Ecos y Comentarios

RACHA DE AMENAZAS CONTRA PERIODISTAS. AUTORIDADES, A APLICAR LA LEY

Hay una racha de amenazas y coacciones múltiples contra periodistas en varias regiones del país. Las organizaciones que velan por la protección de las libertades de información y opinión llevan meses advirtiendo al Gobierno y a las autoridades judiciales casos graves de periodistas amenazados. Ayer se denunciaron otras contra periodistas de la capital (de la revista Semana, el portal la Silla Vacía, el diario El Tiempo y RCN Radio). Las autoridades tienen que tomarse en serio estas amenazas. Y tomarlas en serio tanto para los periodistas de Bogotá como para los que sufren coacciones en cualquier otro punto del país, pues los derechos a su integridad personal y moral son inalienables para todos.

Aparte de manifestar la solidaridad contra todos los colegas afectados por esta repugnante forma de violencia, que busca cercenarles los bienes más preciados y esenciales del ejercicio de su oficio, hay que insistir, de nuevo, en que las amenazas contra los periodistas no afectan solo a un gremio, sino que vulneran los derechos de toda la ciudadanía. La información libre es un valor irrenunciable en toda sociedad democrática.
A propósito, en la recientemente expedida Ley 1908 de 2018 se agravan las penas de prisión para quienes por cualquier medio intimiden o amenacen periodistas o a sus familias. Obviamente no basta solo la ley escrita. Tiene que haber efectividad de las autoridades policiales y judiciales para descubrir y detener a los que amenazan desde las sombras.

Lo que Faltaba

Se derriten los glaciares colombianos

Muy poco queda de las nieves perpetuas de los glaciares colombianos y, lo peor de todo, no hay nada que hacer para recuperarlos. El efecto devastador del cambio climático continuará, se calcula que a 2040 no habrá ninguno y que su desaparición amenaza el abastecimiento de agua para más de 2 millones de personas, un alto número residente en ciudades capitales. El último informe anual del Ideam sobre el “Estado de los glaciares”, es catastrófico. Precisa que en los últimos 7 años el país ha perdido 8,4 km cuadrados de glaciares y que el Santa Isabel es el más próximo a extinguirse.


Siguiente Sección:
Fe de errores


Powered by