Cine | Publicado el

¿Y quién sabe cómo terminará Game of Thrones?


Cara de Ángeles era el nombre secreto de la serie durante su grabación. Foto: GOT

Nombres escondidos tras códigos, locaciones secretas, guiones autoborrables... HBO y sus productores tomaron muchas precauciones para mantener al margen el máximo secreto de la corona del reino televisivo: Game of Thrones (GOT).

Se supo del final del rodaje de GOT a partir del anuncio de varios miembros del elenco que publicaron sus mensajes a través de sus redes sociales. “Adiós Belfast. Adiós Arya. Adiós Juego de Tronos. Qué alegría he tenido. Aquí están las aventuras que vendrán”, dijo la actriz Maisie Williams a través de un post en su Instagram con sus zapatos ensangrentados.

Desde hace unos meses se ha hablado en medios de comunicación la intención de HBO de grabar diferentes finales para evitar cualquier filtración o spoiler de una de las series de televisión más esperadas del año –solo en Estados Unidos alcanzó los 10 millones de espectadores en la última temporada y 16.5 el último episodio.

“Creo que están filmando un montón de cosas y no nos lo dicen. Lo digo en serio. Creo que ni siquiera confían en nosotros (...) Hay muchos desenlaces diferentes que podrían suceder, creo que las estamos haciendo todos y no nos dicen qué es lo que realmente va a suceder”, decía Emilia Clark (La Madre de Dragones, Daenerys Targaryen) para el podcast Award Chatter de THR.

Lo dijo a mediados de mayo pasado y además declaró que aunque ya había leído el guion, no estaba segura de cuál sería el verdadero final de GOT.

En promedio la serie se ha estrenado cerca a la Primavera (abril) y se esperaría que para el próximo año sea la época para el estreno. Pero hasta ahora solo ha habido especulaciones, en parte, gracias al sigilo profesional con el que se ha manejado el tema.

A post shared by @emilia_clarke on

Estrategias

“Son muy, muy estrictos. El nivel de este año es de locos”, aseguró hace dos meses para Elite Daily Nikolaj Coster Waldau (Jaime Lanister) para hablar sobre el intenso secretismo alrededor de los libretos de la octava temporada: “De hecho, recibimos los guiones y filmamos la escena; solo los tenemos digitalmente, y cuando has terminado la escena, simplemente desaparecen. Es como Misión Imposible”, comparó el actor.

Quien hace de Sansa Stark, Sophie Turner, confirmó el tema de los guiones autoborrables: “No nos daban nada en formato físico. Lo teníamos en una aplicación. Nos enviaban nuestra parte de la escena qe íbamos a rodar al día siguiente, así que teníamos que aprenderlos todo el día anterior”, relató Turner. Luego de haber leído el guion, “desaparecía a las 24 horas y ya nunca más se podía acceder a él. ¡Era más estricto  que la seguridad de la Casa Blanca!”, contó.

Otra estrategia fue usar nombres claves para los actores del elenco y así nadie sabría quién estaba realmente en el set de grabación.

Incluso el nombre de la serie fue también cambiado para evitar a los curiosos que pasaban por los lugares de rodaje. “Fue Cara de Ángeles. Es uno aleatoreo”, reveló Turner a Digital Spy. Y los afortunados que lograban colarse a algún set de grabación “tenían stickers en las cámaras de sus móviles para no poder tomar fotos”.

La octava y última temporada estará conformada por seis episodios y estarán bajo la dirección de David Benioff, D.B. Weiss, David Nutter y Miguel Sapochnik. Es la temporada más corta pero también la más esperada de todas.

No se sabrá nada hasta que HBO quiera.


Powered by