Política | Publicado el 28 de June de 2018

El difícil camino para la Consulta Anticorrupción

El equipo de campaña que rodeó a Gustavo Petro en segunda vuelta es la base de la campaña de la consulta. FOTO cortesía

Óscar Andrés Sánchez Á.

Solo una semana y media después de la segunda vuelta presidencial, tras una campaña larga e intensa, comenzó otra, la de la Consulta Anticorrupción, que requiere la participación de un tercio de la población, es decir, cerca de 12’075.755 votos.

El último mecanismo de participación ciudadana que votó el país fue el plebiscito refrendatorio del Acuerdo de La Habana, en octubre de 2017. Votaron 12’788.374 personas y se superó el umbral especial del 13% del censo electoral, o sea, 4’378.118 votos.

¿Quiénes moverían votos?

El excandidato Sergio Fajardo envió nota de apoyo y el excandidato Humberto de la Calle se tomó la foto con la senadora Claudia López, líder de la iniciativa, pero quienes harán campaña en las calles y los medios de comunicación son los sectores que estuvieron con Gustavo Petro en la segunda vuelta presidencial, más el senador Armando Benedetti, del Partido de La U.

Aunque el presidente electo, Iván Duque, en campaña y luego de elegido manifestó su respaldo a la consulta, ni los congresistas ni los militantes del Centro Democrático se movilizarán buscando votos por el sí. La mayoría se abstendrán por considerarla innecesaria y oportunista.

A esto se suma que la Corporación de Magistrados y Jueces de Colombia (Corjusticia) le pidió al Consejo Nacional Electoral (CNE) aval para hacer campaña por la abstención, pues creen que no solo busca reducir el salario de los congresistas, sino el de todos los funcionarios.

Según David Suárez, docente de Derecho de la U. Eafit, sin el apoyo de Duque y del expresidente Álvaro Uribe, es “muy poco probable que se logre”, pese a que pone sobre la mesa el tema de la corrupción para su debate, análisis y reflexión.

“No tiene mucho futuro”

Cada una de las siete preguntas que traerá la tarjeta electora deberá sacar la mitad más uno de los votos por el sí, es decir, 6’037.878 respaldos, partiendo de que votará el tercio del censo electoral que se requiere para que sea de obligatorio cumplimiento.

Para Jaime Carrión, docente de Ciencia Política de la U. Nacional, será muy difícil conseguir la votación, pues desde el punto de vista electoral, el país se encuentra desgastado y a medida que avance la pedagogía, “se hará evidente que no es del todo necesaria ni suficiente para conseguir las reformas que propone”.

Al respecto Patricia Muñoz, docente de Política de la U. Javeriana, dice que no es fácil que la consulta prospere porque hay fatiga en los ciudadanos que no acudirán a las urnas masivamente, como lo hicieron en las presidenciales.

Es posible que el nuevo Gobierno llegue también con proyectos de ley para enfrentar la corrupción.

Contexto de la Noticia

david suárez
Docente de Derecho U. Eafit
Dos aspectos no pueden ser materia de consulta por referirse a temas presupuestales. Otro tampoco es viable por que requiere reforma constitucional. Dos de ellas ya están reguladas en normas. El tema de la corrupción no es de normas sino de institucionalidad fuerte, de organismos de control autónomos, independientes y con alto nivel técnico, de tener buenos ciudadanos y una mejor sociedad.

Otras Noticias