Cultura | Publicado el

¿Qué no puede perderse un primíparo en la Feria de las Flores?


ilustración Esteban parís

El desfile de silleteros ya no despierta la misma curiosidad que antes para Ana Fernanda Durango, quien ha disfrutado la Feria de las Flores sin interrupción desde su edición en 2009. Pero para Andrés Felipe Gil, que este año vendrá por primera vez a conocer el calibre de estas fiestas, es uno de los eventos imperdibles.

Esos son los contrastes que tiene la celebración que rinde homenaje a las flores y a la antioqueñidad. Pero eso sí, no le faltarán planes a nadie, ni siquiera a aquellos que como Ana conocen de memoria los eventos tradicionales programados para estas fechas; mucho menos a los primíparos, para quienes todo será un descubrimiento.

Son alrededor de 400 actividades, entre públicas y privadas, las que engalanarán desde mañana oficialmente a la capital antioqueña. Diez días en los que como dice el lema de esta edición del 2018, “Medellín florece”, pero se reinventa para no aburrir a los locales y sorprender a los nuevos visitantes.

EL COLOMBIANO consultó con ciudadanos y Alcaldía algunos eventos imperdibles que enamorarán a los primíparos y los dejarán con ganas de regresar el próximo año, y también aquellos planes con los que vivir la feria una vez no será repetir más de lo mismo, sino encontrar nuevos espacios para disfrutar.

Vivirla por primera vez

Andrés Felipe llegará este fin de semana desde Pereira y lo primero a lo que planea asistir es a la Exposición Equina, que se llevará a cabo del 3 al 6 de agosto en el pabellón amarillo de Plaza Mayor.

“Es algo fijo, un gusto de años desde la infancia porque mi abuelo tenía caballos. Como estaré toda la feria tampoco me puedo perder el desfile de silleteros (12 de agosto). Alguna vez vi una muestra de ellos en la Feria de Cali y quedé maravillado”, contó.

Ver desfilar por las calles a los campesinos cargando a espaldas sus obras de arte elaboradas con flores, es para él un anhelo, así como también disfrutar del recorrido de autos antiguos (11 de agosto).

Dice que “ver cómo los dueños cuidan sus vehículos clásicos incluso más que a sus hijos”, es algo que siempre le ha gustado.

El Festival Nacional de la Trova, donde el talento de la improvisación acompañado de acordes de guitarra hipnotiza a los asistentes, es otro de los eventos que Andrés Felipe espera disfrutar por primera vez y, por qué no, rematar las noches en los tablados y conciertos que ofrecerá la ciudad durante los días de fiesta, como el del 4 de agosto, que tendrá artistas como J Balvin, Marc Anthony y Silvestre Dangond.

Pero más allá de los eventos de ciudad y los desfiles, la magia de las flores también se vive en las montañas de Santa Elena, donde los campesinos que elaboran las silletas abren las puertas de sus fincas para que los visitantes conozcan de primera mano el proceso de creación de esta tradición antioqueña.

Los tures para esto comenzaron el pasado 28 de julio, previo al inicio oficial de la feria, y se extienden hasta el 11 de agosto, cuando se celebra la Noche Silletera, un plan de amanecida en el penúltimo día de las festividades.

“Los campesinos son los mejores anfitriones y conversadores, tienen listas las arepas de chócolo con quesito y una taza chocolate. Explican cómo las arman, los tipos de flores con las que las elaboran. Un plan de una mañana o tarde completa”, indicó Lina Botero, secretaria de Cultura de Medellín.

Para la funcionaria también hacen parte de los imperdibles las tres Plazas de Flores —este año funcionarán en el Aeroparque Juan Pablo II, al costado del Museo de Arte Moderno y en el Parque Norte — que reúnen lo mejor de la feria en un solo lugar.

Estos espacios están dotados de tarimas para las presentaciones musicales, ofrecen una amplia variedad gastronómica y cuentan hasta con circos para divertir a los más pequeños.

Al final, Andrés Felipe cree que cualquier escenario será ideal para los primíparos como él, que vienen sin prevenciones a disfrutar de la feria, y a quienes no les importa, es más, les atrae la idea de terminar conociendo nuevos amigos. “Uno acaba conversando con gente de todo el mundo, y eso también es algo bonito de este tipo de celebraciones”, expresó.

Para los viejos conocidos

Aunque la emoción por ver a los silleteros ya no es igual para Ana Fernanda Durango, quien vive en Medellín desde 2009, sigue encontrando actividades para disfrutar de la feria en compañía de su familia.

Por ejemplo, no se pierde la decoración en la plazoleta del centro comercial Santafé, que cada año reinventa un nuevo tapete y este 2018 presentó dos colibríes enormes, hechos con más de 200.000 flores, que estará exhibido hasta el 23 de agosto.

“Los conciertos también varían mucho en cada edición, y siempre serán una forma distinta de vivir los días de fiesta”, agregó Ana.

En el Jardín Botánico también hay un plan alternativo al que ella no falta. Se trata de la exposición Orquídeas, Flores y Artesanías, que presenta temáticas que varían anualmente y podrá visitarse desde el 7 al 12 de agosto.

Por otro lado, la funcionaria Botero también quiso recomendar a los viejos conocedores de la feria una actividad que es la gran novedad de esta edición: La calle de los artistas, que funcionará en tres lugares: el renovado Paseo Bolívar, la Plaza de Botero y el Parque Lleras.

“En estos sitios habrá músicos populares y otra cantidad de representantes del arte, en un recorrido que en el Paseo Bolívar termina en el Salón Málaga, un sitio representativo donde los visitantes pueden tomarse un café o una copa de aguardiente”, destacó

Para los amantes de las bicicletas, la Feria a ritmo de bici es un plan infaltable el 4 de agosto. La Alcaldía programó un circuito para promover el uso de este vehículo en el que los participantes pueden asistir disfrazados.

La música, que nunca está demás, también puede ser el cierre ideal para quienes han vivido la feria una y otra vez, pues en el caso del Parque Cultural Nocturno, en Plaza Gardel, habrán veladas de son y boleros, hip hop o ritmos del folclor colombianos, una elección a discreción del viejo conocedor.

400

actividades, entre públicas y privadas, tendrá la edición 2018 de la Feria de las Flores.

Un primiparo cuenta sus expectativas de la feria, con los eventos imperdibles. Para los que siempre asisten al evento, este año hay actividades novedosas que le dan un nuevo aire a la fiesta.

Contexto de la Noticia

Para los desfiles y para actividades durante la mañana, o aquellos recorridos en fincas silleteras de Santa Elena, la recomendación de Lina Botero, secretaria de Cultura, es que los visitantes vistan ropa cómoda, lleven hidratación y usen bloqueador solar y gorra. “El sol de tierra fría, en el corregimiento pega duro, y cuando son planes que incluyen caminatas lo mejor es calzar unos buenos tenis”, indicó. Por otro lado, en las actividades de ciudad, las autoridades aconsejan no excederse con el licor, tratar de llegar a los lugares en transporte público y tener siempre las pertenencias a la vista sobre todo en eventos masivos. Tampoco es recomendable llevar correas de hebillas gruesas a los conciertos.


Powered by