negocios | Publicado el 4 de agosto de 2018

Avianca, un caos por cambio de tecnología

La aerolínea restableció la venta de tiquetes nacionales ayer, tras crisis que ha afectado a 8.000 pasajeros. Foto: Archivo / Colprensa

Natalia Cubillos Murcia

Detrás de los días de caos que ha vivido Avianca, desde la noche del 31 de julio está un aplicativo que buscaba hacer un cambio tecnológico con varias funciones dentro de la aerolínea entre ellas, la notificación a los tripulantes de sus itinerarios.

La transición del sistema SIO a Netline Crew, operada por Luftansa Systems, ha sido la causante de que más de 10.000 pasajeros hayan tenido que reprogramar sus vuelos, según el último dato obtenido anoche.

Esta transición del sistema hace parte de un proceso que Avianca lleva trabajando al menos 4 años: el proyecto Simplify, que busca transformar la operación diaria y que incluyó la sincronía de varios sistemas para “gestionar la disponibilidad y asignación de aviones (activo desde enero); digitalizar el sistema de entrenamiento; optimizar la asignación de tripulaciones”, según explicó la aerolínea (ver Dicen de).

“El problema es que no se cargó totalmente el nuevo sistema y el otro ya quedó desconectado”, dijo una fuente al interior de la compañía.

Lo que dice Avianca es que en el amanecer del primero de agosto, se identificó que aquella transición realizada el 31 de julio ocasionó que la información cargada en el nuevo sistema presentara discrepancias con la realidad.

Los inconvenientes pasaban por desconocer que los tripulantes tuviesen cuenta en la aplicación, un mensaje de error en la app, que no les dejaba ver las actividades, o un mensaje de usuario inválido o contraseña incorrecta.

En la comunicación en la que Avianca informó las inconsistencias a los tripulantes se señala que “el equipo técnico trabaja en la estabilización de la plataforma” y les pide a los tripulantes que funcionen a través de una mesa de ayuda, y les dan opciones para solucionar cada inconveniente de manera manual (ver Dicen de...).

En comunicación con EL COLOMBIANO, Darío Barrera, director de Aeropuertos de Avianca, señaló que en los trabajos de la contingencia se ha buscado notificar a los pilotos a partir de correos o llamadas telefónicas de sus itinerarios.

“Hemos cumplido, aunque hemos tenido demoras”, agregó. En estos días de crisis se han cancelado 71 vuelos, ninguno con problemas hacia Estados Unidos, Europa o Centroamérica.

El servicio del aplicativo ya está encontrando salidas, así que Avianca reinició la venta de tiquetes ayer.

Barrera reiteró que esta crisis nada tiene que ver con las consecuencias del paro de la Asociación Colombiana de Aviadores Civiles (Acdac) acontecido el año pasado y que duró 51 días. Por el contrario, aclaró que los tripulantes son suficientes, tan es así que tienen unos de reserva. En total hay cerca de 1.250 pilotos trabajando con la aerolínea.

Según una fuente, que pidió no ser mencionada, la notificación no es sencilla; los tripulantes “no están obligados a contestar su celular ni el teléfono de su casa”, así que se ven abocados a notificarlos de manera física sea en su casa o mientras están volando, lo que dificulta su ubicación: “Aquí el problema es que desde el paro muchos pilotos han renunciado, faltan pilotos”.

Por ahora, las cancelaciones, dijo Barrera, son preventivas para “mitigar el impacto operativo” y hoy se han podido reubicar a todas las personas afectadas.

Por esta contingencia, la Aeronáutica Civil podría imponer multas de hasta 75 salarios mínimos (unos 58,5 millones de pesos), según la evaluación “mes a mes y caso a caso”.

¿Qué pasa en Medellín?

Fredy Jaramillo, gerente del Aeropuerto José María Córdova, dio un parte de tranquilidad para la Feria de las Flores que inició ayer. Sostuvo que los traumatismos no han sido mayores en estos días y que “Avianca ha manejado muy bien” lo ocurrido; aunque no falta uno que otro pasajero con quejas, la situación no se ha salido de control.

Barrera explicó que Medellín es una ruta muy importante, pues es “troncal”, y lo que sí se pudo haber sentido es un cambio en las frecuencias, más que en la oferta de sillas que se ha mantenido estable. Para un fin de semana como estos, de fiesta, se espera un aumento de pasajeros en 10 %, una cifra que podría significar 20 mil viajeros habiendo llegado ayer.

Finalmente, al preguntarle a los lectores de EL COLOMBIANO qué tanto se han visto afectados por esta crisis las respuestas más comunes tienen que ver con incumplimientos de tiempo atrás más que de la coyuntura; algo más habrá que evaluar para mejorar el servicio .

Aún no se conoce cuándo estará solucionado el mal funcionamiento del nuevo aplicativo de Avianca, por lo que los vuelos se seguirán cancelando de manera preventiva hasta nuevo aviso.
Avianca, un caos por cambio de tecnología

Contexto de la Noticia

Avianca señaló que el daño el sistema por ejemplo implicaba que “un piloto estaba en el punto A cuando en realidad estaba en B, lo que ocasionó que algunos no llegaran a sus vuelos o fueran mal notificados”. Aún así, aseguró la aerolínea a EL COLOMBIANO que “la información ya se sincronizó y la realidad operacional se refleja adecuadamente en el nuevo sistema. Adicionalmente, como toda implementación de un nuevo sistema existe una curva de aprendizaje en su uso”.

Otras Noticias