Paz y derechos humanos | Publicado el

Versiones encontradas por supuesto bombardeo a una vivienda en Catatumbo


La comunidad mostró la vainilla de una granada de fusil o MGL. FOTO CORTESÍA

Líderes de la zona conocida como Mesitas, área rural del municipio de Hacarí, región de Catatumbo, Norte de Santander, le confirmaron a EL COLOMBIANO que pasadas las 9 de la noche se registraron nuevos combates al parecer entre el Ejército y uno de los grupos ilegales que delinquen en esa zona del país (Epl y Eln).

“En medio de los enfrentamientos se sintieron varias explosiones, uno de los artefactos cayó en una casa donde habían varias personas durmiendo, ahí murió un joven identificado como Yurgen Gutiérrez y otros dos resultaron heridos. Lo que se dice es que la bomba la tiraron desde una aeronave”, dijo uno de los líderes de la región.

Puede leer: Ni a Catatumbo, ni a su gente, el conflicto los deja vivir tranquilos

Sobre estos hechos, el Ejército afirmó que en la zona se vienen realizando diferentes operaciones militares, sin embargo aseguran que en la noche del pasado miércoles no hubo bombardeos, además las tropas que iban a ser extraídas del lugar por medio de helicópteros fueron atacadas con explosivos o tatucos desde varios sitios y que hasta el momento no tienen registros de una persona muerta como lo denuncia la comunidad y las autoridades civiles.

“Estamos esperando que el personero municipal nos haga el favor de poner a disposición de las autoridades el cadáver y los heridos, para poder hacer las investigaciones correspondientes por parte de las Fuerzas Militares y la Fiscalía. Quiero dejar claro que debe haber una presunción de inocencia, hay que corroborar que los hechos sean ciertos, pues siempre existen dos versiones”, dijo el general Jaime Agustín Carvajal, comandante de la Segunda División del Ejército.

Por su parte, la Comisión por la Vida, la Reconciliación y la Paz del Catatumbo, hizo un llamado al Gobierno Nacional para que cese la intervención militar que se está realizando en la zona rural de Hacarí, “ya que esto agravaría la crisis social, humanitaria y de conflicto armado que vive la región; pero el gobierno nacional no ha escuchado esta petición y hoy se ha profundizado una crisis humanitaria en el municipio de Hacarí donde las comunidades han tenido que soportar hecho tras hecho sin que haya habido una intervención efectiva por parte del Estado en la atención, asistencia, reparación integral y garantías de no repetición a la población víctima de estos hechos en el marco del conflicto armado”.

Según se puede observar por unas fotografías que fueron suministradas por la comunidad, el artefacto explosivo (al parecer una granada disparada por un fusil o un MGL) habría ingresado por uno de los laterales de la vivienda y aparentemente estalló en el interior.

Le puede interesar: Tres soldados heridos en el Catatumbo, tras caer en campo minado

La Defensoría del Pueblo solicitó a la Gobernación de Norte de Santander convocar de manera urgente el subcomité de prevención y protección para atender la situación de riesgo que se presenta en la región de Catatumbo, donde solo en el municipio de Hacarí ya se registran, según la Personería Municipal, 64 familias desplazadas que se encuentra en las veredas La Esperanza y La Estación, así como 25 familias que se encuentran en el casco urbano del municipio.

Image

Powered by