entretenimiento | Publicado el

Cortázar llevó chontaduro a una vitrina de París


La nueva colección de Cortázar refleja su interés en darle un toque sofisticado a las prendas deportivas. FOTO cortesía inexmoda

Contrario a lo que el sentido común implicaría, Esteban Cortázar aparece vestido en prendas básicas: camiseta y pantalón deportivo, ambos de color negro. Una gorra vino tinto y unos tenis. Llega acompañado de su madre Dominique Vaughan, quien lo esperaba para ir a descansar.

Recién había dado una charla en BCapital, evento de moda en el que presentó su colección París - Bogotá; una colaboración junto a la marca Seven Seven que trae prendas como busos, bermudas, gorras y camisetas con un toque divertido. Se leen palabras tan colombianas como sancocho, juemichica y chontaduro y con el diseño mezcla ideas de ambas culturas. La colección se lanzó en la famosa tienda parisina Colette y ya se puede adquirir en el país.

El diseñador de 33 años nacido en Bogotá, entre una familia de artistas, su padre pintor y su madre cantante, tiene un lugar privilegiado en la Semana de la Moda en París. Camino que comenzó hace 18 años y que ha sabido mantener para ser referente del diseño nacional en el mundo. EL COLOMBIANO habló con él.

¿Con qué soñaba cuando era niño?

“Deseaba ser artista y expresarme través del canto y el baile. Fue así como estuve en elenco de Misi, una compañía en Bogotá de producción de teatro infantil que me ayudó mucho en ese momento e incluso hoy como diseñador”.

¿Cuándo tomó la decisión de ser diseñador?

“A los 10 años me mudé a Miami y fue allí donde me atrajo la moda, principalmente por lo que estaba viendo alrededor: las supermodelos, el trabajo de Gianni Versace y de fotógrafos como Herb Ritts”.

¿En qué momento logró hacer el primer desfile?

“A los 17 años en Nueva York. Ahí empezó todo”.

Trabajó para Emanuel Ungaro en Francia. ¿Qué le dejó la experiencia laboral?

“Tenía 23 años, me mudé a París y allí ingresé a trabajar para esta firma como director creativo. Fue una de las labores más valiosas que he realizado a lo largo de mi vida: me hizo entender el nivel al cual quería llegar como diseñador y la rigurosidad, conocer la forma cómo se hacen los acabados, escoger bien las telas y el nivel que se debe tener para hacer una excelente costura, ver el proceso y saber trabajar con talleres”.

¿Cómo estar vigente?

“No hay ninguna clave, ni fórmula mágica. Creo que hay que estar muy pendiente del proceso en el trabajo. Mejorar cada día más y nunca sentir que ya lo logramos. Eso me recuerda un dicho del diseñador Galliano que dice: ‘You’re only as good as your last collection’ en español sería algo como: eres el mejor por la última colección que hiciste. Esa siempre será a la que le van a poner mayor atención”.

Su última colección primavera – verano 2018, presentada en la Semana de la Moda de Paris, evoca de alguna forma a Colombia.

“No fue algo planeado. Como estuve en el proyecto con la tienda Colette, de alguna forma, eso influenció. Al final, sobre la pasarela, salieron unas modelos con prendas que tenían mucho amarillo, azul y rojo, no fue hecho a propósito pero resultó un buen homenaje a Latinoamérica y a mi cultura colombiana”.

¿Por qué elegir palabras típicas de nuestro país como juemichica como parte del diseño?

“Este es un proyecto que viene de lo que ha sido el año Colombia- Francia, en el que tuvimos varias marcas en la tienda Colette en París. Cuando trabajamos con ellos, la idea era hacer algo que celebrara nuestra cultura popular que nace en la calles o pueblos, y fue así como nació el hecho de utilizar estas palabras”.

¿Qué nuevo reto?

“Pienso que hacer ropa para hombre ya es algo grande, entonces me voy a enfocar en eso”

¿A qué artista le gustaría vestir?

“Ya lo hice con las que he querido como Cate Blanchett, Riahanna, Beyonce y Eva Longoria, pero me gustaría mucho vestir a Madonna, nunca he trabajado con ella y debe ser algo interesante”.

En sus prendas hay influencia arquitectónica y una atracción por lo deportivo ¿Cómo hace esta fusión?

“Me gusta mucho experimentar con siluetas, proporciones y formas, y crear una especie de arquitectura sobre el cuerpo de la mujer, pero a su vez, dar un lado deportivo al diseño, sin perder lo sofisticado. Es justo ahí donde se ve la influencia que he tenido de los diferentes países donde he vivido”.

¿Con qué tipo de materiales le gusta trabajar más?

“Uso desde chiffon, neopreno, cuero y hasta cashmere”.

¿Con cuántas personas aproximadamente trabaja en una colección y cuánto tiempo le lleva prepararla?

“Entre 10 y 15 personas y trabajamos en ella durante seis meses”.

¿Qué podemos tomar en cuenta las mujeres colombianas respecto al vestuario de las parisinas?

“Mezclar ambas cosas puede generar una esencia exquisita: el toque muy sofisticado de París más el lado del sabor latino y la silueta”.

Contexto de la Noticia

¿Qué es lo que más extraña de Colombia?

“Mi familia”.

¿Cuál es ese plato típico que más disfruta?

“La arepa, pero muy sencilla. Un buen ajiaco y el patacón con arroz con coco y pescado de la Costa”.

¿Qué tipo de cine le gusta?

“Me encanta el cine documental, también puedo ver cine romántico. Depende del momento”.

¿Qué música escucha?

“Desde ópera, salsa, hip hop hasta electrónica. Son esas mezclas las que también hacen parte del trabajo que hago”.


Powered by