Negocios | Publicado el 30 de August de 2018

Cafeteros, expectantes por plan de auxilios

Los caficultores esperan por soluciones concretas para un sector clave del que dependen 540 mil familias productoras. Foto: Manuel Saldarriaga.

Ferney Arias Jiménez

Durante el segundo semestre de 2013 el precio de la carga de 125 kilos de café estuvo por debajo de los 480 mil pesos. Para ese momento, el programa de Protección del Ingreso del Caficultor (PIC) fijó un auxilio de 165 mil pesos con el objetivo de aliviar las pérdidas de los productores.

Cinco años después la historia se repite y el llamado de alerta de los cultivadores del grano es contundente: “el precio ha caído un 19 % en el último año. Los productores han recibido en promedio cerca de 165 mil pesos por carga menos, al pasar de 851 mil pesos en agosto de 2017 a 687 mil el 28 agosto de 2018” (ver Claves).

En ese contexto, la Federación Nacional de Cafeteros estima que este año el valor de la cosecha será inferior en 1,4 billones de pesos al valor registrado en 2017 de 7,5 billones de pesos), lo cual tendría un impacto económico negativo para el país (ver gráfico).

Con el propósito de evitar ese efecto, el Ministerio de Hacienda anunció un apoyo de 100.000 millones de pesos para las familias cafeteras, cuyo mecanismo de distribución está siendo analizado por una mesa de trabajo permanente, concertada entre el Gobierno y la Federación.

En mayo, el entonces ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, autorizó destinar 23.400 millones de pesos para ayudar a los caficultores a renovar sus cultivos, a quienes se les otorgan 150 pesos (en fertilizantes) por cada árbol renovado.

Pero, en esta ocasión el representante por Antioquia a los comités Directivo y Nacional de cafeteros, José Fernando Montoya, es tajante: “La ayuda pedida al gobierno es económica, se necesita apoyo en el valor del grano, pues hay que pagar trabajadores porque está arrancando la cosecha de fin de año y responder por los créditos”.

El valor piso

La apuesta es que el próximo lunes la mesa de concertación establezca el precio de crisis o disparador del auxilio económico, y fije el procedimiento que se deberá cumplir para que los productores puedan acceder a las ayudas.

Aunque no se ha dicho de dónde sacará el gobierno los 100.000 millones de pesos para ofrecer las ayudas, el ministro de Agricultura, Andrés Valencia, expresó que “esperemos que con la ayuda que no será limitada a lo que se dijo, subsanemos la caída de los precios de la carga de café. Este es un avance importante que ratifica el compromiso del gobierno”.

Pero, con un valor como el que tiene hoy la carga de café de 694.000 pesos, los productores del grano coinciden en señalar en que no es prudente esperar a que este baje más y abogan porque los auxilios se entreguen de inmediato.

Marcelo Salazar, cafetero del departamento de Caldas, sostuvo que el apoyo es urgente, y que los 100 mil millones son la cuota inicial de lo que se requiere para salvar la rentabilidad del sector.

“Diría que para dejar de trabajar a pérdida, se debe otorgar un auxilio que como mínimo ponga el precio entre los 750 mil y 800 mil pesos”, comentó.

En el mismo sentido se declaró el productor de Risaralda, Franklin Echeverri, quien confió en que el auxilio que se defina esté entre los 75 mil y 80 mil pesos por cada carga de café.

A su turno, Óscar Gutiérrez Reyes, director de la Dignidad Agropecuaria Colombiana, consideró que por ahora el alcance del compromiso es incierto. “Sin definirse la reglamentación de cómo será la forma de entrega de la ayuda, ni la fecha a partir de la cual se recibirá y sin conocer el monto que se entregará, se vuelve imposible saber el verdadero respaldo que recibirían los cafeteros”, explicó mediante un comunicado.

Para José María Henao, miembro del Comité de Cafeteros de Antioquia, hay que pensar en la mejor manera de distribuir los recursos para evitar abusos y que la cobertura alcance para todos los caficultores. “Creo que ya es el momento para liberar esos dineros, y lo ideal sería que con ellos se cubran los gastos de producción y le quede una ganancia pequeña al cultivador”, añadió el dirigente.

Mala fama del PIC

El llamado de atención de Henao es válido toda vez que en septiembre de 2013 el entonces gerente de la Federación, Luis Genaro Muñoz, denunció intentos de fraude en el programa de ayudas del PIC.

Para la época se instauraron ante la Fiscalía denuncias por 20.000 falsas transacciones que fueron detectadas. Desde la Federación se dijo que en algunos casos se comprobó que hubo facturas a nombre de personas fallecidas. El ministro Valencia manifestó que los análisis posteriores del PIC concluyeron que si bien pudo generar un alivio, también generó un desequilibrio, es decir que fue una medida desigual.

A cuenta gotas empieza a definirse el plan de ayuda económica para la caficultura que, durante el mes de agosto, observó una reducción acelerada de precios en el mercado internacional.

Contexto de la Noticia

1
El precio internacional del café de Colombia completó 22 meses cayendo sistemáticamente.
2
En agosto la caída fue del 22 % frente a agosto de 2017, registrando un promedio de US$1,03.
3
El fenómeno inquieta a Brasil, que observa precios menores a los costos de producción del grano.
4
El problema será expuesto en la Organización Internacional del Café, en Londres, en septiembre.

Otras Noticias