Colombia | Publicado el

Nuevos testigos afectarían proceso Colmenares


Carlos Cárdenas fue recluido en la cárcel Modelo de Bogotá luego de que el juez 41 de garantías le dictará medida de aseguramiento en centro carcelario por su presunta responsabilidad en la muerte de Luis Andrés Colmenares. FOTO COLPRENSA

Este jueves fue trasladado a la cárcel Modelo de Bogotá Carlos Andrés Cárdenas, señalado como presunto autor material de la muerte de estudiante de la Universidad de Los Andes, Luis Andrés Colmenares.

La reclusión del joven en un centro penitenciario constituye el primer capítulo del nuevo rumbo que tomará la investigación por este sonado caso y que provocaría nuevas capturas, así como un posible impacto en la situación jurídica de Laura Moreno y Jessy Quintero, las otras dos implicadas que permanecen detenidas.

A Cárdenas Gómez, el juez penal municipal 41 con funciones de control de garantías, Juan Carlos Merchán, le dictó medida de aseguramiento sin beneficio de excarcelación, luego de que la Fiscalía le imputara los cargos de homicidio doloso agravado en concurso con el de determinador de soborno, basada en las declaraciones de José Wilmer Ayola Lerma, quien habría presenciado los hechos en que murió Colmenares, el 31 de octubre de 2010.

La Fiscalía dice que seguirá la investigación de aquí a que presente la acusación formal contra Cárdenas Gómez, y eso lo define como su próximo fin. Pero la acusación podría demorar unos tres meses, aproximadamente. En todo caso, la declaración del testigo que reveló el fiscal Antonio Luis González Navarro sí afectará el otro proceso que se sigue contra Laura Moreno y Jessy Quintero. El fiscal, al planteársele la posibilidad de nuevas capturas, dijo que están trabajando, pero no lo confirmó ni desmintió.

Para Jaime Granados, abogado de Laura Moreno, el nuevo testigo en el caso Colmenares es fabricado. "Se lo puedo decir al país sin ningún temor a equivocarme: se trata de un testigo fabricado, traído a este caso por paracaídas, lleno de inexactitudes, lleno de inconsistencias".

Granados cuestionó el hecho de que la declaración de este nuevo testigo haya terminado de rendir testimonio el pasado 5 de junio, a las dos de la mañana -según dijo- y que al día siguiente se haya ordenado la captura de Carlos Cárdenas como presunto coautor del crimen de Colmenares.

"En qué país serio se corrobora la declaración de un testigo que llega en paracaídas en un caso tan importante", dijo Granados al aseverar que no quiere cuestionar si un testimonio bastaba para ordenar la captura de Cárdenas ya que no es su cliente.

"Este señor está lleno de sospechas y lo probaremos en juicio", agregó al considerar que no es cierto que Laura Moreno haya abofeteado a Colmenares la noche en que murió como aseveró el testigo.

Cuando se le preguntó a Granados quién podría estar detrás de la supuesta fabricación del testigo, no quiso responder ni especular sobre el tema, pero sí se refirió a la actuación del fiscal del caso Antonio Luis González.

"Yo no tengo una bola de cristal para especular. Lo que sí puedo afirmar es que ayer (miércoles) el Tribunal Superior de Bogotá tuteló a Laura Moreno frente al intento abusivo que el fiscal González quería hacer de endilgarle un cargo que ya el Tribunal había prohibido. Y la decisión casi que acusa al fiscal de hacer un fraude de resolución judicial", dijo Granados.

Por su parte, David Teleki, defensor de Jessy Quintero, indicó que se le hace "muy extraña la aparición repentina" del testigo Ayola Lerma. "Nosotros nos vamos a replegar, no vamos a salir a los medios y no nos referiremos a lo que diga el testigo. Ninguna de las dos niñas (Laura y Jessy) tiene que ver en la muerte de ese muchacho (Colmenares)".

Subrayó que tiene que defender a Jessy. "A ella no la atacaron, y frente a eso, silencio absoluto". Agregó que la captura de Carlos Cárdenas los tomó por sorpresa y que lo mismo sucedió con la Fiscalía porque el fiscal Antonio Luis González consiguió la declaración el 4 de junio pasado "y esto no deja de ser raro".

"Por ahora, esperaremos la respuesta del Tribunal sobre si se le retira a Jessy el delito de falso testimonio. Nos parece que ahí tenemos la razón y que van a precluir", agregó Teleki. "La Fiscalía tiene un elemento probatorio nuevo y también lo vamos a utilizar para que lo a nosotros nos pueda corresponder".

En el caso de la abogada Aidé Acevedo Santos, que comenzó a fungir como defensora suplente de Carlos Cárdenas (el titular es Mauricio Camacho Fernández), continúa enfrentando un proceso que le abrió el Consejo Superior de la Judicatura, en el que se está a la espera de los testimonios de Carlos Cárdenas y del fiscal Antonio Luis González Navarro, solicitados por el abogado de Acevedo, Iván Cancino.

Cancino también expresó su sorpresa porque "en el caso más sonado del país, y que ha salido por todos los medios de comunicación, aparezca un testigo, año y medio después, a decir que lo vio todo. Eso es intolerable e inverosímil".

Y agregó: "El de Ayola Lerma es un testimonio que se cae por su peso solito. No puede sostenerse. No veo que afecte para nada (el caso de su cliente, la abogada Acevedo). Lo que tenemos que ver es que si nos lo van a llevar a juicio, estaremos prestos a tumbarlo en el contrainterrogatorio".

Por su parte, María del Pilar Gómez, madre de Carlos Cárdenas, también tendrá que comparecer dentro de dos semanas ante un juez en audiencia preparatoria de juicio por los delitos de fraude procesal y favorecimiento de homicidio.

Tanto a Aidé Acevedo Santos como a María del Pilar Gómez, la Fiscalía pidió procesarlas porque, según el ente acusador, ambas intentaron cambiar de fiscal del caso Colmenares. Acevedo también es cuestionada por tener apartes del expediente.