Seguridad | Publicado el

Presunto cabecilla de “la Oficina” estaba en la Red de Apoyo de la Policía


Así fue la captura de Sebastián Murillo Echeverry, alias “Lindolfo”, “Sebitas”, “Junior” o “el Bonito”. FOTO CORTESÍA POLICÍA NACIONAL

El empresario Sebastián Murillo Echeverry, alias “Lindolfo”, encarcelado por sus presuntos nexos con la organización criminal “la Oficina”, pertenecía a la Red de Apoyo Ciudadano y tenía acceso a información de seguridad en tiempo real.

Así quedó evidenciado el pasado 6 de febrero, cuando la Dijín allanó el apartamento en el que pernoctaba con sus dos niñas y su exesposa, la modelo y presentadora Vaneza Peláez. En el registro a la propiedad, ubicada en El Poblado, en el suroriente de Medellín, los agentes le encontraron una pistola Jericho 9 milímetros con salvoconducto y municiones de diferentes calibres.

Lea: Las historias de horror que salpican a alias “Lindolfo”

A los policías les llamó la atención que también tenía un radioteléfono marca Motorola y un carné de la Red de Apoyo.

En la página oficial de la Policía Nacional, este programa, también llamado Red de Aliados para la Prosperidad, está definido como “una alianza estratégica entre la Policía y los diferentes gremios, empresas públicas y privadas, para el mejoramiento de la seguridad ciudadana, donde se permite la integración de una serie de sistemas de comunicación que contribuyen al fortalecimiento de las condiciones de seguridad en determinadas áreas o entornos del territorio nacional”.

En la práctica, los integrantes de la Red tienen acceso a chats de Whatsapp y un sistema de comunicación radial, en el que los demás miembros y la Policía comparten de nuncias e información sobre los hechos de seguridad y delincuencia que ocurren en la ciudad.

Un integrante de la Red, que solicita la reserva de su identidad, explica que el tema es delicado porque allí los ciudadanos no solo transmiten sus datos, sino que también reciben información de la Fuerza Pública sobre hechos que están sucediendo al instante.

El portal institucional destaca precisamente que la ventaja de pertenecer al programa está en “tener la oportunidad más directa con el servicio de Policía, una comunicación inmediata, poder generar información más confiable y oportuna a través de ese intercambio de información en tiempo real”.

La pertenencia de alias “Lindolfo” a esta Red en Medellín fue criticada por la Fiscalía, durante las audiencias de control de garantías llevadas a cabo entre el miércoles y el sábado de la semana pasada.

De acuerdo con la evidencia del ente acusador, Murillo portaba el radio de la Red de Apoyo cuando acudió a un apartamento en Envigado (abril 24/7), en el que después de su partida se registró la muerte a bala, aparentemente accidental, de Elkin Agudelo Gallego (“Nomo”), supuesto integrante de la banda de “Caicedo”, al servicio de “la Oficina”.

La Fiscalías 65 adscrita a la Dirección contra la Criminalidad Organizada recordó también que el 22 de abril del mismo año, durante el asesinato del exsocio del cartel de Medellín, José Ocampo (“Pelusa”), varios miembros de la banda se comunicaron por chats de Blackberry.

En uno de los mensajes, pocos minutos después de perpetrado el acto sicarial, “Lindolfo” le escribió a su compinche “Martín”: “el amarillo (taxi) que se relaje hoy, que parece que salió en una cámara. Al parecer no cogieron la placa, solo se ve la Pulsar amarilla”.

La Pulsar amarilla era la motocicleta que usó el asesino, tras escapar de la escena del crimen en una estación de gasolina de la vía Las Palmas.

“¿Cómo es posible que se dé cuenta tan rápido de eso? Se puede inferir que sabía por ser una persona incluida en la Red de Apoyo. ¿A qué clase de personas estamos incluyendo en esa Red, con acceso a todo lo que pasa en la ciudad? ¿A jefes de organizaciones delincuenciales, para que se enteren de todo?”, cuestionó la fiscal del caso.

El documento oficial de la Policía precisa que pueden hacer parte de la Red de Apoyo “personas naturales y jurídicas, gremios, asociaciones, instituciones, empresas y todas aquellas personas que quieran con su vocación de servicio hacer parte de la contribución a la seguridad de los colombianos”.


Powered by