, como dice kant, ellos han recurrido a la corrupción una y otra vez, por que eso marcó lo que hicieron sus antecesores, no han intentado ver más allá del mundo inhóspito de lo numenico y tratar de lograr grandes cambios para una ciudad que lo necesita con urgencia, una ciudad marcada por el olvido estatal, bañada de la expansión portuaria asesina que quiere arrancar de raíz sus territorios ancestrales para convertirlos en patios de contenedores, carcomida por la violencia indolente que ha expandido sus garras por toda nuestra patria, sin industria y con gran potencial comercial ha resistido los años de ignominia y se ha levantado contra la marejada brutal que quiere verla sucumbir en el mar del olvido,

Su población está despertando de ese letargo insolente de los tiempos, pero ¿bastará para cambiar su futuro y lograr elegir a alguien capaz de tomar las riendas de esta maravillosa ciudad y que él haga de esa experiencia posible un sueño noumenico, donde lo inhóspito y utópico se torne realidad para el bello puerto del mar?.

*Taller de Opinión es un proyecto de
El Colombiano, EAFIT, U. de A. y UPB que busca abrir un espacio para la opinión
joven. Las ideas expresadas por los columnistas del Taller de Opinión son libres y de ellas son responsables sus autores. No comprometen el pensamiento editorial de El Colombiano, ni las universidades
e instituciones vinculadas con el proyecto.


Powered by