Publicado el

El muro que le construyen a Trump


Foto Mario Valencia Pineda

México no quiere pagarle el muro a Estados Unidos, pero sí quiere construir uno, esta vez no para dividir las dos naciones sino para unirlas. En vez de bloques de cemento, van ladrillos que cada ciudadano del mundo puede poner, con un pensamiento o historia positiva hacia México. La iniciativa se llama #TheWallForTrump.

La idea es poner 20.000 ladrillos para llenar los 3.185 kilómetros de frontera que comparten los dos países, y que hasta el momento personas de Colombia, Venezuela, España, Estados Unidos, Uruguay, entre otros países más, llevan 167.40 kilómetros conseguidos.

Image

Trump no fue el primero que pidió un muro

Desde la década de los ochentas, vallas y alambrados empezaron a dividir la frontera méxico-estadounidense. Pero la idea y construcción de un muro empezó en la era del presidente Bill Clinton, cuando lanzó la “Operación Guardián” con la que se autorizó la construcción de 600 kilómetros de una barrera de planchas metálicas y tubos de acero, con la finalidad de reducir el tráfico de drogas, violencia e inmigrantes que pasan al país del norte.

La cosa no paró ahí. Con la llegada de los presidentes George Bush y Barack Obama, se trató de incrementar la seguridad por medio de cámaras, deportaciones y más control de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos, pero los inmigrantes seguían encontrando formas para entrar, así como la droga proveniente de los distintos países de Latinoamérica.

La era Trump

En junio de 2015 Donald Trump anunció su candidatura a la presidencia de los Estados Unidos. Su idea, igual a la de sus antecesores, buscaba cambiar la situación de ilegalidad y narcotráfico que se vive en la frontera sur del país, pero lo que realmente ha molestado a los latinos, especialmente a los mexicanos, son las palabras que el multimillonario ha utilizado para referirse a ellos.

“Cuando México envía a su gente, no nos mandan a los mejores. Nos mandan gente con un montón de problemas, que traen drogas, crimen y son violadores”, fueron las primeras palabras que utilizó, el en ese entonces candidato, para referirse a los inmigrantes procedentes del país Azteca.

El muro para México

“Este muro ayudará a México al desalentar la inmigración ilegal desde América Central y al golpear a los carteles violentos. Como he dicho muchas veces sacaremos a los malos, a los criminales, a los traficantes de drogas, a los pandilleros. Se les acabó el día en que podían quedarse en nuestro país”, afirmó el Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, el pasado 25 de enero.

Para Trump, la única solución a este problema es la terminación del muro que se inició en el mandato de Clinton. Pero a su decisión le han llovido miles de críticas, no solo por la extrema solución, sino también por las palabras utilizadas para hacerlo. “Construiré un gran muro y voy a hacer que México pague por él”, declaró.

Mientras tanto, el muro virtual sigue creciendo con mensajes de unión. ¿Cree que Trump los tendrá en cuenta?


Powered by