Seguridad | Publicado el

Por falso panfleto, comercio de Armenia Mantequilla estuvo cerrado


FOTO ARCHIVO JUAN ANTONIO SÁNCHEZ

Para Juan*, un comerciante que por años ha tenido su negocio en el parque de Armenia Mantequilla, uno de sus vecinos le dio la señal de alarma. Con la fotocopia de un supuesto panfleto lo alertó de que no debía abrir su local o lo matarían.

“Ese papel decía que eran los Gaitanistas (“Urabeños”). Yo no sé él (el vecino) de dónde lo sacó y ni le pregunté si eso era verdad o no, pero a mí me dio miedo abrir... ¡a todos nos dio ‘culillo’!”, le contó por teléfono a EL COLOMBIANO.

El supuesto panfleto fue un mensaje que circuló en redes sociales la semana anterior y que amenazaba a las poblaciones antioqueñas de Anzá, Buriticá, Dabeiba y Armenia Mantequilla, fue desmentido por las autoridades.

El coronel Luis Fernando Muñoz, comandante operativo de la Policía Antioquia, aseguró que “el comunicado que circula por redes sociales fue analizado por nuestro personal de Inteligencia y lo desestimamos porque carece de veracidad. Eso concluyeron los expertos en análisis de documentos”.

El coronel Wilson Pardo, comandante de la Policía Antioquia, aclaró que en los municipios citados en los mensajes falsos se hicieron campañas de información para que la gente conociera que la amenaza no era real. “Nosotros les dijimos que si querían acompañamiento se los dábamos, y muchos conductores nos llamaron. Pero en ningún lado pasó nada”, aclaró.

Otro comerciante, residente en Medellín y con negocios en Armenia Mantequilla, también se comunicó vía telefónica con este diario para alertar sobre la amenaza. “A mí me llamaron del pueblo y me dijeron que no fuera, que me quemaban el carro”, dijo.

Agregó que desconocía el origen del mensaje, y hasta llegó a afirmar que sus compañeros habían visto a hombres armados en el pueblo. Ante semejante declaración, el coronel Pardo sentenció: “Ojalá hubieran ido, así los hubiéramos capturado o les hubiéramos dado de baja”.

El alcalde de Armenia Mantequilla no respondió llamados para indagar sobre la situación de orden público en el municipio.

Mientras tanto Juan dijo que prefería no pensar en las pérdidas. “Uno cierra porque cuida la vida y con esas cosas (amenazas) no se juega”, agregó.

* Nombre cambiado a petición de la fuente


Powered by