Política | Publicado el

Lo que Antioquia espera del presidente


El anhelo de la Gobernación por revivir el ferrocarril, se dificultó con la emergencia en Hidroituango, de donde lo financiarían. Líderes regionales buscarán recursos con el nuevo Gobierno Nacional. FOTO Jaime Pérez

Los más de 1 millón 800.000 votos que obtuvo Iván Duque en Antioquia representan el compromiso que deberá tener el nuevo presidente con el departamento.

De entrada, el mandatario encontrará en la región un ambiente favorable y un oasis a la oposición, asegura el politólogo y docente de la Universidad de Medellín, Pedro Jurado.

No obstante, Duque tendrá que refrendar esa favorabilidad, y los ingredientes para hacerlo no son menores: girar los recursos que su antecesor, Juan Manuel Santos, comprometió para el tranvía de la 80 en Medellín, apoyar el proyecto de ferrocarril, y acompañar la salvación de Hidroituango.

El nuevo mandatario, además, recibe hospitales departamentales al borde del cierre y a Savia, la EPS más grande de Antioquia, con 1 millón 700.000 afiliados, en crisis y urgida de recursos.

Contexto de la Noticia

El 53 % de los hospitales públicos en Antioquia están en riesgo financiero medio o alto y eso ha provocado unas 10 liquidaciones, revela el médico Luis Alberto Martínez, director de Empresas Sociales del Estado de Antioquia (AESA). Para el experto, frenar esa crisis depende de que el presidente Iván Duque inyecte recursos y cree programas de fortalecimiento. “Se les debe $1,1 billones a los públicos y $2 billones a los privados. El reto es cómo pagar esa deuda, sobre todo de EPS liquidadas, y poner en cintura a las que están vigentes”, dijo y agregó que este es un punto de partida para rescatar a Savia.

La votación de Antioquia por Iván Duque para la presidencia fue la más alta en todo el país (1,8 millones). Ese hecho, según Pedro Jurado, coordinador de Ciencias Políticas en la Universidad de Medellín, marca un precedente y el reto de confirmar este apoyo en las elecciones municipales y departamentales. “No se espera que sea algo difícil, su partido representa los intereses mayoritarios del departamento (...). Con todo, el presidente no deberá pasar por alto las necesidades de un departamento que es clave para el proceso de posconflicto y afianzar una buena relación con los alcaldes, es clave”, subrayó.

El presidente Iván Duque recibe en Antioquia uno de los departamentos con más presencia de insurgencia, disidencias, bandas criminales. Para el analista en conflicto y director del Instituto Popular de Capacitación (IPC), Diego Herrera, el reto principal del mandatario, para resolver esa problemática, está en garantizar que se cumpla el Acuerdo de paz, continuar las negociaciones con el Eln y avanzar en una política de sometimiento. “En cuanto a la violencia en las comunas, esto se debe tratar como un fenómeno nacional donde confluyen carteles mexicanos, facciones del ‘clan del golfo’ y ‘Oficina”, enfatizó.

Corresponderá al nuevo Gobierno culminar la construcción de las Autopistas para la Prosperidad en el departamento, según Martín Alonso Pérez, presidente de la Sociedad Antioqueña de Arquitectos e Ingenieros (SAI). “Se le debe dar continuidad a los proyectos adjudicados, sobre todo las concesiones viales, aunque no todas tienen cierre financiero, pero necesitan apoyo del Gobierno”, dijo y agregó que, además, se debe trabajar en las vías complementarias del Túnel del Toyo, “que le competen a Invías, y se necesita que empiecen este año o, a más tardar, en el primer semestre de 2019”. Explicó que el presidente Duque debe acelerar los permisos de los tres Puertos de Urabá: Antioquia, Pisisí y Darién. “También depende de la voluntad del presidente Iván Duque recuperar Hidroituango”, concluyó.

Hasta el último día del gobierno pasado, la Alcaldía de Medellín esperó los $80.000 millones prometidos para el tranvía de la 80. La plata no llegó, y ahora esa es una deuda del nuevo presidente, Iván Duque. Así lo consideró Jorge Eliécer Córdoba, director de Ingeniería Civil de la Universidad Nacional, sede Medellín, quien agregó que el tema debe ser prioridad, pues el sistema de transporte beneficia a todo el Valle de Aburrá. “También, el nuevo mandatario deberá apoyar al gobernador Luis Pérez con el tren de cercanías, que es necesario, y quedó desfinanciado, al no contar, por ahora, con plata de Hidroituango”, señaló y agregó que en la ciudad es de las más contaminadas de América Latina y “para resolverlo hay que mejorar el combustible. No es justo que todavía consumamos gasolina altamente contaminante”, señaló.


Powered by